publicidad
.

Dream act en la Sala de Chat logo-noticias.6bcb5218ff723b30f6c272bb9bfc7...

Dream act en la Sala de Chat

Dream act en la Sala de Chat

'Joane' cumplió los 21 y lleva más de cuatro años en Estados Unidos esperando una oportunidad para seguir estudiando...

En busca de un sueño

'Joane' cumplió los 21 y lleva más de cuatro años esperando una oportunidad para seguir estudiando. 'Erik28', en cambio, se casó con un ciudadano estadounidense, pero no ha logrado regularizar aún su permanencia.

Haban el mismo idioma pero no se conocen. Sin embargo, tienen mucho en común: viven en Estados Unidos, son indocumentadas y ansían una reforma migratoria. Ellas visitaron la Sala de Chat de Univision Online y conversaron con el abogado José Pertierra en busca de orientación.

"Llevo en Estados Unidos más de cuatro años. Tengo 21 y no he logrado estudiar una carrera universitaria. Mi papá tiene una petición (de residencia permanente, formulario I-130) de su hermano y también de mi abuela. Quisiera saber si existe alguna manera de que yo pudiera estudiar", preguntó la usuaria identificada como 'Joane'.

Pertierra respondió: "Esta es una de las grandes tragedias de las leyes de inmigración de este país, que muchísimos jóvenes muy capaces, algunos brillantes, no tengan posibilidad de conseguir, ni becas ni préstamos para estudiar una carrera universitaria".

"En cuanto al pedido, la petición de tu hermano (ante el servicio de Inmigración), no te da opción, ni permiso en Estados Unidos", añadió el abogado.

No obstante, Pertierra señaló que hay un proyecto de ley en el Congreso que trata sobre este tipo de casos, como el de 'Joane' y quizás miles de indocumentados más, que ansían estudiar, sacar una carrera universitaria. Y llamó la atención sobre el hecho de que "muchas personas no comprenden cómo es posible que este proyecto no haya sido aprobado todavía".

publicidad

"Se llama Dream Act y se trata de una ley que permitiría que todo alumno menor de edad que se encuentra en Estados Unidos, ilegalmente, pueda obtener un permiso para seguir estudiando. Y le otorgarían su residencia mientras la persona concluya sus estudios y luego obtenga un trabajo a tiempo completo", detalló.

De qué se trata

El Dream Act (Development, Relief and Education for Alien Minors Act) fue presentado por primera vez a la Cámara Alta del Congreso estadounidense en septiembre de 2003 por los senadores Orrin Hatch (republicano de Utah) y Richard Durbin (demócrata de Illinois).

El proyecto recomienda otorgar una visa temporal de residencia a estudiantes sobresalientes, quienes una vez graduados podrán optar por la residencia (Tarjeta Verde o Green Card).

De ser aprobado, el plan beneficiaría a unos 65 mil estudiantes cada año, pero exige que los favorecidos posean, entre otras características, buen carácter moral, demostrar buen comportamiento y no tener antecedentes criminales.

Los estudiantes beneficiados, explica la iniciativa, ganarían la residencia sólo si obtienen un título universitario y si durante el paso por la universidad mantienen el mismo nivel de calificaciones obtenido durante la secundaria.

El proyecto es respaldado, entre otras organizaciones, por el Consejo Nacional de La Raza (NCLR), el principal grupo hispano de Estados Unidos, y The American Federation of Labor-Congress of Industrial Organizations (AFL-CIO), el sindicato más grande del país, así como por decenas de entidades que defienden los derechos de los inmigrantes.

publicidad

Revivió en 2006

En mayo del año pasado, durante el debate de la reforma migtratoria, el Dream Act fue reintroducido por el representante Lincoln Diaz-Balart (republicano de Florida), quien fungía como vicepresidente del Comité de Reglamento de la Cámara de Representantes.

La iniciativa, dijo Díaz Balart en esa ocasión, "facilitará el acceso a las oportunidades educacionales universitarias a los hijos de inmigrantes en Estados Unidos que actualmente están enfrentando barreras para obtener una educación universitaria".

"Nuestros estudiantes no deben ser castigados por decisiones tomadas por sus padres, en las que ellos ni siquiera tuvieron un papel", puntualizó el legislador de origen cubano.

Si bien el Dream Act no fue aprobado, las organizaciones que lo respaldan confían que en el debate de 2007 sea considerado y agregado a un proyecto de reforma migratoria amplio que incluya la legalización.

La ley del castigo

La usuaria identificada como 'erik28' preguntó: "Soy de Nicaragua. Entré ilegal hace tres años y me casé con un ciudadano. He consultado con abogados y me dicen que debo salir del país para obtener el perdón, pero me gustaría saber si es seguro que me den visa para entrar nuevamente y cuánto tiempo tomaría el trámite".

Pertierra respondió: "El problema es que no calificas como parte de la Sección 245(i) y entraste ilegalmente al país. Y el otro problema es que, si sales, no podrás regresar en 10 años a causa de la Ley del Castigo".

publicidad

"Podrías regresar antes de cumplir la pena, pero tendrías que gestionar un perdón ante la embajada de Estados Unidos en Managua. Y en Nicaragua se tardarían un año, por lo menos, en decidir tu caso. Y si ganas, vuelves, pero en el año 2008 o 2009. Y si pierdes el caso, entonces tendrás que esperar 10 años y volver a gestionar el perdón, pero esta vez con el castigo cumplido". agregó.

"Ahora bien, para lograr el perdón tienes que probar que tu esposo sufriría de forma extrema si tú sales y te quedaras en Nicaragua. Y para demostrar sufrimiento extremo hay que ir a un psicólogo para que determine que tu esposo sufriría".

Pertierra puntualizó: "Yo no recomiendo que salgas del país. Hay más posibilidad que el Congreso apruebe una reforma a las leyes de inmigración y que eso te permita legalizar tu estadía desde aquí, no desde Nicaragua".

La ley de los 10 años

El caso de 'erika28' se inscribe dentro de la denominada Ley del Castigo, aprobada por el Congreso de Estados Unidos en las reformas a la ley de inmigración de 19996, durante el segundo mandato de la administración Clinton.

La legislación precisa que los extranjeros que levan 180 días o más indocumentados, cumplan un castigo de tres años fuera del país sin derecho a entrar a Estados Unidos. Y aquellos que llevan un año o más de permanencia indocumentada, cumplan un castigo de 10 años.

publicidad

El castigo puede ser apelado si el inmigrante afectado prueba ante un juez de inmigración que la salida del país causará un sufrimiento extremo a un hijo, al cónyuge o sus padres.

Al igual que 'joane' y 'erika28' usted puede enviar sus preguntas al abogado José Pertierra a la Sala de Chat de Univisión Online.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Donald Trump y Barack Obama no solo tienen conceptos diferentes en política, sino también a la hora de tratar a sus esposas.
La pequeña activista le pidió a los asistentes de la Marcha de las Mujeres que sigan haciendo una cadena de amor para proteger a sus familias.
En 2009, la ex primera dama le dio un regalo a Laura Bush y pasó desapercibido, pero la reacción de Michelle Obama al obsequio de la nueva primera dama no dejó a nadie indiferente.
De Ciudad de México a Washington DC, decenas de miles de manifestantes marcharon por las calles contra la toma de posesión del ahora 45° presidente de Estados Unidos. En algunas capitales, se registraron disturbios y enfrentamientos.
publicidad