publicidad
Podría ocurrir que, como resultado de esta elección indirecta, cada candidato tuviera por igual 269 votos electorales.

¿Y qué pasa si la elección presidencial acaba en empate?

¿Y qué pasa si la elección presidencial acaba en empate?

Si Obama o Romney no consiguen los 270 votos del Colegio Electoral, entonces le tocará decidir al Congreso.

Podría ocurrir que, como resultado de esta elección indirecta, cada cand...
Podría ocurrir que, como resultado de esta elección indirecta, cada candidato tuviera por igual 269 votos electorales.

Sólo en dos ocasiones ha sido el Congreso la instancia que ha definido la contienda electoral

WASHINGTON, D.C. - El sistema de elección presidencial en los Estados Unidos es indirecto, es decir, los ciudadanos eligen en realidad a los 538 miembros del Colegio Electoral que son quienes, en última instancia, eligen al presidente y al vicepresidente.

Mapa interactivo del votante.

A cada estado le corresponde en el Colegio un número de compromisarios igual al número de senadores federales (dos para cada uno de ellos) más el número de sus miembros en la Cámara federal de Representantes, que es proporcional a la población.

Además, el Colegio incluye tres compromisarios por el Distrito de Columbia, donde se encuentra la capital del país, Washington, D.C., que no es considerado un estado y tiene en la Cámara baja un miembro testimonial sin voto.

publicidad

Por lo general, en la elección presidencial el candidato que logra el respaldo de la mayoría de los ciudadanos de un estado -lo mismo da que sea con el 51 % que con el 99 %- se lleva el total de los compromisarios atribuidos a ese estado en el Colegio Electoral.

Para ser elegido presidente es necesario obtener 270 votos electorales, es decir, una mayoría simple.

Empate hipotético

Podría ocurrir que, como resultado de esta elección indirecta, cada candidato tuviera por igual 269 votos electorales.

La enmienda 12 de la Constitución que recoge el proceso de elección del presidente y el vicepresidente da la clave para resolver esta infrecuente, pero no imposible, situación de empate.

Si ningún candidato recibiera la mayoría de los votos electorales, es la Cámara de Representantes la que elegiría al presidente, pero con un procedimiento especial de voto.

A cada grupo de representantes de un mismo estado se le asignaría un sólo voto y los tres miembros del Distrito de Columbia no participarían.

El presidente se elegiría por mayoría simple, de manera que serían necesarios 26 de los 50 votos para ganar. Si volvieran a quedar en tablas con 25 votos cada uno se tendría que repetir la votación las veces que fuera necesario, porque la Cámara no tiene normas de desempate.

Si sigue igual

Si la Cámara se mantuviera en su composición actual, Romney partiría con ventaja, porque los republicanos son mayoría en más estados que los demócratas.

publicidad

Por otra parte, el Senado, compuesto por 100 senadores, sería el encargado de elegir al vicepresidente y cada miembro de la Cámara Alta emitiría un voto.

La elección también sería por mayoría simple pero, si ambos quedaran con 50, el actual vicepresidente, que es el presidente del Senado, sería quien inclinaría la balanza.

Si la Cámara de Representes no hubiera elegido al presidente para la fecha de la inauguración de su mandato, fijada para el 20 de enero, el vicepresidente electo haría las veces de presidente interino hasta que el desempate se resolviera en la Cámara.

Qué dice la historia

En la historia de Estados Unidos, la Cámara de Representantes ha tenido que elegir sólo dos veces al presidente: en 1801 a Thomas Jefferson, que se enfrentaba a John Adams y Aaron Burr, y en 1825 a John Quincy Adams, que competía contra William Crawford y Andrew Jackson.

En cuanto al vicepresidente, el Senado eligió en 1837 a Richard Johson frente a Francis Granger como vicepresidente de Martin Van Buren.

De momento, si se suman los votos de los estados indiscutiblemente demócratas y de los que muestran en estos momentos una inclinación clara por este partido, Obama tendría asegurados, según los medios, un total de 243 votos del Colegio Electoral, sólo 27 menos de los 270 necesarios para proclamarse vencedor.

Romney, por su lado, tendría asegurados sólo 206 votos electorales, por lo que necesitaría ganar 64 votos más, lo que reduce para él el número de combinaciones victoriosas.

publicidad

La diferencia se jugará en los estados indecisos de Florida (29 votos), Ohio (18), Virginia (13), Wisconsin (10), Colorado (9), Iowa (6) y Nuevo Hampshire (4), que es donde las campañas han echado el resto hasta los últimos momentos de la campaña.

¿Crees que haya empate?.  Opina

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Representantes y senadores del partido republicano han sido confrontados, cuestionados y abucheados en los últimos días en asambleas populares celebradas en sus estados. Trump señala a "activistas progresistas" de organizar las protestas.
Juan García del ACT, uno de los dos exámenes estandarizados, nos habla de las cosas que se deben evitar a la hora de llenar la admisión universitaria.
El gobierno mexicano aseguró que no dudará en acudir a las Naciones Unidas para defender a los inmigrantes. Las declaraciones del secretario de relaciones exteriores mexicano hizo la advertencia antes de la reunión que tendrá esta semana con altos funcionarios estadounidenses.
El secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John Kelly, se reunió este miércoles con el presidente guatemalteco, Jimmy Morales, para discutir asuntos relacionados con la seguridad fronteriza antes de la reunión en México a la que se le unirá el secretario de Estado, Rex Tillerson.
publicidad