publicidad

La narcocorrupción sacude a México, los policías los más vulnerables

La narcocorrupción sacude a México, los policías los más vulnerables

La corrupción de policías y funcionarios con narcotraficantes es uno de los principales problemas que vive México.

Momento crítico

CIUDAD DE MEXICO - La falta de profesionalización de los cuerpos policíacos y la corrupción de funcionarios por la delincuencia organizada son los principales problemas que enfrenta el presidente Felipe Calderón en la lucha anticrimen, que desde 2006 ha provocado el arresto de 600 servidores públicos y más de 7,000 muertos.

El mayor escándalo se produjo el pasado 26 de mayo cuando fueron capturados en Michoacán 29 funcionarios, incluidos 10 alcaldes, un juez y una asesora del gobernador, por nexos con La Familia Michoacana, considerado el cartel más peligroso de México.

Para Pablo de la Cruz, especialista en seguridad pública, el gobierno de Calderón está viviendo el momento más crítico de su lucha contra el crimen ante la ausencia de una estrategia conjunta entre el gobierno federal y los estados para combatir la 'narcocorrupción'.

El especialista de la UNAM destacó que la detención de ediles, presidentes municipales y policías evidencian las redes de complicidad, descomposición y protección que ha tejido el narcotráfico y el crimen organizado en México.

“Estamos en el momento más crítico, aunado al 'enraizamiento' de la narcopolítica, que ha llegado a las altas estructuras del poder, además de su penetración en los cuerpos policíacos”, dijo a Univision.com el investigador de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

publicidad

Sin embargo, para José Antonio Ortega, presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública, el momento más crítico de la lucha antinarco está por llegar: “Yo creo que se va a poner peor porque el asunto no ha tocado fondo, la violencia va a subir y tenemos que hacer algo efectivo desde la sociedad y la autoridad sí realmente queremos un país mejor”.

Vulnerabilidad policial

Pablo Monzalvo, investigador de la Universidad Iberoamericana, afirma que el problema con los policías corruptos es su falta de profesionalización y, por ello, muchos son vulnerables a vincularse con la delincuencia organizada.

“Las personas que ingresan a las corporaciones lo hacen por falta de trabajo, llegan para subsistir económicamente, por lo que son presa fácil, incluidos lo altos mandos, que son sobornados por la delincuencia organizada”.

“Por eso el crimen organizado ha tomado hegemonía y es un poder de facto, pues ofrecen carrera a los desempleados que se incorporan como policías, particularmente los que tienen contacto con venta de objetos ilícitos, droga, contrabando, autos robados”, destacó Monzalvo.

Agregó que en México se ha tomado la seguridad pública como la parte más sucia, como el drenaje de las políticas públicas.

José Antonio Ortega agregó que la poca confianza en los policías y funcionarios públicos se debe a la corrupción, colusión y el contubernio de algunos malos elementos de las instituciones de seguridad pública y procuración de justicia con el crimen organizado, lo que dificulta cada vez más la batalla anticrimen de Calderón.

publicidad

“Parece que conforme se van dando las detenciones van apareciendo más y más policías y funcionarios corruptos, los cuales son detenidos y son sustituidos por otros. Es cosa de nunca acabar”.

Dijo que era necesaria una depuración policíaca a fondo para después fortalecer a las instituciones de seguridad y justicia para evitar que la corrupción alcance a los nuevos elementos.

Batalla electoral

Mucho se ha especulado sobre el tinte político del reciente golpe de las autoridades a los policías y funcionarios de Michoacán.

Al respecto, De la Cruz precisó que en efecto puede haber cierto matiz electoral ya que el próximo 5 de julio se renovará el Congreso y el Partido Acción Nacional, al que pertenece el presidente Calderón, busca recuperar espacios.

“Lo que veo es más una operación política de carácter electoral por parte del a presidencia de la República que se centra en los bastiones de poder y control de la oposición, como son los casos de Zacatecas y Michoacán (donde se hizo el reciente megaoperativo)”, destacó De la Cruz.

En el caso de Zacatecas, se refiere al rescate de 53 presos, el pasado 16 de mayo por parte de un comando armado que realizó la operación en escaso cinco minutos y hasta el momento no hay ninguna pista de los implicados. 

Decisiones partidistas

En ambos casos los gobiernos está liderados por el izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD).

publicidad

“El Partido Acción Nacional (PAN) quiere las gobernaturas, busca  afianzar el dominio en la próxima legislatura federal y está utilizando la estrategia anticrimen y antinarco para exhibir la corrupción de gobiernos opositores”, aseveró De la Cruz.

Monzalvo coincide en que las detenciones de más funcionarios se seguirán dando ante los tiempos electorales que vive México.

“Ahora lo que se está viviendo es un batalla electoral, el gobierno federal está tratando de demostrar quién saca una ventaja mayor en los próximos comicios electorales…es como una ola mediática”, indicó.

Agregó que los gobernadores de Zacatecas, Michoacán y Morelos, donde han sido detenidos policías y funcionarios, deben renunciar o pedir licencia para demostrar interés en que se esclarezcan los casos.

Entre tanto, el presidente Calderón les ha pedido a los gobiernos federal y estatal que se comprometan a romper las redes de protección oficial al crimen organizado.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
El presidente enumeró varios ataques terroristas en Europa y entre ellos mencionó a Suecia país donde no ha ocurrido ningún incidente violento. Las autoridades suecas han pedido explicaciones sobre estas declaraciones del presidente Donald Trump.
El artefacto explotó alrededor de las 10:30 de la mañana (hora local) y se reportan al menos 29 heridos en su mayoría policías.
Durante una conferencia de prensa, el mandatario estadounidense le preguntó al periodista de CNN Jim Acosta si tenía relación con su nuevo nominado a secretario de Trabajo, Alexander Acosta. Le dijo a una reportera afroestadounidense si podía organizar una reunión con congresistas negros y aseguró no ser racista o antisemita.
Something as everyday as walking to the supermarket becomes a risk students like Jose Reza can no longer take. The possibility alone that police departments can share information with immigration agencies has immigrant communities across the nation on high alert, especially at universities.
publicidad