publicidad

Mutilan las manos a siete vendedores de droga en Jalisco por "no pagar sus cuentas"

Mutilan las manos a siete vendedores de droga en Jalisco por "no pagar sus cuentas"

Los verdugos trataron de hacerlos pasar como ladrones. Sin embargo, las investigaciones apuntan a que se trató de un ajuste de cuentas entre miembros del sanguinario Cártel Jalisco Nueva Generación.

Mutilación masiva en México es otra muestra la perversidad de la narcoviolencia en el país Univision

Las víctimas " no habían pagado una droga que habían distribuido" así que para darles "un escarmiento", miembros de una célula del cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) decidieron cercenar este lunes las manos a siete personas en Tlaquepaque, en el occidental estado de Jalisco.

Así lo declararon un hombre y una mujer, detenidos a primeras horas de la mañana de este martes en una casa utilizada para esconder a personas secuestradas también en Tlaquepaque, informó en una conferencia de prensa Eduardo Almaguer, fiscal de Jalisco.

De las siete personas mutiladas –seis hombres y una mujer–, una perdió la vida. Según el fiscal, todos habían tenido líos con la ley por los delitos de robo, asalto y narcomenudeo. Sus edades van de los 25 a los 44 años. Junto al cadáver aparecía un mensaje que pretendía hacer pasar a los siete como ladrones, además de que a todos les escribieron en sus cuerpos la palabra "rata" (ladrón).

Tras el ataque, presuntamente con machetes, los agresores dejaron dos bolsas de plástico con los restos.

Almaguer aseguró que se trató de un “ ajuste de cuentas entre diversas células de un grupo delictivo”. Dijo que hay avances en las investigaciones para dar con el paradero de quienes ordenaron el ataque, debido a que “esta violencia entre criminales afecta el orden social”.

publicidad

“El mensaje que se envían entre ellos es de mucha claridad, de que no se estén ‘robando’ (…) Y que tendría que ver con esa falta de pago y ese interés que se tiene de generar temor, miedo, entre quienes se dedican a esta actividad para que no estén faltando a esos compromisos criminales de no cubrir la droga que distribuyen”, agregó.

Eduardo Palacios, comandante de la Policía de Tlaquepaque, dijo que antes de ser llevados al hospital para ser atendidos, los heridos no pudieron aportar información sobre lo que les había pasado, pues todos se encontraban “ en estado de shock”.

Roberto Larios, de la policía de Tlaquepaque, dijo a la prensa que el estado de salud de las víctimas se reporta como "delicado". "Les cortaron las manos (...) y les dejaron los muñones sólo cubiertos con vendas" o plástico.

Jalisco vive un recrudecimiento en la violencia por ser el territorio que quiere controlar el cártel Jalisco Nueva Generación. El propio Almaguer reconoció las operaciones en la entidad de la banda criminal “en los últimos años”.

Lea también:

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad