publicidad

Madre intenta asesinar a su hijo con un tiro en la cabeza

Madre intenta asesinar a su hijo con un tiro en la cabeza

Esta mujer de Las Vegas intentó asesinar a su hijo de 11 años pegándole un tiro en la cabeza con un rifle.

Intentó asesinar a su hijo con un tiro en la cabeza San Antonio: KWEX

Una mujer de Las Vegas, Nevada, fue cargada con una fianza por un millón de dólares, luego de que se encontrara culpable de haber intentado asesinar a su hijo de 11 años pegándole un tiro en la cabeza con un rifle.

Shavon Carrillo, de 31 años, atacó al pequeño mientras dormía con un rifle calibre 22.

De acuerdo con el reporte de la policía, Carrillo pretendía asesinar a su hijo, así como a sus dos hijas, y luego suicidarse, para que todos “pudieran estar en un lugar mejor”, eso debido al temor y sensaciones de persecución que la mujer experimentaba tras separarse de su esposo.

Luego del rompimiento, Carrillo se mudó junto con sus hijos a casa de su hermana; sin embargo, la mujer asegura haberse sentido perseguida por hombres relacionados con su esposo, especialmente por alguien a quien llamaba “Bobby”.

Según Carrillo, “Bobby” habría ido el lunes a buscarla a su residencia para exigirle que le pagara un dinero que le debía, pero ella lo amenazó con un rifle que tenía guardado.

Después de este encuentro, la mujer estuvo tratando de “reunir valor para matar a sus hijos y a sí misma”, para librarlos así de la amenaza de Bobby y los demás sujetos, y fue la noche de ese mismo lunes cuando se determinó a llevar a cabo su plan.

Carrillo decidió empezar con su hijo mayor, pero luego del primer tiro, su cuñado entró en la habitación y le quitó el arma; el pequeño fue llevado a University Medical Center en condiciones críticas, donde aún lucha por su vida, aunque no se espera que sobreviva al tiro.

publicidad

Las hijas, de dos y nueve años, estaban dormidas en la misma habitación, cuando ocurrió el disparo.

El reporte de las autoridades destaca que Carrillo había utilizado metanfetaminas anteriormente, y que en los meses siguientes a su separación había intentado suicidarse; además de la fianza de un millón, la mujer enfrenta cargos por intento de homicidio, abuso infantil y poner en peligro a niños. No obstante, si el pequeño pierda la vida, estos cargos se agravarán.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad