publicidad
Festejos en La Pequeña Habana

Florida mantuvo a Congresistas

Florida mantuvo a Congresistas

Latinoamericanos-estadounidenses festejaron en la madrugada de este miércoles en Miami la llegada de Obama a la presidencia.

Festejos en La Pequeña Habana
Festejos en La Pequeña Habana

"¿Te imaginas un día el hijo de un colombiano en la Casa Blanca?". Carlos Gamba, un empresario de 40 años llegado de Bogotá con su familia hace dos décadas a Estados Unidos lanza la pregunta a su esposa Sandra, que no para de cantar "Sí, se pudo", el eslogan de Obama, ahora adaptado al triunfo."Esta noche nos demuestra que todos tenemos la oportunidad de llegar alto en este país", dice Sandra y pide que pongan música de Shakira, la mega estrella colombiana que no ocultó su deseo por ver a Obama presidente."Los hispanos tienen que ganar más espacio en Florida. Algún día tendremos un latino en la gobernación", pronosticó Luis Carrera, un constructor venezolano de 43 años.El alcalde de Miami, Manny Díaz, también festejaba y se sacaba fotos con todo el mundo. "Es una victoria de todos los que alguna vez llegamos a trabajar a este país", dijo. "Y Miami tiene que celebrarlo porque es una ciudad que refleja los logros de los inmigrantes, muy especialmente de los latinos".Según encuestas difundidas por la cadena CNN tras la votación, en Florida el 67 por cientos de los latinos votó por Obama mientras un 36 por ciento lo hizo por McCain.A pesar de que la participación electoral en el estado de Florida no

llegó al 80 por ciento que las autoridades electorales esperaban, se

publicidad

registró un cómodo 68 por ciento en promedio. En Miami-Dade, la

participación fue de 68.6 por ciento; mientras que en Broward fue de

68.8 por ciento.Sin embargo, los mismos electores del sur de la Florida que eligieron a

Obama también votaron por mantener en el Congreso nacional a los

congresistas republicanos cubanoamericanos Lincoln Díaz-Balart y su

hermano Mario Díaz-Balart, y a Ileana Ros-Lehtinen, que superaron el

martes uno de los retos más serios que habían enfrentado en sus

carreras políticas.

Los tres representantes vencieron a sus contrincantes demócratas.

¿Es una contradicción lo que sucedió con el voto en Miami?

Para algunos expertos no."Siempre, históricamente, el sur de la Florida

ha votado por los demócratas, y sólo los cubanos votan por los

republicanos", explicó en una entrevista telefónica con la AP Guillermo Grenier, profesor de la Universidad Internacional de la Florida especializado en temas cubanos.

"Los cubanos siempre eligen a los cubano-americanos", dijo.De acuerdo

con Grenier, lo que ha quedado demostrado en los comicios es que los

publicidad

cambios demográficos de la comunidad cubana local están modificando su

posición política; y que con una amplia mayoría demócrata en el

Congreso, le resultará complicado a los tres representantes

cubanoamericanos presionar para que se mantenga una política de mano

dura con Cuba.

Así por ejemplo, el viejo exilio cubano, cuya posición hacia la isla

era más radical, ha disminuido en cantidad porque muchos están

muriendo; mientras que los cubanos que han inmigrado a Miami

recientemente tienen una posición más flexible porque han vivido en la

isla hasta hace poco y quieren seguir viendo a sus familiares y

mantener un contacto frecuente, explicó el experto.

Refiriéndose a los hermanos Díaz-Balart y Ros-Lehtinen, consideró que

"ahora se van a sentir un poco aislados" en medio de un Congreso con

más legisladores demócratas afines a la política de Obama, de mayor

flexibilidad hacia Cuba.

publicidad

Los contrincantes demócratas que enfrentaban los tres en la campaña, en

cambio, preferían eliminar esas restricciones, en línea con la política

expuesta por Obama.Obama, no obstante, ha indicado que la eliminación

del embargo económico debe ser aprobada por el Congreso.

Grenier, el experto universitario, manifestó sus dudas de que ello pueda ocurrir pronto.

Los demócratas "tienen el poder para hacerlo, pero no sé si es lo

suficientemente importante" en este momento, dijo. Destacó, sin

embargo, que "hay posibilidades de que cambie la política con Cuba".

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad