publicidad

ACLU habilita teléfono para sumarse a demanda contra ICE por deportaciones voluntarias

ACLU habilita teléfono para sumarse a demanda contra ICE por deportaciones voluntarias

Víctimas de deportaciones voluntarias pueden sumarse a demanda en contra de la Oficina de Aduana y Control Fronterizo (ICE).

Las famosas deportaciones voluntarias del gobierno son en realidad obligadas /Univision

Los principales afectados son inmigrantes indocumentados que carecen de antecedentes penales

La Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) de San Diego, California, habilitó un número de teléfono para que víctimas de deportaciones voluntarias denuncien casos y se sumen a una demanda entablada la semana pasada en contra de la Oficina de Aduanas y Control Fronterizo (ICE).

El número es el (619) 398-4189.

La ACLU demandó a la agencia federal para frenar “una cultura de abuso” de Oficina de Aduanas y Control Fronterizo (ICE) y de la Patrulla Fronteriza (Border Patrol), de forzar a inmigrantes detenidos a aceptar una “salida voluntaria” de Estados Unidos, explicó.

ACLU alega en la demanda que ICE -y la Patrulla Fronteriza-, con mucha frecuencia, utiliza la desinformación para presionar a los inmigrantes indocumentados, principalmente de origen mexicano, a renunciar a sus derechos, antes de ser obligados a salir del país.

El programa de salida voluntaria en el que los agentes deberían de dar la opción de firmar la forma para su deportación inmediata, ayuda al gobierno a acelerar el proceso de deportación de inmigrantes indocumentados que son detenidos, y el año pasado alcanzó una cifra record de 400 mil deportados.

El problema, según ACLU, es que la salida voluntaria se está consiguiendo a través de presión, desinformación y, en ocasiones, hasta "tomándoles la mano a los detenidos para que firmen".

publicidad

Cierran puertas

Para estas personas que firmaron su salida voluntaria es mucho más difícil seguir con algún caso migratorio ya presentado o acogerse a una posibilidad de arreglar su estatus legal en Estados Unidos, dijo la abogada de migración de ACLU, Lucero Chávez, en una conferencia telefónica.

La demanda de ACLU exige que sean regresados al país los indocumentados (en su mayoría mexicanos) que salieron del país por firmar una salida voluntaria que fue forzada.

Chávez indicó que, por lo general, se trata de inmigrantes que carecen de antecedentes penales y que han tenido encuentros fortuitos con agentes de migración que los detienen.

"Les dicen que si no firman salida voluntaria van a estar mucho tiempo en la cárcel, o que van a ir a detener a su familia porque ya tienen su dirección" entre otras formas de convencimiento para que los migrantes acepten la deportación voluntaria.

La salida voluntaria es una forma de deportación que los migrantes aceptarían, luego de un plazo breve para arreglar sus asuntos antes de dejar el país, pero al salir de Estados Unidos, se les dificulta legalmente regresar.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Los jóvenes dreamers dicen que con la situación que vive EEUU y la nuevas políticas del presidente Donald Trump, temen pedir ayuda de dinero para poder realizar sus estudios, pues les preocupa que esto les pueda costar su estadía en el país.
Representantes y senadores del partido republicano han sido confrontados, cuestionados y abucheados en los últimos días en asambleas populares celebradas en sus estados. Trump señala a "activistas progresistas" de organizar las protestas.
Juan García del ACT, uno de los dos exámenes estandarizados, nos habla de las cosas que se deben evitar a la hora de llenar la admisión universitaria.
El gobierno mexicano aseguró que no dudará en acudir a las Naciones Unidas para defender a los inmigrantes. Las declaraciones del secretario de relaciones exteriores mexicano hizo la advertencia antes de la reunión que tendrá esta semana con altos funcionarios estadounidenses.
publicidad