publicidad

Jurado en el caso de Shayna Hubers no cree la versión del crimen en defensa propia

Jurado en el caso de Shayna Hubers no cree la versión del crimen en defensa propia

Un miembro del jurado, que ayudó a condenar a Shayna Hubers por la muerte de su novio Ryan Carter Poston, dijo que nunca creyó que fuera maltratada.

Un miembro del jurado, que ayudó a condenar a Shayna Hubers por la muerte de quien fuera su novio, Ryan Carter Poston en el 2012, dijo que nunca creyó que la joven le disparara en defensa propia.

"En ningún momento me compró la defensa de la novia maltratada. No hubo ninguna evidencia presentada", dijo a ABC News, Laura Kirkwood.

"Ella tomó la llave de su casa para volver. Era libre para irse y no lo hizo. No he visto ninguna evidencia de maltrato físico", argumentó.

Kirkwood y el resto del jurado encontraron a Hubers, ahora de 24 años, culpable de asesinar a Poston el 12 de octubre del 2012. El jurado también recomendó que debía pasar 40 años tras las rejas.

"Era demasiado larga pero tal vez si se rehabilita pudiera hacer algo bueno cuando salga. Ella será una persona diferente cuando salga", dijo Kirkwood sobre la recomendación del jurado.

Durante el juicio, los fiscales dijeron que Hubers, una recién graduada de la Universidad de Kentucky, asesinó a Poston por la ira que tuvo después de que trató de terminar con ella. En el momento del asesinato y durante el juicio, sostuvo que había disparado en defensa propia.

Un audio en donde se muestra la llamada que hizo al 911 y un video que de su entrevista con la policía después de haberle disparado a Poston, fueron usados en la Corte para que el jurado tomara una decisión.

publicidad

Cuando llamó al 911 para reportar el tiroteo, Hubers dijo que el jugador de 29 años, era frecuentemente muy violento y que la había atacado, por lo que ella había decidido tomar la pistola. Le disparó a Poston seis veces.

"Él estaba justo frente a mí y se agachó. Cogió la pistola y me agarró de las manos y apretó el gatillo", se escucha a Hubers decir durante la llamada.

Mientras tanto el video que la policía grabó, la misma noche del crimen, muestra a Hubers al pasar por diferentes emociones: llorando, caminando y hablando con ella misma.

"Yo sabía que su muerte iba a ser muy lenta y dolorosa", se escucha decir en el video. Luego agregó: "Él se retorcía y gemía pero yo sabía que ya estaba muerto".

Incluso varias veces se ve a Hubers riendo en el video, al parecer bromeando sobre las heridas de bala de la víctima.

Al jurado le tomó menos de cinco horas llegar a su veredicto.

"Me hizo pensar que después de al menos la primera bala, cuando ella no pidió ayuda, no llamó al 911 y se mantuvo disparándole, que sin duda fue un asesinato", confesó Kirkwood.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad