publicidad

Miles de fieles recibieron la antorcha guadalupana y pidieron una reforma justa.

Miles de fieles recibieron la antorcha guadalupana y pidieron una reforma justa.

Miles de fieles de la Virgen de Guadalupe en NY pidieron por su bienestar y por una reforma migratoria en Estados Unidos.

Miles de fieles recibieron la antorcha guadalupana y pidieron una reform...

Iluminar mente de congresistas

NUEVA YORK - Los mexicanos pidieron hoy al presidente electo, Barak Obama, que pare las redadas e impulse una reforma migratoria que legalice a los miles de inmigrantes que hay en Estados Unidos, durante una misa celebrada en la catedral San Patricio de Nueva York en honor a la Virgen de Guadalupe.

En sus oraciones, pidieron también a la "virgen morena", patrona de México, que ilumine la mente de los congresistas para que se apruebe la deseada reforma durante la próxima Administración.

Este reclamo se repite cada año en las plegarias a su patrona, durante el servicio religioso con el que recuerdan su aparición al indio Juan Diego en el cerro del Tepeyac, en 1531.

Decenas de mexicanos y otros devotos recibieron en Nueva York la antorcha guadalupana, que partió de la Basílica de México el pasado 5 de octubre y que, tras recorrer varias ciudades de Estados Unidos, llegó a su destino final en la Gran Manzana.

publicidad

Dos pinturas, una de la virgen y otra de Juan Diego, acompañan cada año la antorcha, que en esta ocasión fue traída desde la frontera en Texas por María Martínez y Laura Zúñiga, ambas residentes en Nueva York.

La lluvia que desde hace dos días cae en la ciudad y el frío de la época invernal no impidieron que los guadalupanos llegaran temprano a la catedral, ubicada en la famosa Quinta Avenida, donde esperaron por la antorcha con gritos de "Viva Lupita", "Viva la Virgen de Guadalupe" y "Viva México".

Muchos llegaron a la iglesia con rosas de colores, con las que abarrotaron el altar a la Virgen de Guadalupe en la catedral, a la que se acercaron a pedir algún favor o agradecerle la concesión de alguno.

Alfredo Castillo, de México DF y radicado en Nueva York hace diez años, acudió a la misma cargando con devoción una imagen de la virgen, que su madre le envió hace dos semanas desde México, donde fue bendecida.

"Vine para darle gracias por todas las bendiciones que me concedió este año", dijo a Efe Castillo, quien trabaja como mesonero y que aprovechó su día libre para asistir a la misa.

Entre los devotos estuvieron también los hermanos Garza, cuya hermana Laura está desaparecida hace más de una semana en Nueva York, para pedir a la virgen su ayuda.

Siguiendo sus costumbres, los padres llevaron a sus hijos vestidos como el indio Juan Diego, como el pequeño Alejandro, de tres años.

publicidad

Su madre Inés, oriunda de Tlaxcala, Puebla, asiste anualmente al acto religioso y "este año vine a darle las gracias porque estamos bien de salud", comentó.

Palabras de bienvenida

Tras llegar a la catedral, la antorcha y las imágenes fueron llevadas en procesión hasta el altar, donde el obispo Robert T. Ritchie, rector de la San Patricio, les dio la bienvenida y ofició la misa.

En sus palabras de bienvenida, dijo que la antorcha simbolizaba una conexión entre México y EEUU, "un lugar que de vez en cuando o a veces no es tan bueno para los inmigrantes".

Indicó además que con la antorcha, los mexicanos estaban trayendo luz a ciudadanos de este país y afirmó que Nueva York también tiene una antorcha, al referirse a la que sostiene en una mano la Estatua de la Libertad, con la que dice "bienvenidos los inmigrantes".

El obispo añadió que cuando EEUU colocó la Estatua "la gente de este país le dijo al mundo: ven a nosotros, la antorcha dice que eres bienvenido".

Aseguró además a los feligreses que "cuando los políticos dicen que quieren una frontera fuerte, estamos olvidando que no hay fronteras en el corazón de María y en el de Cristo".

Acto seguido aclaró que sus palabras no son "un acto político o nacionalista, sino religioso.

En sus oraciones, los mexicanos pidieron también a la Guadalupe por todos los inmigrantes que han muerto este año en los barrios y fronteras de EEUU, por los que han caído en el vicio del alcohol, las drogas y en pandillas y para que les conceda jornadas de trabajo y salarios justos.

publicidad

Joel Magallán, director ejecutivo de Tepeyac, organización de servicio a la comunidad mexicana que organiza el recorrido de la antorcha cada año, señaló a los feligreses que a partir del 1 de enero comenzarán a trabajar para lograr este año una propuesta de reforma.

Aseguró que el 83 por ciento de los mexicanos que votan en este país lo hicieron por Obama.

"Necesitamos presentar una propuesta legislativa. Vamos a empezar a movilizarnos para que este año se logre. Vamos as necesitar el apoyo de todos", señaló.

Tras el servicio religioso, un grupo de corredores llevó la antorcha a Naciones Unidas, para allí prender otras, que serán repartidas por los barrios de la ciudad.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad