publicidad
Pequeñas víctimas de la violencia en Oakland

Las pequeñas víctimas de la violencia en Oakland

Las pequeñas víctimas de la violencia en Oakland

Oakland está de luto tras la muerte de Gabriel Martínez Jr. de 5años: el tercer pequeño víctima de la violencia de la ciudad en los últimos 6 meses.

Pequeñas víctimas de la violencia en Oakland
Pequeñas víctimas de la violencia en Oakland

Tres menores han muerto en los últimos seis meses víctimas de la terrible violencia en Oakland. Con la ciudad de luto nuevamente, los residentes buscan resolver el problema que parece estar en alza.

Gabriel Martínez Jr: 3 años - 30 de diciembre, 2011

El viernes por la noche, un hombre afro americano disparó y mató a un niño de cinco años de edad, justo después de pedir comida del camión de tacos de los padres del niño.

Gabriel Martínez Jr. jugaba a pocos metros de su padre cuando el hombre le disparó poco después de las 8:30 según la policía de Oakland.

Las autoridades no creen que el pequeño era el blanco del crimen, pero fue el único herido en el incidente. Otras personas, incluyendo algunos niños, estaban cerca de la camioneta.

publicidad

El padre de Gabriel tuvo a su hijo herido en sus brazos antes de que fuera llevado al Hospital de Niños. Gabriel fue declarado muerto en el hospital a las 9:04 pm.

Hiram Lawrence Jr:  23 meses " 28 de noviembre, 2011

El pequeño estaba por cumplir los dos años cuando fue víctima de un tiroteo que hirió a siete personas.. El grupo estaba gravando un video de rap cuando inicio el tiroteo.

Lawrence no murió al instante, pero sufrió muerte cerebral por lo que se decidió desconectarlo del respirador en el hospital días después.

Carlitos Nava: 3 años - 8 de agosto, 2011

Balacera que le quitó la vida al menor de tres años Carlitos Nava mientras caminaba con su familia.

Un tiroteo a plena luz del día que terminó con la vida de Carlitos Fernández  Nava de tres años de edad, el pasado 8 de agosto en el 6400 del International Blvd. 

La policía dice que al menos una de las 15 balas que fueron disparadas desde un auto en movimiento que le pegó a Carlitos en el cuello hiriéndolo de gravedad.

Los padres de Carlos junto a sus tres hermanitos caminaban por un centro de tiendas cuando se inició la balacera. Se cree que dos hombres que caminaban enfrente de la familia y que resultaron heridos, pudieron haber sido el objetivo de la balacera.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad