publicidad

El lado oscuro del Internet

El lado oscuro del Internet

La llamada Internet Oscura es el lugar predilecto para mantenerse fuera del radar de las autoridades y realizar un sinnúmero de actividades ilegales.

El lado oscuro del Internet - Parte 1 Univision

MIAMI, Florida - Debajo de lo que comúnmente conocemos como la Internet, yace un mundo oscuro y profundo. La llamada Internet Oscura o “Dark Web” es el lugar predilecto para mantenerse fuera del radar de las autoridades y realizar un sinnúmero de actividades ilegales. Desde la venta y compra de armas, drogas, asesinos a sueldo hasta pedófilos. 

Se estima que en el "Dark Web", existen más de 7,000 lugares anónimos con todo tipo de actividades ilegales. Inclusive, investigadores teorizan que los atentados terroristas del 13 de noviembre de 2015 fueron comunicados y coordinados en algún punto dentro de esta Internet Oscura. Parte de la característica es que la información permanence encintada, lo que le hace sumamente difícil a los organismos de seguridad poder detectar qué está ocurriendo. 

publicidad

Durante mi asignación especial para Tu Punto Social, tuve la oportunidad de conocer de primera mano, el trabajo que realizan las agencias federales para mantener nuestra Internet libre de este tipo de actividad criminal. Gran parte de este trabajo lo realiza el Centro de Crímenes Cibernéticos de Departamento de Seguridad Nacional de EE.UU. en Washington DC. 

El Centro consiste de tres unidades, Child Explotation Unit, que trabaja con la explotación infantil, el Computer Crimes Unit, que maneja las investigaciones de crímenes de todo tipo y el Computer Forensic Unit, donde residen los expertos en encontrar información valiosa para las investigaciones dentro de cualquier dispositivo electrónico. Las responsabilidades del laboratorio son enormes y comprende más de 400 diferentes tipos de delitos criminales. 

El lado oscuro del Internet - Parte 2 Univision


Para los padres es importante estar vigilantes en el tipo de imágenes que los niños están subiendo a las redes sociales.  El agente O’Callahan señaló que hay cierto tipo de fotografías que le llaman la atención a estos depredadores sexuales, “particularmente si se encuentran de alguna forma desnudo o desnuda en una piscina o playa. En la mente perversa del depredador esto despierta su interés y curiosidad más que cualquier otra imagen. Por eso es importante que los padres hablen con sus hijos sobre el tipo de información que están compartiendo. Al punto que muchos de estos criminales pueden detectar el lugar exacto de donde fue tomada la imagen, utilizando datos adquiridos por los sistemas de GPS que están instalados en nuestros celulares". 

publicidad

O’Callahan hizo énfasis en que “es muy importante que los padres se comuniquen con sus niños y los hagan sentir cómodos de hablar de lo que están haciendo y donde están en línea”. La confianza entre padres e hijos es esencial para poder prevenir este tipo de actos criminales. “Muchas veces los niños tienen miedo. Entonces es importante que los padres comuniquen (a sus hijos) que si haces algo mal en línea — es importante que me los digas y te voy a aceptar lo que me dices y ayudar."

El reto de los técnicos e investigadores del laboratorio de crímenes cibernéticos es que la tecnología está constantemente cambiando. Por eso dedican muchos recursos a encontrar en todos los smartphones (teléfonos inteligentes), computadoras y tabletas cuál es la mejor manera de extraer información de la unidad. 

Revelador también fue el hecho de que dentro de esta “Internet Oscura” existen comunidades digitales donde los pedófilos se comunican entre ellos y comparten imágenes y videos todo el tiempo. Algo similar a una red social pero de depredadores sexuales. 

Como parte de nuestra investigación para “Tu Punto Social” hablamos con Ju’ Riese Colón, directora de asuntos externos del Centro Nacional de Niños Desaparecidos y Explotados en Washington DC. Ella también nos enfatizó la importancia de hablar con los niños y “conoce los amigos que los niños tienen en línea”.  De la misma manera que las redes sociales han sido un instrumento para ayudar encontrar a estos niños desaparecidos, también ha sido una puerta abierta en donde es sumamente fácil para que criminales accedan a menores de edad. Según el Centro hay más de 400,000 niños que se desaparecen de alguna manera cada año en los Estados Unidos. 

publicidad

Juan Carlos Pedreira
@juancpedreira

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad