publicidad
Natalie Heimel y Edward Mallue Jr. al momento que reciben la llamada de Barack Obama. Foto tomada del video de Youtube.

Cambiaron su boda gracias a Barack Obama

Cambiaron su boda gracias a Barack Obama

Natalie Heimel y Edward Mallue Jr. tuvieron que cambiar la sede de su boda porque el presidente Obama quería jugar golf con unos amigos.

Natalie Heimel y Edward Mallue Jr. al momento que reciben la llamada de...
Natalie Heimel y Edward Mallue Jr. al momento que reciben la llamada de Barack Obama. Foto tomada del video de Youtube.

Todo estaba preparado: una ceremonia con los más allegados, amigos y familiares. Hawaii era el escenario que esta pareja de enamorados había escogido para el día de su boda. Pero no contaban con que sus planes cambiarían de último momento gracias al presidente de EEUU, Barack Obama.

La cuenta regresiva transcurría como en todas las parejas que están a punto de presentarse en el altar. Veinticuatro horas antes parecía que el mundo se les venía encima: tuvieron que cambiar de lugar para que Obama pudiera realizar una de sus aficiones favoritas: jugar al golf.

Natalie Heimel y Edward Mallue Jr. tomaron este contratiempo con buen humor. Esta pareja de capitanes del ejército estadounidense planeaba casarse el domingo pasado en el campo de golf de un complejo militar con una majestuosa vista al mar.

publicidad

Con lo que no contaron fue que este sitio se encuentra muy cerca de la casa alquilada en la que la familia Obama pasa sus vacaciones navideñas.

 Pero el sábado, un día antes de su enlace matrimonial, los enamorados recibieron una llamada del equipo de seguridad del Presidente. Les avisaban que no podía celebrar su boda en el hoyo 16 del campo. La razón: que Barack Obama jugaría al otro día con unos amigos en esa área.

Entonces la pareja dio marcha atrás y cambió de lugar: se casaron en otra parte del campo de golf. Al hacerse público el caso, el presidente Obama se sintió muy apenado y llamó personalmente a la pareja para disculparse.

“Felicidades por la boda. Me siento falta. Nadie nos lo dijo”, les dice Obama al teléfono cuando los recién casados disfrutaban de su fiesta. Un video, que ahora circula en internet, muestra la reacción de Natalie y Edward al momento en el que recibieron la llamada del presidente estadounidense.

La Casa Blanca también expresó su remordimiento. Aclararon que no sabían que a la pareja se le había pedido cambiar el lugar de la boda.

“Sabíamos que había dos cosas que podrían arruinar la boda. Una era el clima y la otra el presidente”, dijo bromeando Heimel en una entrevista con la cadena NBC.

Sin duda una anécdota que quedará en la historia de la pareja.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad