publicidad
.

Se agravó crisis de pasaportes logo-noticias.6bcb5218ff723b30f6c272bb9bf...

Se agravó crisis de pasaportes

Se agravó crisis de pasaportes

La Cámara de Representantes de EU aprobó iniciativa para contratar personal extra y acelerar la entrega de pasaportes.

Personal extra

La Cámara de Representantes de Estados Unidos aprobó el lunes una iniciativa de ley que autoriza al Departamento de Estado contratar a empleados retirados para que ayuden a tramitar el récord de solicitudes de pasaporte recibido tras la implantación de nuevas exigencias para viajar a Canadá, México, el Caribe e islas Bermudas.

Las nuevas reglas exigen a los estadounidenses disponer de un pasaporte cuando viajen a estos destinos, lo que ha bloqueado el proceso de expedición por la avalancha de peticiones recibidas.

Debido a la excesiva demanda, el Departamento de Estado se ha visto incapaz de tramitar todas las solicitudes justo en un momento en que muchos estadounidenses se alistan para viajar en sus vacaciones de verano.

La medida aprobada en la Cámara Baja pretende solucionar este problema con la contratación de empleados ya jubilados.

"Esto proporcionará gente con experiencia en los escritorios este verano para ayudar a que los solicitantes obtengan sus pasaportes", dijo el senador Charles Schumer (demócrata de Nueva York), patrocinador de la iniciativa la Cámara Alta.

Lluvia de solicitudes

El gobierno de Washington estimó que este año serán presentadas unas 18 millones de solicitudes de pasaporte.

"Millones de estadounidenses están enfrentando demoras sin precedente", dijo la congresista Ileana Ros-Lehtinen (republicana de Florida), presidenta del Comité de Relaciones Exteriores.

publicidad

"Mientras las semanas se convirtieron en meses, estos atrasos dolorosos han desbaratado viajes planeados con bastante anterioridad, oportunidades de empleo y obligaciones familiares de miles de conciudadanos", agregó.

Medidas provisorias

A causa de los retrasos y tras una avalancha de críticas, en febrero el gobierno federal relajó temporalmente las exigencias permitiendo que los menores de edad no usen este documento.

La medida autorizó que niños menores de 15 años con consentimiento de los padres o tutores legales podrán cruzar la frontera por vía terrestre o marítima mostrando una copia notarial de sus certificados de nacimiento, en vez de los pasaportes.

También permitió que menores de entre 16 y 18 años de edad que viajen con grupos escolares, religiosos, culturales o atléticos, y bajo supervisión de adultos, también puedan presentar sus certificados de nacimiento en lugar de pasaportes.

Prórroga obligada

Pero la medida no solucionó el problema y el Departamento de Estado no pudo hacer frente a la demanda, por lo que el gobierno nuevamente en junio intervino y volvió a flexibilizar las normas indicando que éstas serían puestas en vigor hasta 2008.

El anuncio fue hecho después de que el Congreso suspendiera por 17 meses la ordenanza del uso obligado del pasaporte.

Según declaraciones de la subsecretaria de Estado, Maura Harty -ante el subcomité de Relaciones Exteriores del Senado en junio-, el procesamiento de un pasaporte demora más de ocho semanas, y para finales de año el trámite sería rebajado a seis semanas.

publicidad

La subsecretaria explicó que entre mayo y junio el Departamento de Estado recibió 5,4 millones de solicitudes de pasaporte y que al 20 de junio 3 millones de peticiones todavía no habían sido procesadas.

El origen de la ley

El uso obligatorio del pasaporte para estadounidenses que viajen a México, Centroamérica o el Caribe parte de las políticas adoptadas por el gobierno federal tras los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001 y se conoce como 'Programa de Viaje dentro del Hemisferio Occidental' (Western Hemisphere Travel Initiative -WHTI-).

Según el Departamento de Estado, unos 97 millones de personas entran a Estados Unidos por avión cada año. Y aunque la mayoría porta pasaporte, muchos usan una combinación de documentos que son más fáciles de falsificar, tales como certificados de nacimiento, tarjetas de seguridad social y licencias de manejar.

En el año fiscal 2005 el gobierno federal estadounidense interceptó 75 mil documentos fraudulentos.

Millones no tienen

Datos del Departamento de Estado indican que aproximadamente 70 millones de ciudadanos (25 por ciento del total de la población) tienen pasaporte vigente.

En cuanto a los residentes legales permanentes, el DHS dijo que podrán seguir usando su Tarjeta de Extranjería (Alien Registration Card) o formulario I-551, emitido por el DHS u otra prueba válida de que tiene la residencia permanente para solicitar el ingreso a Estados Unidos.

publicidad

La iniciativa de la Cámara de Representantes de autorizar al Departamento de Estado contratar personal retirado apurar la entrega de pasaportes fue enviadas al Senado para su aprobación definitiva antes de que sea enviada al presidente George W. Bush para su firma o veto.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Además, la Casa Blanca insistió en que Donald Trump perdió el voto popular porque "millones de indocumentados" votaron por Clinton, también el presidente Trump dio luz verde a la construcción de los oleoductos, entre ellos Keystone XL y Dakota Access y Elain Chao y Ben Carson obtuvieron el visto bueno del Comité de Comercio y del Comité de Vivienda y Asuntos Urbanos.
La nueva sheriff del condado de Travis, Sally Hernández, desató una pelea con el gobernador Greg Abbott al anunciar que su condado no cumplirá ciertos 'detainers' de inmigrantes: "Nuestra cárcel no puede ser vista como un tanque de retención de ICE".
El presidente Donald Trump firmó para iniciar el retiro del propuesto Acuerdo Transpacífico, cumpliendo así con otra de sus promesas de campaña y 18 muertos es el saldo de un sistema de tormentas que han afectado al sur de Georgia y Mississippi.
El portavoz del gobierno de Trump intenta suavizar su relación con los medios tras unas declaraciones polémicas sobre la comparación de multitudes que asistieron a la toma de posesión de Donald Trump el pasado 20 de enero y la de Barack Obama en enero de 2009.
publicidad