publicidad
Aprende a lidiar con el estrés en el trabajo.

Consejos para manejar el estrés en el trabajo

Consejos para manejar el estrés en el trabajo

El empleo suele preocupar más que la salud, los problemas económicos, las deudas y las relaciones personales.

Aprende a lidiar con el estrés en el trabajo.
Aprende a lidiar con el estrés en el trabajo.

Más estresante que la salud, los problemas económicos, las deudas y las diferencias en las relaciones personales, resulta el empleo. Al menos eso fue lo que encontró una encuesta realizada en Reino Unido, según la cual el 55 por ciento de los participantes coincidió en esa respuesta.

El estrés laboral es un mal cada vez más frecuente en la sociedad actual, debido a la excesiva carga de trabajo, la frustración por el pobre liderazgo, la falta de apoyo, las metas irreales y otros factores, indica la versión digital del periódico mexicano Excélsior.

Pero si es tu caso, además de que debes saber que no estás solo, te compartimos estos consejos para que manejes esas situaciones que te estresan, y de ese modo impidas que permeen tu vida personal.

publicidad

1. Ordena y prioriza. Evita que todo se te salga de control y utiliza métodos como una hoja de Excel o una libreta en donde escribas las cosas por hacer y las fechas límite. Una agenda exclusivamente para estos pendientes puede ser de mucha utilidad. Con esto, puedes emplear días determinados para ir cumpliendo con estos objetivos.

2. Identifica los obstáculos. Es necesario compartir tanto con tus compañeros de trabajo como con tu superior esas cosas que están impidiendo o dificultando llegar a la meta. Si lo hablas con tu jefe, resulta importante que le presentes alternativas o posibles soluciones; de este modo no solo le llevarás problemas, sino también las posibles soluciones. Platica también sobre las fechas de entrega y asegúrate de que sean realistas.

3. Extérnalo. No dejes que los líos te abrumen, Hablarlo con las personas indicadas es útil y necesario. Puede ser que las soluciones sean más sencillas de lo que pensabas.

4. Reconocimiento. Cuando las cosas se han salido de tus manos, es necesario aceptar el problema y hablar de ello antes de que sea peor.

5. La comunicación es fundamental. Por estar inmersos en sus propios problemas, los superiores suelen ignorar los síntomas de que hay trastornos por el estrés al interior de la oficina. No debes sentir pena por pedir ayuda cuando lo necesitas, y recuerda tomar descansos para refrescar las ideas y la mente.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad