publicidad

Dan de alta a joven atacada por 'bacteria carnívora' en Georgia

Dan de alta a joven atacada por 'bacteria carnívora' en Georgia

Aimee Copeland, una mujer de Georgia a quien se le diagnosticó una enfermedad extraña, fue dada de alta del hospital luego de dos meses.

La bacteria ataca el tejido sano

Aimee Copeland, una mujer de Georgia a quien se le diagnosticó una enfermedad extraña, fue dada de alta del hospital luego de dos meses, informó CNN.

¿Piensas que resulte difícil para esta joven recuperarse de su enfermedad? Opina en nuestros Foros.

The Associated Press explicó que Copeland, de 24 años, luchó contra una bacteria que comía la carne de su cuerpo. 

Esta infección emite toxinas que obstruyen el flujo sanguíneo a partes del cuerpo. También es capaz de destruir el tejido muscular, la grasa y la piel. 

La joven entrará a rehabilitación por tiempo indeterminado antes de que pueda volver a casa. Los cirujanos le amputaron la mayor parte de sus manos, una de sus piernas y lo que quedaba de su pie para ganarle al avance de la infección y salvar su vida. También se le realizaron varios injertos de piel luego de que se le retiró tejido de su abdomen.

Su padre dijo que "Aimee está muy emocionada, como un joven que deja la casa para ir a la universidad, pero también se da cuenta de que la rehabilitación será difícil", reportó CNN.

Su recuperación ocurrió antes de lo esperado. Al principio, los doctores pensaban que tendría pocas probabilidades de sobrevivir. Pasó varias semanas con sedantes y conectada a un respirador.

El reto a vencer ahora es recuperar sus habilidades. "El siguiente paso es su oportunidad de aprender algo, de rehabilitarse y reaprender sus habilidades de vida. Necesita desarrollar la autonomía de ser capaz de ir de su cama a una silla de ruedas, a la ducha y al baño o a cualquier otro lugar de la casa. Puede lograrlo".

publicidad

Ataque de la "bacteria carnívora"

Copeland ingresó al hospital el primer día de mayo y desde entonces tuvo que pasar más de un mes para que pudiera volver a salir. Sus padres la llevaron en su silla de ruedas a dar una vuelta al aire libre fuera del hospital.

La joven contrajo esta enfermedad luego de cortarse tras caer de una tirolesa rota sobre el río Tallapoosa.

En el hospital recibió puntadas. Sin embargo, tres días después el dolor continuaba y fue a urgencias del hospital, donde los doctores le dijeron que había contraído esta infección causada por la "bacteria carnívora".

Su padre estuvo reportando su situación por medio de un blog. 

La infección ataca el tejido sano y es fatal para la víctima en un 20% de los casos. Por fortuna, Aimee no formó parte de ese 20% y ahora espera recuperarse y pasar su tiempo trabajando en su tesis de posgrado en Psicología.

"Ella es increíble, porque sabe que fue muy afortunada y está muy feliz de estar viva", dijo su hermana, Paige Copeland. "Aimee valora su vida, la disfruta. Cada día es un regalo y siempre ha pensado de esa forma, incluso antes del accidente".

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad