publicidad

Abogada especialista en narcotráfico fue asesinada; había sobrevivido a 4 atentados

Abogada especialista en narcotráfico fue asesinada; había sobrevivido a 4 atentados

Silvia Raquenel Villanueva "La abogada de narcotraficantes" fue asesinada; había sobrevivido a cuatro atentados.

En un mercado

MONTERREY, México – Una destacada abogada que había defendido a presuntos narcotraficantes fue muerta a tiros el domingo en un mercado en la ciudad norteña de Monterrey.

Recibe noticias de México en tu móvil

Un funcionario de la policía regiomontana que pidió guardar el anonimato, como es costumbre en esa corporación, dijo que la abogada Silvia Raquenel Villanueva fue muerta a balazos en el mercado Pulga Río.

Villanueva fue acribillada con armas de grueso calibre y luego un sicario le dio un tiro de gracia para asegurarse de su muerte, indicó la policía ministerial del estado de Nuevo León.

Nadie más resultó herido en el mercado, al que suelen acudir muchos habitantes, lo que sugiere que se trató de un ataque para ejecutarla. Hasta el momento no había información sobre el posible móvil o la identidad de los agresores.

El suceso ocurrió sobre las 11:30 horas locales, cuando la abogada se encontraba comprando en un mercado del centro de la ciudad junto con su hija adolescente.

Un grupo de sicarios le disparó varias ráfagas con un rifle AR15 y pistolas calibre nueve milímetros.

Cuatro intentos

Villanueva sufrió el primer atentado de su vida en mayo de 1998, cuando se lanzó un aparato explosivo de fabricación casera contra su despacho.

Posteriormente, el 23 de marzo del año 2000, las balas de los sicarios la alcanzaron cuando quedó atrapada en la puerta giratoria del Hotel Imperial en Ciudad de México, tras concluir una reunión con un ex comandante de la fiscalía federal, presunto protector del Cártel de Juárez, quien también resultó herido.

publicidad

Los pistoleros la visitaron de nuevo el último día de agosto de ese mismo año, en su despacho. Tres hombres jóvenes, de entre 25 y 28 años de edad, le dispararon logrando impactar su cuerpo en cinco ocasiones con armas calibre nueve milímetros.

Los sicarios se le volvieron a aparecer, a pesar de los escoltas que la protegían, el mediodía del 15 de noviembre de 2001, cuando la abogada salía de una diligencia en los juzgados federales ubicados en el centro de Monterrey.

Villanueva bajaba los escalones para dirigirse a su camioneta blindada, acompañada de tres agentes proporcionados para su protección por la Fiscalía Contra la Delincuencia Organizada.

Repentinamente apareció sobre una transitada avenida un auto del que bajaron dos hombres, que le dispararon en dos ocasiones a pocos metros de distancia, sin lograr dar en el blanco.

'Abogada de narcos'

"La abogada de narcotraficantes", como se le conocía, se preparaba para contar sus memorias en libro que se sería publicado por la Editorial Random House.

La abogada defendió a Carlos Reséndez Bertolucci, un elemento del Cártel del Golfo que testificó en favor de la fiscalía y ayudó a declarar culpable de narcotráfico al capo Juan García Abrego en la década de 1990.

"A mi me queda muy claro que yo debería estar muerta hace nueve años. Por eso creo que Dios tiene un propósito para mí y espero hacer lo correcto", señaló Villanueva en su última entrevista para el texto.

publicidad

Más ejecuciones

Por otro lado, también el domingo soldados del ejército mataron a dos sospechosos en un tiroteo con pistoleros en el estado occidental de Michoacán.

La policía estatal indicó que varios sospechosos que se desplazaban en una camioneta deportiva ignoraron las órdenes de los soldados para que se detuvieran y luego comenzaron a dispararle a los vehículos militares. En la subsecuente balacera dos de los hombres perdieron la vida, mientras que los demás escaparon.

En el vecino estado de Guerrero el sábado por la noche, un grupo de atacantes abrió fuego contra un vehículo en el que viajaban una pareja y su hijo de tres años, matando a los tres. La agresión, ocurrida cerca de Chilpancingo, la capital del estado, provocó que el vehículo de las víctimas cayera a una profunda barranca. La policía encontró una pistola en su interior.

En otro suceso el sábado, pistoleros mataron a cuatro personas en un bar en el estado norteño de Chihuahua. Los fiscales dijeron que los atacantes entraron al bar en Chihuahua, la capital estatal, y mataron a cuatro hombres, dejando heridos a una mujer y a otro hombre.

Hasta el momento no había información sobre el móvil del ataque, pero la zona --como muchas otras en México-- se ha visto asolada en años recientes por la violencia vinculada al narcotráfico.

A nivel nacional, el presidente Felipe Calderón ha emplazado a más de 45,000 soldados en el combate a los cárteles, y más de 11,000 personas han muerto por hechos de violencia vinculados con las drogas desde que él asumió la presidencia en diciembre del 2006.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad