publicidad
A dos meses de las elecciones para renovar el Congreso, demócratas y republicanos discuten el sueldo mínimo.

EEUU celebra el “Día del trabajo” con una pelea por el salario mínimo

EEUU celebra el “Día del trabajo” con una pelea por el salario mínimo

A dos meses de las elecciones para renovar el Congreso, demócratas y republicanos discuten el sueldo mínimo.

A dos meses de las elecciones para renovar el Congreso, demócratas y rep...
A dos meses de las elecciones para renovar el Congreso, demócratas y republicanos discuten el sueldo mínimo.

Estados Unidos celebra hoy el Día del trabajo y lo hace con una batalla encabezada por el presidente Barack Obama que busca llevar el salario mínimo a nivel federal de US$7.25 a US$10.10 la hora.

publicidad

El aumento salarial, que fue una de las promesas de Obama para su segundo mandato, ha estado en la agenda republicana desde el año pasado cuando el presidente envió una propuesta al Congreso para sumar casi US$3 al sueldo mínimo; sin embargo, el proyecto fue bloqueado por los republicanos en el Senado a finales de abril.

Con motivo del “Labor Day” y ante la negativa republicana para aprobar cualquier aumento a nivel federal, Obama hizo el sábado un llamado a los gobiernos locales para “elevar el sueldo mínimo ante la falta de acción legislativa en este frente, y reconocer así el diario trabajo duro de millones de estadounidenses”.

Leer:  EEUU celebra el “Día del trabajo” con una pelea por el salario mínimo

“En Estados Unidos, nadie que trabaje tiempo completo debería tener que criar a su familia en condiciones de pobreza. Un día de trabajo duro merece un sueldo diario digno”, dijo el presidente Obama en su tradicional mensaje sabatino.

¿Por qué los republicanos no quieren un aumento salarial?

Un incremento en el salario mínimo tendría un beneficio directo sobre 28 millones de trabajadores, generando un mayor gasto personal y de consumo “y eso hace que la economía crezca para todos”, de acuerdo con el presidente Obama.

La situación de los bajos salarios, es un problema clave que enfrenta el país porque impide casi por completo la “movilidad ascendente para los que están enganchados en la trampa del salario mínimo”, opina el analista Matthew Geiger en un texto publicado por el sitio Communities Digital News.

Trabajadores de comida rápida luchan por incrementar el salario mínimo /Univision

Si el aumento salarial traería beneficios al país ¿cuál es el motivo por el que se oponen los republicanos? Su argumento es que incrementar el sueldo mínimo destruiría muchos puestos de trabajo en industrias como la de comida rápida, que se verían imposibilitados a asumir un aumento en sus nóminas.

Entonces, para los detractores del aumento salarial, el efecto a corto plazo sería que las franquicias no podrían prosperar porque su margen de ganancias se vería ampliamente cortado y ello conduciría a un mayor desempleo.

El aumento salarial y las próximas elecciones de noviembre

Aunque esta es una batalla que lleva meses entre los republicanos y los demócratas, este año cobra particular relevancia por las elecciones para renovar completamente la Cámara de Representantes (que cuenta con 435 escaños) y un tercio del Senado (33 de los 100 escaños) a principios del próximo noviembre.

publicidad

Leer: La gran batalla por el salario mínimo en EEUU

Para los republicanos, que actualmente son mayoría en la Cámara de Representantes (cuentan con 234 escaños frente a 201 demócratas), discutir nuevamente el aumento salarial no es una prioridad, toda vez que aprobar tal proyecto podría significar una mayor cantidad de votos a las filas demócratas.

Para el especialista Matthew Geiger aumentar el salario mínimo no debería tomarse a la ligera por parte de los demócratas porque en su opinión volvería a la economía estadounidense poco atractiva para las empresas tomando en cuenta los salarios (mucho más bajos que en EEUU) establecidos en la mayor parte del mundo.

Leer:  El salario mínimo de EEUU comparado con otros países

Lo que Geiger propone es que el salario mínimo aumente de acuerdo a las habilidades de los empleados, lo cual “haría crecer sus carreras y sus vidas”.

¿Qué ha pasado con los estados que han aumentado a nivel local el salario mínimo?

Desafiando los obstáculos federales, hay 13 estados en el país que aumentaron los salarios mínimos: Missouri ($7.50) Arizona ($7.90), Montana ($7.90), Florida ($7.93), Ohio ($7.95), Colorado ($8), Nueva York ($8), Rhode Island ($8), Nueva Jersey ($8.25), Connecticut ($8.70), Vermont ($8.73), Oregon ($9.10) y Washington ($9.32).

Leer:  Obama pide a estadounidenses presionar por el salario

publicidad

Según datos del Departamento de Trabajo, publicados en julio de este año, el aumento del salario mínimo en los mencionados estados no parece haber tenido un impacto negativo en el crecimiento del empleo, al contrario de lo que dijeron los críticos que sucedería.

Aumenta el salario mínimo en California /Univision

El reporte señaló que los 13 estados donde se aumentó el salario mínimo generaron empleos a un ritmo mayor, lo cual contradice una prospección hecha por la Oficina Presupuestaria del Congreso que en febrero mencionó que el aumento del sueldo a $10.10 dólares podría costar 500,000 puestos de trabajo.

“En los 13 estados que subieron sus mínimos a principios de año, el número de empleos creció un promedio de 0.85% desde enero hasta junio. El promedio de los otros 37 estados fue de 0.61”, según Assoacited Press.

"Los economistas que apoyan un mínimo más alto dicen que las cifras son alentadoras, aunque reconocen que no establecen una causa y efecto. Hay muchas razones posibles de contratación que podría acelerarse en un estado en particular”, agregó la agencia de noticias.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
La Conferencia de Acción Política Conservadora desconvocó a Milo Yiannopoulos, quien era editor de Breitbart News, a un acto este viernes al que tiene previsto asistir y hablar el presidente Donald Trump. Tras la polémica Yiannopoulos anunció su dimisión.
El presidente enumeró varios ataques terroristas en Europa y entre ellos mencionó a Suecia país donde no ha ocurrido ningún incidente violento. Las autoridades suecas han pedido explicaciones sobre estas declaraciones del presidente Donald Trump.
El artefacto explotó alrededor de las 10:30 de la mañana (hora local) y se reportan al menos 29 heridos en su mayoría policías.
Durante una conferencia de prensa, el mandatario estadounidense le preguntó al periodista de CNN Jim Acosta si tenía relación con su nuevo nominado a secretario de Trabajo, Alexander Acosta. Le dijo a una reportera afroestadounidense si podía organizar una reunión con congresistas negros y aseguró no ser racista o antisemita.
publicidad