publicidad

Manifestaciones por ley de suicidio asistido en California

Manifestaciones por ley de suicidio asistido en California

Partidarios y opositores de la ley que permite el suicidio asistido por un médico realizaron marchas en la capital de California

enfermo hospital dl bs

Los Ángeles, California.- Partidarios y opositores de una ley aprobada por el legislativo de California que permite el suicidio asistido por un médico, realizaron hoy varias manifestaciones en Sacramento con mensajes para el gobernador.

Los defensores de la ley AB 15, liderados por la senadora demócrata de Davis, Lois Wolk, se reunieron alrededor de las 11:00 de la mañana frente al Capitolio para pedir que el gobernador Jerry Brown firme la medida que autoriza a los médicos formular medicinas para que una persona con una enfermedad terminal pueda poner fin a su vida.

Una hora después, en otra parte de la ciudad, los opositores a la medida realizaron otra manifestación con la presencia entre otros de la exjefe del Departamento de Rehabilitación de California, Catherine Campisi, pidiendo al gobernador que vete la ley.

La senadora Wolk aseguró que "la decisión de terminar con el dolor y el sufrimiento de un paciente terminal debe dejarse en manos de los familiares y los médicos", por eso pidió hoy al gobernador que le dé el visto bueno a la propuesta.

Oponentes a la iniciativa solicitaron a Brown la protección de "los más débiles y más desprotegidos, de las personas que luchan contra una enfermedad terminal", dado que por su condición son susceptibles de "presiones para tomar decisiones equivocadas".

Inicialmente Wolk y otros proponentes de una ley similar, la SB 128, habían suspendido su proceso al no obtener la aprobación del Comité de Salud de la Asamblea en julio.

publicidad

No obstante, los defensores de la medida aprovecharon la sesión legislativa especial sobre financiación de salud y "resucitaron" la propuesta y de esta manera no tuvieron que presentarla ante el Comité de Salud donde no tenían los votos suficientes para su aprobación.

Aunque el gobernador Jerry Brown no se ha manifestado hasta hora, ni en contra ni a favor de la ley, su oficina dejó conocer que él ha manifestado su inquietud por la manera como los proponentes de la nueva ley habían saltado el proceso ordinario regular de la legislación.

La iniciativa surgió a raíz del caso de Brittany Maynard, una joven californiana que sufría un tipo invasivo de cáncer cerebral y que se mudó a Oregón para poner fin a su vida, dado que allí hay una ley que lo permite.

En Oregón, tras la legalización del suicidio asistido se registró un incremento del 49 % en los suicidios voluntarios de personas con enfermedades terminales, lo que es un 41 % más alto que el promedio nacional, según señaló en un informe Kathleen Buckley Domingo, directora asociada de la Oficina de Vida, Justicia y Paz de la Arquidiócesis de Los Ángeles.

Brown, quien se encuentra hoy en Nueva York participando en un panel sobre cambio climático de la Organización de las Naciones Unidas, tiene hasta el 11 de octubre para firmar o vetar la nueva ley.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad