publicidad
.

Ayudará con problemas de sueño logo-noticias.6bcb5218ff723b30f6c272bb9bf...

Ayudará con problemas de sueño

Ayudará con problemas de sueño

Un estudio sobre la siesta en el trabajo se pondrá en marcha en Francia como parte de un plan del Gobierno para combatir los problemas de sueño.

Descansa por 15 minutos

PARIS, Francia - Los franceses ya disfrutan de una semana laboral de 35 horas y vacaciones generosas. Ahora el ministro de salud quiere estudiar si debería permitirse a los trabajadores dormir en su trabajo.

Francia lanzó esta semana un plan para invertir $9 millones de dólares a fin de despertar conciencia sobre los trastornos del sueño. Uno de cada tres franceses los padece, según el ministerio.

El 56 por ciento de los franceses se queja de que una noche sin dormir bien afecta su desempeño en el trabajo, agrega.

"¿Por qué no una siesta en el trabajo? No debería ser un tema tabú", manifestó esta semana el ministro de salud Xavier Bertrand. Sugirió más estudios y dijo que promovería siestas en el trabajo si resultan útiles.

El asegurador estatal de la salud enviará cartas para explicar la importancia de dormir bien. La página en la internet del ministerio de salud ofrece consejos para dormir bien, y un cuestionario para ayudar a evaluar la calidad del sueño.

Bertrand, explicó que en empresas voluntarias habrá una experimentación de siestas de 15 minutos en el lugar de trabajo.

El ministerio recomienda reducir el consumo de café, té y gaseosas como también la actividad atlética después de las 8 p.m. de la noche. Aconseja además atender a las señales de somnolencia del organismo.

publicidad

Los problemas de sueño tienen repercusiones en la vida cotidiana, al ser propicios a los accidentes laborales y de tráfico, así como las dificultades de aprendizaje de los niños en las escuelas.

Bertrand dijo que la somnolencia causa del 20 al 30 por ciento de los accidentes en el país cada año.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Miles de mujeres salieron a las calles de la ciudad para unirse a las protestas globales contra el nuevo presidente de Estados Unidos y en defensa de sus derechos.
Donald Trump y Barack Obama no solo tienen conceptos diferentes en política, sino también a la hora de tratar a sus esposas.
En 2009, la ex primera dama le dio un regalo a Laura Bush y pasó desapercibido, pero la reacción de Michelle Obama al obsequio de la nueva primera dama no dejó a nadie indiferente.
De Ciudad de México a Washington DC, decenas de miles de manifestantes marcharon por las calles contra la toma de posesión del ahora 45° presidente de Estados Unidos. En algunas capitales, se registraron disturbios y enfrentamientos.
publicidad