publicidad
El freno a la revisión de la política de deportaciones deja a miles de indocumentados al borde de ser expulsados de Estados Unidos.

Crecen las preocupaciones por el freno a la revisión de la política de deportaciones

Crecen las preocupaciones por el freno a la revisión de la política de deportaciones

De “inquietante” y como “un mal día” para los inmigrantes definen activistas la postergación de informe.

El freno a la revisión de la política de deportaciones deja a miles de i...
El freno a la revisión de la política de deportaciones deja a miles de indocumentados al borde de ser expulsados de Estados Unidos.

Piden a Obama que no se detenga y pare la expulsión de indocumentados que califican para la reforma del Senado.

publicidad

Por Jorge Cancino

De “inquietante” y como “un mal día” para los inmigrantes definieron activistas la postergación, el martes, de la entrega de un informe que cambiaría la política de deportaciones del gobierno del presidente Barack Obama.

“Es inquietante que el presidente Obama ahora haya cambiado de opinión y le pida al secretario (del Departamento de Seguridad Nacional "DHS-) Jeh Johnson que no continúe adelante con las revisiones”, dijo Maru Mora Villapando, directora de comunicaciones del Latino Advocacy, una organización de Seattle, Washington, que respalda un movimiento de resistencia en apoyo a los indocumentados en el Centro de Detención del Northwest de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), en Tacoma.

¿Qué te preocupa más: las deportaciones o la lentitud de la Reforma Migratoria? Opina.

La Casa Blanca anunció el martes que el mandatario le había pedido a Johnson que suspenda temporalmente la conclusión de una revisión a las políticas de deportación hasta bien entrado el segundo semestre del año en curso.

Leer: Freno a las deportaciones genera dudas y miedos.

La revisión había sido ordenada por Obama el 15 de marzo, en respuesta a la presión ejercida por la comunidad inmigrante y congresistas demócratas por el alto número de deportaciones desde el comienzo de la Administración, el 20 de enero de 2009.

publicidad

“No puedo creer que se nos pida esperar”, dijo Hermelando Monge, un indocumentado detenido desde hace 13 meses en el centro de Tacoma cuando escuchó la noticia de la postergación. “Mi mujer y mis hijas me necesitan ahora. Yo podría ser deportado en cualquier momento”.

Leer: Obama retrasa la revisión de la política de deportaciones

 

Obama retrasa revisión de deportación para salvar posibilidades de una reforma Univision

Las organizaciones que defienden los derechos de los inmigrantes, entre ellas el National Immigrants Youth Alliance (NIYA), que organizó el regreso de decenas de dreamers deportados en la frontera, estimó que la orden de Obama afectará a unos 68,200 indocumentados que serán expulsados del país por el DHS.

El retraso “es una bofetada para todos los líderes de los derechos civiles que se declararon en huelga de hambre arriesgando todo en los centros de detención de ICE”, dijo Mora.

Leer: Cantor advierte  que no apoyará ningún plan de "amnistía".

El 6 de marzo más de 800 inmigrantes detenidos en Tacoma iniciaron una huelga de hambre para pedirle al presidente Obama que “utilice su facultad presidencial y ordene el alto total de las injustas deportaciones que separan familias, destruyen hogares y traen incertidumbre, inseguridad e infeliz futuro de nuestros hijos, nuestros seres queridos”, declararon los huelguistas en una carta que publicó UnivisionNoticias.com.

publicidad

También pidieron que no sean tratados como “delincuentes de lo peor”, y señalaron que han sido privados de sus libertades “en nombre de leyes que no tienen sustento moral” porque fueron creadas “en momentos de terror y confusión”.

“Somos gente honrada, trabajadora y pacífica que, si bien se han cometido faltas menores o administrativas, lejos están de que merezcamos el calificativo de delincuentes”, puntualizaron.

La permanencia indocumentada en Estados Unidos es una falta de carácter civil no criminal, advierten abogados consultados por UnivisionNoticias.com.

Leer: Los demócratas le fijan plazo a Boehner

 

Obama busca una última oportunidad para la reforma migratoria Univision

El 17 de marzo una segunda huelga de hambre se activó en el centro de detención de Corley, Texas, en apoyo a los detenidos en Tacoma. Los internos dieron a conocer una carta con una lista de peticiones que también fue publicada por UnivisionNoticias.com.

“El freno a la revisión de las políticas de deportaciones significa que éstas personas no importan, y que el sacrificio que han hecho no vale”, apuntó Mora.

La activista dijo además que la Casa Blanca debería gastar su energía en “corregir su registro” de deportaciones, que supera los 2 millones desde 2009, “y dar lugar a la igualdad de los inmigrantes”.

En Washington D.C., Frank Sharry, director ejecutivo de America’s Voice, dijo que el martes se convirtió en “un mal día para los inmigrantes” luego del anuncio de la postergación del informe sobre deportaciones, y tras conocerse un votante de campaña del líder de la bancada republicana en la Cámara de Representantes, Eric Cantor, advirtiendo que se opondrá a cualquier “plan de amnistía”, en referencia a la reforma migratoria.

publicidad

Leer: "Nadie quiere la reforma migratoria más que yo", dice Boehner

Agregó que el atraso ordenado por Obama obliga a los inmigrantes “que serían elegibles para un alivio”, que sigan esperando “lejos de sus familias y del país al que llaman y sienten como su hogar”.

También lanzó un llamado al presidente del Congreso, John Boehner (republicano de Ohio) para que somete a voto un plan de reforma migratoria comprensivo en el plano de la Cámara de Representantes y que se ponga fin al “tráfico de excusas” para no reparar el actual sistema, que tanto demócratas como republicanos coindicen en que se encuentra roto.

 

¿Cómo es el viaje de los deportados de vuelta a Centroamérica? Univision

Los representantes republicanos están a punto de bloquear la mejor oportunidad que hemos tenido para promulgar una reforma migratoria”, dijo Sharry. “Hay una ventana muy estrecha para la acción legislativa y debemos conocer, antes de finales de junio, si la Cámara tiene previsto mover algo antes de que la ventana finalmente se cierre".

La semana pasada la Casa Blanca y el liderazgo demócrata del Senado dijeron que la ventana se cierra la primera semana de agosto, cuando de inicio al receso de verano en el Congreso.

El director ejecutivo de America’s Voice añadió que si los republicanos de la Cámara no actúan, “se intensificará la presión sobre el Presidente para que anuncie un alivio administrativo pero que mientras ello ocurre, “se llevarán a cabo decenas de miles de deportaciones innecesarias”.

publicidad

“La situación actual es inaceptable y el cambio no puede esperar”, subrayó.

Sharry también le pidió a Obama que gire instrucciones para que el DHS no deporte a indocumentados que califiquen para el proyecto de reforma migratoria que aprobó el Senado el 27 de junio del año pasado, cuyo debate se encuentra estancado en la Cámara de Representantes.

El plan del Senado, el S. 744, incluye un camino a la ciudadanía para indocumentados que están en el país desde antes del 31 de diciembre de 2011 y carecen de antecedentes criminales.

Quienes califiquen entrarán en un estado de residencia provisional por 10 años al término de los cuales podrán pedir la residencia permanente (green card) y tres años después serán elegibles para gestionar la ciudadanía.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad