publicidad
.

Masacre en universidad logo-noticias.6bcb5218ff723b30f6c272bb9bfc7be3.svg

Masacre en universidad

Masacre en universidad

Un ex estudiante armado abrió fuego en una universidad en Illinois, mató a cinco estudiantes y luego se suicidó. Hay al menos 16 lesionados.

Se desconoce por qué lo hizo

Faltando pocos minutos para que concluyera una clase de ciencias oceanográficas en la Universidad de Northern Illinois (NIU) el jueves en el recinto de DeKalb, un ex alumno armado entró a un auditorio repleto de estudiantes y, sin decir ni una sola palabra, empezó a disparar. Al final de la violenta jornada -que duró cuatro minutos- dejó un saldo de cinco muertos y 16 lesionados, antes de suicidarse, indicaron las autoridades.

El incidente ocurrió el jueves a las 3:03 p.m. hora Centro, en el recinto de la NIU de la ciudad de DeKalb, a unas 65 millas (105 kilómetros) al oeste de Chicago.

Según testigos, el sospechoso -indentificado como Steven Kazmierczak , de 27 años- entró al aula vestido de negro y abrió fuego una y otra vez de manera indiscriminada. Llevaba consigo un fusil de asalto y tres pistolas, y se calcula realizó alrededor de 30 disparos en el auditorio.

La policía dijo que hasta ahora no había determinado un motivo para el ataque, que causó un dramático caos y el cierre inmediato del recinto universitario. Se informó además que el atacante no tenía un expediente criminal previo.

Lo que sí se sabe es que Kazmierczak impactó de bala a 21 personas de entre 18 y 27 años de edad. De éstas, cinco murieron y otras 16 resultaron heridas. Dos de los lesionados hospitalizados continúan el viernes en estado crítico. El sexto muerto fue el propio atacante que se suicidó en la escena.

publicidad

El tiroteo del jueves en NIU es el cuarto ocurrido en una escuela estadounidense en apenas una semana.

Hasta ahora las autoridades han identificado a sólo cuatro de las víctimas fatales: Daniel Parmenter, de 20 años; Catalina García, de 20; Ryanne Mace, de 19; y Julianna Gehant, de 32. El nombre del quinto fallecido no fue revelado, pero se trata de un joven de 22 años de edad.

El rector de la universidad, John Peters, dijo que cuatro personas fallecieron en el lugar de los hechos, entre ellos tres estudiantes y el atacante, mientras que otros dos fallecieron en el hospital.

Peters dijo que el sujeto era un ex estudiante de posgrado en sociología en la universidad, pero no estaba actualmente inscrito en el recinto, con 25 mil estudiantes.

"Parece que pudo haber sido alumno de otro lugar", dijo el jefe de la policía de la universidad, Donald Grady.Testigos dijeron que el delgado sujeto, vestido de negro y con una media en la cabeza, salió de detrás de una pantalla en el escenario del auditorio Cole, de 200 asientos, y abrió fuego cuando terminaba la clase, alrededor de las 3 p.m. Centro.

Las autoridades dijeron que 162 estudiantes estaban inscritos para la clase, pero se desconoce cuántos estaban realmente ahí.

"Sigo pensando, '¡Dios mío!, me va a matar. Oh Dios, estoy muerta. Estoy muerta. Estoy muerta", expresó a la Associated Press Desiree Smith, una estudiante que cayó al suelo cerca de la parte posterior del auditorio.

publicidad

"La gente empezó a arrastrarse una sobre otra, aplastándose. Tan pronto logré acercarme a la puerta, me puse en pie y empecé a correr", dijo.

Se le pidió a los estudiantes que llamaran a sus padres "lo más pronto posible" y se les ofreció asesoría en cualquiera de los dormitorios, indicó la página de la universidad en internet.

La Universidad de Northen Illinois habilitó los siguientes números telefónicos para ayudar a padres y estudiantes con información sobre el incidente: 815-753-1573 | 815-753-6143 | 815-753-1574 | 815-753-1575 | 815-753-9564 | 815-753-6257.

Testigos describen el suceso

La estudiante Lauren Carr dijo que estaba sentada en la tercera fila cuando vio al atacante aparecer en una puerta.

"Me arrastré como hacen en el ejército por el pasillo. Me dije que debía ponerme de pie y correr o podría morir aquí", relató la joven. Agregó que un estudiante que iba adelante de ella estaba sangrando, "pero siguió corriendo".

"Escuché a una chica gritar: 'Corran, está recargando la pistola' ", dijo.

El estudiante Jerry Santoni estaba en una fila al final del recinto cuando vio al sujeto entrar por una puerta de servicio al escenario.

"Lo vi dispararle una ronda al maestro. Después de eso, me tiré al suelo tan rápido como pude", dijo.

publicidad

George Gaynor, un estudiante de geografía que se encontraba en la sala cuando ocurrió la balacera, declaró al periódico estudiantil Northern Star que el pistolero era "un hombre blanco delgado que traía puesta una media".

Inmediatamente después del incidente se produjo una escena aterradora y caótica, señaló.

"Una chica recibió un balazo en un ojo, un tipo fue alcanzado en una pierna", afirmó Gaynor fuera de la sala, apenas minutos después del tiroteo. "Ocurrió unos cinco minutos antes de que terminara la clase".

El estudiante Edward Robinson le dijo a la WLS que el pistolero pareció dispararle a los estudiantes en una parte de la sala de conferencias.

"Era casi como si supiera a quién quería dispararle", indicó Robinson. "Sabía a quién y en dónde quería disparar".

Los agentes de la Oficina de Control de Bebidas Alcohólicas, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos estaban apoyando a las autoridades locales en el lugar, dijo el portavoz Thomas Ahern al Chicago Tribune, quien indicó que se desconocía los motivos del tiroteo.

"Rastrearemos urgentemente las armas de fuego y nos enteraremos de la historia de éstas", afirmó Ahern.

Todas las clases fueron canceladas el jueves por la noche y el recinto de 25 mil estudiantes estará cerrado el viernes.

publicidad

El tiroteo del jueves en la Universidad del Norte de Illinois ocurrió 10 meses de la masacre en la universidad de Virginia Tech cuando Seung-Hui Cho, un estudiante de origen coreano, abrió fuego en el recinto académico y mató 32 personas para luego suicidarse.

El hecho Virginia Tech, ocurrido el 16 de abril del año pasado, es hasta ahora el peor tiroteo escolar en la historia de Estados Unidos.

Cronología del brutal incidente

Oficiales respondieron a un llamado, alrededor de las 3 p.m. Centro, de que supuestamente se habían escuchado algunos disparos en el recinto universitario, precisó Roger Scott, jefe de la Policía del Condado de DeKalb.

En el resto de la universidad, sin embargo, el primer indicio de peligro lo recibieron los estudiantes a las 3:20 p.m. Centro, cuando se publicó una alerta en su página de internet que decía: "Hay un reporte de un posible hombre armado en el recinto. Vaya a un área segura y tome precauciones hasta que todo esté aclarado. Evite el King Commons y todos los edificios del área".

Unos 20 minutos más tarde, el centro educativo publicó un segundo mensaje informándole a los estudiantes de que todos los recintos de la Universidad de Northen Illinois habían sido clausurados y que todas las clases habían sido suspendidas hasta nuevo aviso.

El comunicado virtual más dramático, sin embargo, fue publicado a las 3:50 p.m. Centro. Decía que "varias personas" habían sido transportadas en ambulancia del lugar.

publicidad

Dominique Broxton, una estudiante de 22 años entrevistada por el periódico Chicago Tribune, dijo que pudo ver a al menos dos estudiantes lesionados desde su dormitorio.

"La ambulancia se llevó a los dos estudiantes que estaban en el piso, justo afuera de mi habitación", relató la joven al diario. "No conozco a las víctimas. Estaban ensangrentados. Donde estoy ahora mismo, hay muchos policías, al menos una docena. Hay patrullas y camiones de la policía por todos lados".

Broxton precisó que la escena era caótica.

"Pude ver mucha confusión", añadió la estudiante al Chicago Tribune. "Los estudiantes estaban corriendo. La gente en realidad no sabía lo que estaba pasando. Hay un sistema de intercomunicación en el dormitorio. Alguien habló y dijo que un sospechoso había sido atrapado".

Según Broxton, la voz que habló por el alto parlante dijo que el atacante había sido detenido y que [los estudiantes] debían permanecer calmados y en el interior de sus habitaciones.

No obstante, la policía luego confirmó que el atacante parece haberse quitado su propia vida.

Resumen de previos tiroteos

La muerte de siete personas en la Universidad de Northern Illinois se suma a la cadena de incidentes en instituciones educativas de Estados Unidos que se han cobrado en los últimos años la vida de alrededor de un centenar de personas, entre ellas profesores y estudiantes.

publicidad

La siguiente es una lista de los principales incidentes:

Mayo de 1992: Un hombre mata a un profesor y tres alumnos en una escuela secundaria de Olivehurst (California), donde mantuvo como rehenes a un grupo de personas durante más de ocho horas.

Octubre de 1997: Un joven de 17 años asesina a su novia y a una compañera de clase en el colegio de enseñanza superior de Pearl, en el estado de Mississippi tras dar muerte a puñaladas a su madre.

Marzo de 1998: En Jonesboro (Arkansas), dos niños de 11 y 13 años de edad disparan contra sus compañeros de colegio con fusiles comprados por el abuelo de uno de ellos. Mueren cuatro menores y una profesora.

Abril de 1998: En Edinboro (Pensilvania), un escolar mata a su profesor con una pistola en el baile de octavo curso de la Parker Middel School.

Mayo de 1998: Un joven de 15 años dispara contra sus compañeros con un rifle semiautomático, mata a dos y hiere a otros 22 en la escuela pública Thurston de Springfield, Oregón, tras asesinar a sus padres.

Abril de 1999: Dos estudiantes de 17 y 18 años, Eric Harris y Dylan Klebold, armados con un fusil de asalto, dos escopetas y un revólver, matan a 13 personas y hieren a 23 en la escuela de Columbine, en Littleton (Colorado), antes de suicidarse.

Marzo de 2000: En Mount Morris TownShip (Michigan), un niño de seis años mata de un balazo a una compañera de primaria con una pistola que sustrajo de su casa.

publicidad

Marzo de 2000: Un joven de 19 años dispara contra los estudiantes que abandonaban el gimnasio de la escuela secundaria Beach, en Savannah (Georgia), y mata a dos de ellos.

Marzo de 2001: Un estudiante de 15 años de la escuela secundaria Santana de Santee (California) mata a dos personas y hiere a otras 13.

Enero de 2002: En Grundy (Virginia), Peter Odighizuma, un alumno de la Facultad de Derecho de los Apalaches que había sido expulsado asesina a tres personas en un tiroteo y hiere a varias personas, entre ellas al decano.

Abril de 2002: Un estudiante muere y tres compañeras resultan heridas cuando una persona armada con un rifle dispara contra la escuela secundaria John McDonogh, en Nueva Orleans (Louisiana).

Octubre de 2002: Tres personas mueren, dos de ellas profesores, en un tiroteo en la Escuela de Enfermería de la Universidad de Tucson (Arizona) causado por un alumno al que no habían permitido presentarse a un examen, y que después se suicidó.

Abril de 2003: Muere un estudiante de la escuela técnico-vocacional de la Universidad de Louisiana y otro resulta herido cuando uno de sus compañeros disparó en clase.

Abril de 2003: Un estudiante muere y otras tres resultan heridas por disparos contra la escuela secundaria John McDonogh, en Nueva Orleans (Louisiana).

Mayo de 2003: Un hombre vestido con ropa de combate abre fuego en un edificio de Universidad Case Western Reserve (Ohio) y mata a una persona.

Febrero de 2004: James Richardson, estudiante de secundaria de 17 años, muere de un disparo en el pecho, durante un tiroteo en la escuela secundaria Ballou, cerca de Washington.

publicidad

Febrero de 2004: Un alumno de 14 años muere degollado en una escuela de secundaria de Miami (Florida), y es acusado un adolescente, Michael Hernández, también de 14 años.

Marzo de 2005: Matanza con diez muertos causada por un estudiante de secundaria del estado de Minesota, de 17 años, que asesinó a sus abuelos y después atacó su escuela de Red Lake, en la reserva india de Ojibwe, donde mató a cinco compañeros y dos adultos antes de suicidarse.

Noviembre de 2005: Muere un auxiliar administrativo y dos personas resultan heridas en un tiroteo en el interior de una escuela secundaria en el condado de Campbell, en Jacksboro (Tennessee).

Agosto de 2006: Dos muertos, entre ellos un profesor, y tres heridos en un tiroteo en una escuela primaria de Essex (Vermont).

Septiembre de 2006: Un hombre toma como rehenes a seis niñas en una escuela de Bailey (Colorado), viola a una de ellas y se suicida. Una de las niñas murió en el hospital de un disparo del secuestrador.

Septiembre de 2006: Muere el director de un colegio en la zona rural de Cazenovia, en el estado de Wisconsin, por los disparos de un estudiante de 15 años en la escuela.

Octubre de 2006: Un hombre asalta una escuela de la comunidad amish en Pensilvania, mata a tiros a cinco niñas y hiere a otras cinco antes de suicidarse.

Enero de 2007: Un estudiante de 16 años asesina con un cuchillo a un compañero cuando caminaba por uno de los pasillos de una escuela de secundaria en el estado de Massachusetts.

publicidad

Abril de 2007: El estudiante surcoreano Cho Seung Hui mata a 32 estudiantes y profesores en la Universidad Politécnica de Virginia y luego se suicida.

Febrero de 2008: Cinco personas mueren cuando un hombre abre fuego en un salón de conferencias de la Universidad del Norte de Illinois, además el atacante se suicida.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Científicos de la NASA utilizan los datos tomados entre 2013 y 2016 por el satélite Landsat 8 en el glaciar Heimdal, en Groenlandia, para graficar el movimiento de las plataformas heladas que ocurre actualmente.
El emblemático espectáculo estadounidense no ha podido hacer frente a los cambios del gusto del público y anunció el sábado que su última función será en mayo.
José Batista llegó a la frontera de Nuevo Laredo-Laredo para pedir los beneficios del reglamento estadounidense que le permitiría ingresar legalmente a este país. Lo que no sabía es que estando en pleno proceso el gobierno de Obama eliminaría la estipulación administrativa. Hubo otros detrás de él que por unas horas se quedaron fuera.
La noticia del fin de los beneficios a los migrantes de Cuba llegó como un balde de agua fría para los últimos en llegar. Este grupo espera sus papeles con la incertidumbre de si podrá reencontrarse con los familiares que dejaron en la isla.
publicidad