publicidad
El A1C determina si su plan de tratamiento está funcionando. 

La prueba A1C: ¿qué tanta azúcar tengo?

La prueba A1C: ¿qué tanta azúcar tengo?

Recomendada por los especialistas, esta prueba revela el promedio de glucosa en la sangre durante los últimos tres meses.

El A1C determina si su plan de tratamiento está funcionando. 
El A1C determina si su plan de tratamiento está funcionando. 

No es un símbolo, tampoco una abreviación, sino el número que los médicos revisan cada dos o tres meses para conocer el promedio de glucosa (azúcar) en la sangre.

Los especialistas coinciden en que la prueba A1C (hemoglobina glucosada) es la más eficiente que existe hasta el momento para ese fin.

La American Diabetes Association (ADA) lo compara con el promedio de bateo de un jugador de béisbol durante una temporada: "Ni los resultados de una prueba de sangre de un solo día ni el promedio de bateo de un solo partido nos dan idea del desempelo total".

Según la ADA, la función de la hemoglobina --una proteína que se conecta con los azúcares como la glucosa-- es llevar el oxígeno de los pulmones a todas las células del cuerpo. A más glucosa en el cuerpo, más se glucosila la hemoglobina.

Por eso es importante que los pacientes conozcan el porcentaje de A1C en la sangre: para que sepan si el tratamiento al que se están sometiendo para controlar su glucosa está funcionando.

La ADA sugiere un A1C de 7%, pero es posible que su doctor le recomiendo un nivel más o menos estricto según su caso.

El doctor Andrés Suarez Londoño del St Luke’s Roosevelt Hospital en la ciudad de Nueva York dijo en entrevista con Univision Noticias que la prueba de A1C no solo es importante para los diabéticos, sino para todos aquellos mayores de 45 años con sobrepeso o algún familiar con diabetes, hipertensión arterial o enfermedades cardiovasculares.

publicidad

La ADA asegura que los hispanos en EEUU tienen mayor propensión y riesgo de padecer diabetes, y muchos de ellos no han sido diagnosticados, por lo que el A1C adquiere una importancia aún mayor.

"El examen es muy fácil de tomar y no necesita de ayuno. Se puede realizar de dos maneras: mediante la extracción de sangre en un laboratorio o con la punción en el dedo con un glucómetro portátil.”

¿Qué resultados esperar en el glucómetro?

Aunque el procedimiento puede variar según el modelo del equipo casero, se deben seguir unos pasos elementales.

Primero, el paciente debe insertar una cinta de prueba dentro del glucómetro. Después se inserta una aguja estéril, el paciente acerca un dedo y presiona el botón para presionar y así obtener los resultados.

El doctor Suarez recomienda siempre hablar con el médico de cabecera para determinar los niveles adecuados que se deben obtener.

Cuando el resultado del A1C es muy alto, el paciente que ya tiene diabetes debe buscar controlarlo ya que si mantiene esos niveles de azúcar puede desarrollar enfermedades oculares, cardiacas, renales y neuronales.

“Es importante que te eduques con tu doctor de cabecera y se fijen metas claras y alcanzables para reducir el peso y aumentar la cantidad de ejercicio. La dieta sigue siendo fundamental, reduciendo las grasas y harinas, aumentando frutas y vegetales”, concluye el especialista.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad