publicidad
Muy pocos se hacen ciudadanos y se registran para votar.

Más de 2.6 millones de mexicanos evitan hacerse ciudadanos de Estados Unidos

Más de 2.6 millones de mexicanos evitan hacerse ciudadanos de Estados Unidos

No han ejercido la opción de convertirse en ciudadanos estadunidenses, de acuerdo con un informe divulgado por el Departamento de Seguridad Interna.

Muy pocos se hacen ciudadanos y se registran para votar.
Muy pocos se hacen ciudadanos y se registran para votar.

A 100 días de las elecciones

WASHINGTON - Más de 2.6 millones de mexicanos residentes legales permanentes en Estados Unidos no han ejercido la opción de convertirse en ciudadanos estadunidenses, de acuerdo con un informe divulgado por el Departamento de Seguridad Interna (DHS).

Los extranjeros nacidos en México constituyen la mayor proporción de residentes legales permanentes en Estados Unidos, con 26 por ciento del total, pero también tienen la mayor proporción de residentes que no se han convertido en ciudadanos, con 32 por ciento.

Las cifras del DHS, incluidas en sus Estimaciones de la Población Legal Permanente en 2010, muestran que en Estados Unidos viven 3.29 millones de mexicanos en calidad de residentes legales, lo que les permite gozar de ciertos beneficios federales y estatales, pero no del derecho al voto.

publicidad

“México fue el principal país de origen de la población de residentes legales permanentes en 2010. Se estima que casi 3.3 millones de residentes legales vienen de México. El país que le sigue es Filipinas con 560 mil personas”, señaló el DHS.

Un informe separado del Instituto de Estudios Latinos muestra que los inmigrantes mexicanos retrasan su proceso de naturalización más tiempo y tienen la tasa de ciudadanía más baja que casi todas las demás nacionalidades que residen en Estados Unidos.

Las principales razones argumentadas por los inmigrantes mexicanos para no hacerse ciudadanos son que no lo desean porque no lo consideran importante, no están interesados, no creen que sea necesario, no planean quedarse en Estados Unidos, no dominan el idioma inglés y no tienen información suficiente.

En contraste, los mexicanos que optaron por hacerse ciudadanos lo hicieron para obtener beneficios personales o familiares, como pensiones, para obtener mejores oportunidades económicas o laborales, para no ser discriminados y votar, o para reunificar sus familias.

Para naturalizarse se requiere ser mayor de 18 años, haber sido admitido como residente permanente, haber vivido en el país al menos cinco años continuos, hablar, leer y escribir inglés, conocer la historia y el gobierno de Estados Unidos, tener buen carácter moral y someterse a la Constitucional del país.

publicidad

La población nacional de residentes legales permanentes ascendió a 12.6 millones al 1 de enero de 2010, de los cuales ocho millones no han ejercido la opción de la ciudadanía, incluidos los 2.6 millones de mexicanos, el 32 por ciento del total.

De los inmigrantes de América Latina, la segunda mayor proporción de residentes legales son los dominicanos con 440 mil, seguidos de los cubanos con 330 mil, salvadoreños con 320 mil, colombianos con 230 mil, guatemaltecos con 180 mil y peruanos con 140 mil.

La mayor parte de los residentes legales permanentes viven en California (26.3 por ciento), seguida por Nueva York (12.4 por ciento), Texas 9.8 por ciento y Florida (9.5 por ciento).

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad