publicidad

Jueces quieren negar licencias de matrimonio a indocumentados

Jueces quieren negar licencias de matrimonio a indocumentados

Un grupo de jueces en Carolina del Sur busca impedir que inmigrantes sin papeles obtengan licencias para contraer nupcias.

Piden aclarar fallo de 2004

CHARLOTE, Carolina del Norte - Un grupo de jueces en Carolina del Sur buscan impedir que los inmigrantes indocumentados obtengan licencias de matrimonio, porque consideran que bajo las leyes de ese estado "no tienen ese derecho".

El juez Daniel Eckstrom, del condado Lexington, al norte de Columbia, capital del estado, envió una carta en noviembre al fiscal Henry McMaster solicitando aclaración de un fallo en 2004 que permite a los ilegales casarse sin tener "identificación apropiada".

Bajo la legislación de Carolina del Sur, una persona ciudadana estadounidense que solicita una licencia de matrimonio debe presentar su seguro social y si es residente permanente su tarjeta con el número de legalidad.

"En mi interpretación, los inmigrantes ilegales esencialmente no tienen el derecho de obtener una licencia para casarse bajo la Constitución de Carolina del Sur", escribió el juez en la carta, que fue obtenida por el periódico The State.

Interpretación diferente

Sin embargo, algunos de los 46 jueces de sucesiones autorizados para emitir las licencias de casamiento están interpretando la ley de diferente manera e insistiendo en que lo más importante es que el solicitante presente un documento válido que confirme su identidad.

Una de estos magistrados es Debora Faulkner, del condado Greenville, donde habita una gran población hispana, quien no exige a los solicitantes de permisos para casarse presentar el seguro social o tarjeta de residencia.

publicidad

Faulkner, cuya oficina ofrece información del proceso en español, sólo exige a los futuros esposos jurar que la información de la planilla de solicitud es correcta y presentar algún tipo de identificación válida con fotografía.

"Debe haber algún tipo de clarificación de la ley por parte de la legislatura, corte o la fiscalía. Este tema hay que aclararlo", apuntó al The State el juez Kenneth Eaton, presidente de la Asociación de Jueces de Sucesiones del estado.

Se puede con pasaporte

Entre los requisitos exigidos por los jueces para obtener la licencia de matrimonio del estado, algunos piden presentar el seguro social y otros se conforman con que el extranjero presente su pasaporte.

La controversia sobre si los indocumentados tienen derecho o no a contraer nupcias surge a pocos días de entrar en vigor la ley en Carolina del Sur, que condena la presencia de indocumentados y castiga a las empresas que contraten trabajadores sin documentos.

Según la abogada Tammy Besherse, del Centro de Justicia Legal Appleseed de Carolina del Sur, institución que ofrece asesoría legal a persona de bajos recursos entre ellos inmigrantes, lo que están tratando de hacer los jueces es "confundir a las personas".

"No existe una ley en este país que impide a dos personas contraer matrimonio. Lo que pasa es que creen que si un indocumentado se casa con un ciudadano de inmediato obtienen estadía legal situación que no es cierta", aclaró Besherse.

publicidad

Estado con leyes rígidas

Carolina del Sur se ha convertido en uno de los estados del país con medidas y leyes más perjudiciales contra los extranjeros sin documentos legales y donde se han realizado varias redadas de inmigración en lugares de trabajo.

Algunos líderes hispanos han comentado que el ambiente antiinmigrante en este estado sureño conservador ha obligado a algunos indocumentados a mudarse a otros lugares e inclusive a sus países de origen.

Sonia Ortigosa, del Ministerio Hispanos del Centro de la Iglesia Metodista en Columbia, contó hoy a Efe que tienen conocimiento de dos casos de hispanos que recientemente fueron a solicitar la licencia de matrimonio y el juez le pidió el seguro social.

"Esas parejas decidieron contraer nupcias en otros estados del norte como Nueva York o Nueva Jersey donde no exigen el seguro porque aquí es muy difícil", afirmó Ortigosa.

Miles de licencias extendidas

De acuerdo con estadísticas del Departamento de Salud y Control del Ambiente, más de 34 mil licencias de matrimonio fueron expedidas en 2006.

La institución no mantiene un récord de aquellas que fueron aceptadas sin presentar un número de seguro social o tarjeta de residencia legal.

Se espera que el fiscal general emita algún tipo de aclaración sobre este asunto las próximas semanas.

Cifras del Censo indican que cerca de 168,920 hispanos viven en Carolina del Sur, un 76 por ciento de incremento desde el 2000.

publicidad

¿Qué opina de este tipo de medidas para impedir que los sin papeles contraigan matrimonio? Comente aquí.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad