publicidad
.

Doce muertos es el saldo de un sangriento ataque a la base militar Fort...

Doce muertos es el saldo de un sangriento ataque a la base militar Fort Hood, en Texas

Doce muertos es el saldo de un sangriento ataque a la base militar Fort Hood, en Texas

Trece muertos y 30 heridos es el saldo de un sangriento ataque en el interior de la base militar Fort Hodd, en Texas.

Agresor es psiquiatra

FORT HOOD, Texas - Trece personas muertas y 30 heridos es el saldo de un tiroteo registrado el jueves en una base militar en Fort Hood, en el estado de Texas, el mayor ataque a una base en territorio estadounidense.

El incidente ocurrió, según las informaciones iniciales, cuando un oficial abrió fuego en un centro de preparación de soldados que serán enviados al frente de batalla en Irak y Afganistán.

El teniente coronel Nathan Banks, vocero del Ejército en el Pentágono, en Washington, dijo que el primer incidente estalló a la 1:30 de la tarde del jueves en un centro de procesamiento de personal en la enorme base militar. El segundo fue en una sala de teatro.

Se informó que sólo fue un atacante que agredió a los soldados, uno de los cuales se había informado que falleció, pero reportes de último minuto indicaron que está estable.

Se trata del Mayor Malik Nadal Hasan de 39 años, de profesión siquiatra y que pronto sería transferido a Irak después del Día de Acción de Gracias.

Tras el ataque autoridades anunciaron de inmediato que habían matado al agresor. En una conferencia de prensa, el teniente general Bob Cone ofreció pocas explicaciones a los reporteros sobre por qué se creyó que el sospechoso estaba muerto, y sólo dijo que hubo una confusión en el hospital.

El Ejército estadounidense sufre de una cifra récord de suicidios y de otros síntomas de trauma de soldados que regresan de las guerras en Irak y Afganistán.

publicidad

El sitio de internet del Ejército había informado "Fort Hood está cerrado" y que las todas las unidades de la base habían sido acuarteladas y habían recibido órdenes de confirmar la presencia de la tropa. El sitio web indica: "Esto no es un simulacro, es una situación de emergencia". Mientras los canales de televisión de Texas informaban detalles de la situación que imperaba dentro y fuera de la base.

Otros dos soldados bajo custodia tras el letal tiroteo fueron liberados después, informó a The Associated Press el portavoz de Fort Hood, Christopher Haug.

"No se cree que ellos hayan estado involucrados en lo ocurrido", explicó Haug, pero añadió que una tercera persona permanecía bajo custodia.

Fort Hood está ubicado en el centro de Texas, entre Austin y Waco. Allí prestan servicios unos 60,000 soldados.

De hecho, se trata de una pequeña ciudad que cuenta con todo tipo de servicios, ya que que también viven familias de los militares en esa zona.

En la Casa Blanca, el secretario de prensa Robert Gibbs informó que el presidente Barack Obama está al tanto de los hechos y monitoreándolos en el Salón de Situaciones de Emergencia.

No es la primera vez

La base militar de Fort Hood, en Texas, donde al menos 12 personas murieron y 31 resultaron heridas en el tiroteo, ha sido en los últimos dos años escenario frecuente de violencia protagonizada por los soldados.

publicidad

Según esas informaciones, los soldados que estaban en el centro habrían respondido al ataque con sus armas desatándose el caos en la mayor base del Ejército de Estados Unidos en el territorio continental.

El incidente, que se produce en medio de un reportado incremento del número de suicidios y de desórdenes mentales entre los militares estadounidenses, es el último capítulo de una serie que parece haberse hecho más violenta en los últimos dos años en Fort Hood.

Hace poco más de un año, tras un altercado, un soldado mató a balazos a su teniente y luego se suicidó.

A finales de ese año, el ex convicto Denard Manns, fue ejecutado en Texas por robar, violar y matar en 1999 a la asistente médico, Michelle Robson, en un apartamento cercano a la base.

En julio de este año, el soldado Armano Baca fue acusado de asesinar al militar Ryan Richard Schlak. Ambos eran miembros de la División 1 de Caballería que había regresado a Fort Hood del conflicto en Irak.

Hace sólo tres meses, el soldado Jared Lee Bottorff fue acusado de asesinar a otro soldado de Fort Hood al iniciarse una pelea entre los militares en la casa de uno de ellos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
El agresor también se disparó a sí mismo. Se teme por la vida de varios de los heridos.
En uno de sus últimos actos antes de dejar la presidencia, Barack Obama conmutó la condena de prisión de Chelsea Manning, la responsable de la mayor filtración de información clasificada estadounidense.
El presidente venezolano dijo en un programa televisado que usaría sus "facultades presidenciales" para liberar a Leopoldo López si "me entregan a Oscar López Rivera". Este martes, el presidente Barack Obama decidió excarcelar a una de las figuras más polémicas dentro del movimiento independentista de Puerto Rico.
El emblemático espectáculo estadounidense no ha podido hacer frente a los cambios del gusto del público y anunció el sábado que su última función será en mayo.
publicidad