publicidad
Según el estudio, la mayoría de indocumentados vive en California y asegura que el estado tiene serios problemas.

Hispanos indignados con el Senado

Hispanos indignados con el Senado

Los principales grupos hispanos reaccionaron airadamente tras la votación del senado que sepultó la reforma migratoria.

Según el estudio, la mayoría de indocumentados vive en California y aseg...
Según el estudio, la mayoría de indocumentados vive en California y asegura que el estado tiene serios problemas.

Molestos, preocupados y profundamente "indignados" reaccionaron líderes de la comunidad hispana de Estados Unidos tras conocer el voto del Senado que sepultó la reforma migratoria el jueves.

"Estamos bien, bien indignados por el voto del Senado de Estados Unidos", dijo a Univision Online Eliseo Medina, vicepresidente del Sindicato Internacional de Empleados de Servicios (SEIU, por sus siglas en inglés). "Creo que esta propuesta de ley fue matada por el partido republicano claramente".

El dirigente agregó que "el voto está mandando un mensaje bien claro a los inmigrantes. El partido republicano le está diciendo a los inmigrantes que no son parte de ese grupo político".

En cuanto al futuro inmediato de los planes por cambiar las leyes de inmigración y buscar una vía de legalización para los indocumentados, Medina dijo que "le pedimos a toda la comunidad que nos sigamos organizando, que batallemos, que nos pongamos de pié, porque este revés no es una derrota, en simplemente el comienzo de nuestra lucha por los derechos de los inmigrantes".

publicidad

El sistema de puntos

"Venció el odio"

Para Angélica Salas, directora de la Coalición por los Derechos Humanos de los Inmigrantes (CHIRLA), en Los Ángeles, California, el voto del Senado fue en contra de lo que quieren la mayoría de los estadounidenses. "Venció el odio. Los senadores quisieron escuchar las voces de los más racistas, que son los menos en este país".

Agregó, sin embargo, que la lucha por la legalización "está viva", y aseguró que "nosotros como inmigrantes no nos damos por vencido. Al senado le queda más de un año de sesiones y nosotros procuraremos que en ese tiempo el tema regrese al pleno".

Tras analizar el voto del jueves, Salas señaló que la decisión de los senadores no fue un voto sólo contra los inmigrantes, "sino un voto contra su presidente republicano, George W. Bush", y que la decisión fue tomada "porque necesitan energizarse con miras a las elecciones presidenciales de 2008".

Pese a ello, la dirigente dijo que los inmigrantes seguirán en pie de lucha "y ahora vamos a presionar a la Cámara de Representantes. Nosotros haremos que se muevan".

El co$to de la reforma

Temen más redadas

Saúl Solórzano, director ejecutivo del Centro de Recursos Centroamericanos (CARECEN), en Washington, "lamentablemente hoy jueves no estamos mejor que ayer. Continúa la incertidumbre para 12 millones de personas que habían cifrado sus esperanzas en el Senado de Estados Unidos".

publicidad

Sobre el futuro inmediato, Solórzano dijo que las organizaciones nacionales que defienden los derechos de los indocumentados seguirán trabajando para que el debate "vuelva a instalarse", pero advirtió que teme por un incremento en las redadas y las deportaciones.

"Vamos a pedirle al gobierno una moratoria de los arrestos. Los inmigrantes son gente trabajadora que vino a este país a luchar por sus familias", apuntó.

Finalmente, Juan José Gutiérrez, director del Movimiento Latino USA de Los Ángeles, California, dijo que el voto del Senado lo dejó "profundamente decepcionado" y lamentó que algunas voces del Congreso "no hablaron de forma clara y se sumaron al esfuerzo de los inmigrantes para ganar esta batalla".

"Ahora tendremos que organizarnos mejor y elevar nuestra capacidad cívica para asegurar que tengamos una reforma lo antes posible", concluyó.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
El gobierno mexicano aseguró que no dudará en acudir a las Naciones Unidas para defender a los inmigrantes. Las declaraciones del secretario de relaciones exteriores mexicano hizo la advertencia antes de la reunión que tendrá esta semana con altos funcionarios estadounidenses.
El secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John Kelly, se reunió este miércoles con el presidente guatemalteco, Jimmy Morales, para discutir asuntos relacionados con la seguridad fronteriza antes de la reunión en México a la que se le unirá el secretario de Estado, Rex Tillerson.
Se trata de TRAPPIST-1 un conglomerado donde hay siete planetas rocosos con masas similares o inferiores a la Tierra y que giran alrededor de una estrella, una especie de versión en miniatura de nuestro sistema solar. De sus siete planetas hay tres que tienen las condiciones perfectas para albergar océanos de agua líquida en caso de que tengan atmósfera.
Está ubicado en la represa Monticello, al norte del Estado de California y a unas dos horas de San Francisco, su trabajo comienza cuando el lago sobrepasa su nivel óptimo así de esta manera ayuda a controlar el nivel del agua evitando catástrofes.
publicidad