publicidad
Niños indocumentados solos en un centro de detención temporal de la Patrulla Fronteriza en Texas.

Juez de inmigración dice: “me rompe el corazón” ver a niños solos en la corte sin abogado

Juez de inmigración dice: “me rompe el corazón” ver a niños solos en la corte sin abogado

La declaración fue hecha durante una audiencia convocada por la ciudad de NY para ayudar a los migrantes.

Niños indocumentados solos en un centro de detención temporal de la Patr...
Niños indocumentados solos en un centro de detención temporal de la Patrulla Fronteriza en Texas.

Un juez federal de inmigración hizo una inusual declaración sobre su trabajo diario. Dijo, al referirse a los menores migrantes indocumentados detenidos en la frontera del suroeste, que “lo que es especialmente conmovedor es la edad de estos niños, muchos son muy jóvenes y eso rompe el corazón”.

publicidad

El juez federal Robert Weisel se refirió en estos términos a los casos que han sido ventilados en su corte durante una audiencia convocada por las autoridades municipales de Nueva York para evaluar qué se puede hacer para ayudar a miles de niños centroamericanos que han cruzado ilegalmente y sin sus padres la frontera con Estados Unidos.

Leer: Sin detalles plan de asistencia legal a niños migrantes

El 2 de junio el presidente Barack Obama anunció una crisis humanitaria en la frontera luego que la Patrulla Fronteriza había detenido, en lo que iba del año fiscal 2014, unos 46 mil niños migrantes cuando intentaban entrar sin papeles al país.

A finales de agosto la cifra superó los 66 mil, según datos del Departamento de Seguridad Nacional (DHS).

Leer: EEUU planea refugiar a niños migrantes.

 

Polémica por fondos para la asistencia legal de niños migrantes Univision

The Associated Press dijo que los jueces estadunidenses de inmigración no son ajenos al drama humano que se vive hoy en día en sus cortes.

De la totalidad de los más de 66 mil niños detenidos por la Patrulla Fronteriza, más del 95% ha sido liberado y entregado a padres o familiares en Estados Unidos. El gobierno ha dicho que todos los menores enfrentan un proceso de deportación y que serán los jueces de inmigración quienes determinarán su futuro en el país.

Al ser liberados, los menores reciben un citatorio para presentarse ante las autoridades de inmigración, entre ellas las cortes de inmigración.

Niños y niñas centroamericanos escuchan asustados las palabras de los jueces desde una silla en la corte, sin que los pies les lleguen al suelo.

publicidad

Weisel dijo durante la audiencia que entrar en el proceso judicial migratorio estadunidense puede ser algo "muy intimidante" y que para reducir "la ansiedad" en los menores, los jueces se quitan las togas y hablan con ellos de forma informal, preguntándoles, por ejemplo, si tienes ganas de empezar la escuela.

 

Crecen los abusos contra niños migrantes en centros de detención Univision

"En la ausencia de cualquier liderazgo real a nivel federal, deja a ciudades como Nueva York, y otras, por nuestra cuenta," dijo Melissa Mark-Viverito, oradora en el consejo de la ciudad durante una audiencia del Comité de Inmigración, reportó el sitio El sitio Latinospost.

A la reunión asistieron, además de Weisel, legisladores, expertos y defensores de los derechos de los niños migrantes.

"Tres mil niños que llegaron a Nueva York se encontraron en una corte de inmigración sin representación legal y encaran la posibilidad de ser deportados a países donde arriesgaron sus vidas por huir de cosas como la violencia, el cambio climático o para reunirse con miembros de su familia que viven en los Estados Unidos," dijo Carlos Menchaca, el primer Concejal Mexicano-Americano y presidente del Comité de Inmigración, agregó el sitio.

publicidad

Menchaca explicó que el programa de Defensores Públicos de Familias Inmigrantes de Nueva York incrementó su presupuesto a $4.9 millones. Y dijo que las familias tienen preguntas sobre cómo las interacciones con la corte de inmigración afectarán su estado, o el estado de sus seres queridos, y que debe haber claridad en el proceso, añadió Latinopost.com.

 

Niños detenidos en la frontera no se han presentado en las audiencias ante los tribunales Univision

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) ha pedido al gobierno de Obama que brinde el trato de refugiado a los miles de niños migrantes detenidos en la frontera. La administración respondió con el envío de más jueces para atender y acelera los miles de casos.

"Ya que el gobierno federal anunció que aceleraría el proceso de deportación de los menores, en agosto de este año las cortes de inmigración comenzaron un expediente diario de casos. Visité las cortes personalmente y, por decirlo así, es preocupante. Niños con trauma frente a un juez sin un abogado. La necesidad más urgente es la representación legal ya que sin ella estos niños podrían ser regresados a condiciones peligrosas e inestables," dijo Mark-Viverito.

publicidad

En junio el gobierno anunció que lanzaría un programa piloto en 28 ciudades para darle asistencia legal a niños migrantes detenidos en la frontera. En julio el presidente Barack Obama pidió al Congreso un presupuesto de emergencia por $3,900 millones para atender la crisis. El legislativo rechazó el pedido y destinó una cantidad inferior que el Senado se negó a debatir.

El martes el Departamento de Salud y Servicios Humanos para Niños y Familias (HSS), a cargo de unos 4,500 niños migrantes que fueron enviados a varios centros, algunos de ellos en Nueva York, anunció un presupuesto de $4 millones que serán utilizados en la defensa legal de unos 2,600 menores.

Los fondos no cubren gastos de defensa para niños menores liberados que se encuentran junto a padres y familiares y cuyos casos están siendo ventilados en las cortes de inmigración.

Nueva York anunció que dará $1 millón de su presupuesto del año fiscal 2015 a grupos y organizaciones legales que den representación legal gratis a los menores.

California destinó $3 millones recientemente con el mismo fin.

Weisel explicó que algunos niños que aparecido en la corte sin un abogado tienen menos de cinco años. "Me rompe el corazón," dijo.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad