publicidad
Todos deseamos trabajar en un ambiente agradable y armónico, donde se nos permita compartir lo mejor de nosotros.

Siete señales de que tu trabajo es amigable

Siete señales de que tu trabajo es amigable

Todos deseamos trabajar en un ambiente agradable donde se nos permita compartir lo mejor de nosotros.

Todos deseamos trabajar en un ambiente agradable y armónico, donde se no...
Todos deseamos trabajar en un ambiente agradable y armónico, donde se nos permita compartir lo mejor de nosotros.

Los que no somos inmensamente ricos y debemos trabajar, buscamos hacerlo en un ambiente agradable y armónico, donde se nos permita compartir lo mejor de nosotros.

Y lograrlo es importante porque el trabajo es el sitio donde interactuamos y nos comunicamos con personas que son y que no son afines a nosotros.

El ambiente amigable no es ese donde falsamente nos la pasamos sonriéndonos los unos a los otros, sino ese en el que podemos dar lo mejor de nosotros mismos en completa armonía. A continuación, las siete señales de que estás en tu trabajo amigable, según lo publicado por Forbes.

1. Cortesía. ¡Qué bien se siente saludar y que te saluden, sin que ello implique besos y/o abrazos. Se trata de un saludo cortés y educado que es hecho y respondido.

publicidad

2. Respeto. Si somos empáticos con nuestros compañeros y no les hacemos lo que no queremos que nos hagan, entonces no habrá chismes sino absoluto profesionalismo sin lugar a chismes y respeto.

3. Ética. Empleados y responsables aceptan sus errores y asumen las consecuencias de cada acción, positiva o negativa. Se evita la búsqueda de culpables.

4. Comunicación. Nos es permitido expresar nuestros puntos de vista, resolver conflictos y diseñar estrategias. Por encima de las llamadas y los correos, la comunicación cara a cara es lo más recomendable.

5. Trabajo en equipo. Además de ser indispensable para alcanzar las metas, trabajar en equipo refleja la capacidad de los miembros de la organización para compartir sus experiencias y su conocimiento.

6. Orden. Tanto los espacios como la estructura y la organización de la empresa deben tener un orden claro y evidente para todos los integrantes.

7. Amistad de las puertas hacia afuera. La amistad jamás será negativa, pero si se entre las personas que componen una organización, debe haber la claridad de que todo aspecto personal se trata hacia afuera de la organización.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad