publicidad

Evalúan daños tras severas inundaciones en St. Louis

Evalúan daños tras severas inundaciones en St. Louis

Se atribuyen 24 muertes a las devastadoras inundaciones causadas por la caída de más de 10 pulgadas de lluvia

Las ciudades sumergidas de Estados Unidos /Univision

Lo peor de la peligrosa y letal inundación invernal en el área metropolitana de St. Louis ha pasado, con lo que los residentes de varias comunidades anegadas pasaron el primer día de 2016 evaluando los daños, limpiando y dilucidando cómo recuperarse o dónde vivir ahora.

Más al sur, las cosas empeoraban: pronósticos récord o casi récord del nivel de las inundaciones del río Mississippi y rupturas de diques amenazaban las viviendas en zonas rurales del sur de Missouri e Illinois. Otros dos diques se vinieron abajo el viernes, con lo que ya suman cuando menos 11 los que han colapsado.

La inundación, provocada por más de 254 milímetros (10 pulgadas) de lluvia a lo largo de un período de tres días que comenzó el pasado fin de semana, causó 22 fallecimientos. Los equipos de rescate aún buscaban a cinco personas desaparecidas: dos adolescentes de Illinois, dos hombres en Missouri y un cantante de música country en Oklahoma.

Relacionado
24 muertos por inundaciones del Mississippi
Al menos 24 muertos dejan las inundaciones en la cuenca del Mississippi
El Servicio Meteorológico estadounidense mantiene la alerta por riesgo de desbordamiento en Illinois, Missouri, Oklahoma y Arkansas.

El agua de los ríos Mississippi, Meremec y Missouri retrocedía en gran medida el viernes en el área de St. Louis. Dos carreteras importantes -las interestatales 44 y 55- reabrieron al sur de St. Louis, lo que significa que las personas que regresen a sus labores la próxima semana no tendrán que efectuar rodeos de horas. Se permitió que algunas personas evacuadas regresaran a sus viviendas.

Pero en el extremo suroccidental de Illinois, las aproximadamente 500 personas que viven detrás del dique Len Small, que protege los poblados de Olive Branch, Hodges Park, Unity y viviendas rurales, fueron exhortadas a que se trasladen a terrenos más altos después de que el Mississippi comenzó a desbordarse por encima del dique.

Chalen Tatum, presidente de la junta del condado Alexander, dijo que los esfuerzos para colocar costales de arena fueron suspendidos porque era demasiado peligroso para los voluntarios. Llegará mucho más agua antes de que el domingo alcance un nivel máximo.

"Se va a poner feo", afirmó.

En St. Mary, Missouri, un poblado de unos 360 habitantes a 80 kilómetros (50 millas) al sur de St. Louis, vecinos y voluntarios colocaron costales de arena alrededor de las viviendas después de que se rompió un pequeño dique agrícola. Se espera que el río Mississippi alcance el sábado un nivel máximo, un poco más de un metro (unos 3½ pies) por debajo del récord de 1993.

12 condados son considerados zona de desastre por inundaciones /Univision

El principal culpable en la región de St. Louis fue el río Meramac, un tributario relativamente pequeño ubicado en St. Louis. Durante la semana había agobiado a comunidades en los extremos surorientales de los suburbios de la ciudad, y para el viernes ya estaba retrocediendo, pero no antes de que en algunos puntos superara el récord de 1993.

Dos plantas de tratamiento de aguas residuales resultaron tan dañadas por las inundaciones que dichas aguas se derramaron al río. Una planta de agua cerró en High RIdge.

Cientos de personas fueron evacuadas en Pacific, Eureka, Valley Park y Arnold, y el agua entró a muchas de sus viviendas.

En West Alton, Missouri, casi un millar de personas dejaron el poblado después de la inundación de 1993 para nunca volver. El alcalde Willie Richter dijo que algunos de los cerca de 500 que queda quizá deban irse esta vez, pues alrededor de tres cuartas partes de las casas sufrieron daños.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad