publicidad
Ismael Fernández

El joven hispano que impulsó un cambio de poder histórico en Idaho

El joven hispano que impulsó un cambio de poder histórico en Idaho

Ismael Fernández será parte del concejo municipal de Wilder, el primero completamente hispano en Idaho.

Ismael Fernández
Ismael Fernández

Por Melvin Félix @mj_felix

A sus 19 años, Ismael Fernández cuenta con las típicas responsabilidades de un estudiante de primer año de universidad.

Ensayos. Asignaciones. Horas en la biblioteca. Exámenes trimestrales.

Pero este año tomará una nueva responsabilidad: manejar la ciudad de Wilder, Idaho, como parte del primer concejo municipal completamente hispano del estado en el noroeste del país.

Junto a los concejales Tila Godina, Guadalupe García y Robert Rivera, Fernández será parte del cuerpo que gobernará la ciudad de Wilder bajo la recién electa alcaldesa Alicia Almazán, que a su vez es la primera hispana en el cargo.

El joven, quien estudia español e historia en el College of Idaho, juramenta este martes en la primera reunión mensual del concejo, que representa a los 1,500 residentes de la ciudad rural.

El nuevo concejo refleja la demografía de Wilder, donde más del 75% de la población es hispana. Muchos de estos residentes han sido históricamente trabajadores agrícolas. Algunos trabajan en la industria de los lúpulos ( hops), que se usan para hacer cerveza y son un motor de la economía local.

Fernández es hijo de una mexicana de Cuernavaca, y es además bisnieto de inmigrantes que llegaron a Wilder como trabajadores durante las temporadas agrícolas. "Ellos iban y venían entre Texas y Idaho. Mis abuelos fueron los que decidieron quedarse en Wilder. Muchos de nuestros residentes son trabajadores temporales que se instalaron aquí", dijo.

publicidad

La pequeña ciudad rural cuenta con pocas otras industrias. " No creo que tengamos un Walmart o un McDonald's en un futuro cercano", dice Fernández sobre Wilder. " Ya no tenemos farmacia, solamente un mercado local pequeño y el puesto de gasolina. Para otras cosas, hay que salir a otras ciudades más grandes como Caldwell".

Un candidato improbable

Cuando se lanzó al puesto, Fernández se enfrentaba a cuatro otros candidatos, entre ellos un funcionario que llevaba décadas en el concejo. Hizo campaña por tres días, caminando las calles del pueblo y repartiendo folletos con su nombre.

"No esperaba ganar, simplemente por la cantidad de candidatos y la experiencia que tenían. Ya cuando llegó el día de la elección, me dije a mí mismo que al menos no quería llegar último", dice riéndose.

El joven terminó ganando primer lugar en la contienda por los dos asientos disponibles en el concejo. "Cuando llamé a mi abuela a decirle que gané primer lugar, me preguntó, '¿Estás seguro?' Creo que sorprendí hasta a mis simpatizantes", dijo Fernández.

Ahora tendrá la responsabilidad de manejar los asuntos de la ciudad. Una de sus ideas es asistir a los ancianos de Wilder que quieren ir a otras ciudades para hacer sus compras.

"Quiero ayudarlos a transportarse, tal vez con buses ( vans) que lleguen a buscarlos a las áreas rurales. Es difícil para las personas mayores manejar y salir a otras ciudades grandes, como Caldwell, donde pueden conseguir las cosas que necesitan", dijo Fernández.

publicidad

También buscará destinar más recursos a la infraestructura local. "Nuestras carreteras no son muy buenas", dice.

Este artículo es parte de la cobertura de Univision Política de hispanos en puestos públicos en Estados Unidos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad