publicidad
El Gobernador Electo con su esposa Cecilia y su hija

Texas tendrá por primera vez en su historia una 'primera dama' hispana

Texas tendrá por primera vez en su historia una 'primera dama' hispana

Cecilia Phalen Abbott es nieta de inmigrantes mexicanos y la esposa del nuevo Gobernador electo, Greg Abbott.

El Gobernador Electo con su esposa Cecilia y su hija
El Gobernador Electo con su esposa Cecilia y su hija

Cecilia Phalen Abbott, nieta de mexicanos

DALLAS - Texas contará por primera vez en su historia a partir de enero próximo con una primera dama de origen hispano, luego que el republicano y actual procurador estatal Greg Abbott resultó electo la noche de este martes como gobernador.

Su esposa, Cecilia Phalen Abbott, nieta de inmigrantes mexicanos, reemplazará como primera dama de la entidad a Anita Perry el 20 de enero próximo, lo que marcará un momento histórico en la vida política de Texas.

Cecilia, de 54 años de edad, se mantuvo muy activa a lo largo de toda la campaña para promover la candidatura de su esposo.

“Ese tipo honesto, trabajador que ustedes aprecian como su procurador general, es el mismo hombre en casa”, señaló Cecilia Abbott en uno de los mensajes de campaña a favor de su esposo. “El verlo madurar como hombre a través de increíbles pruebas y en la paternidad, me ha hecho amarlo más y confiar aún más en él”.

publicidad

En los eventos de campaña Gregg Abbott también se refería a su esposa con frecuencia para señalar cómo la nieta de unos inmigrantes mexicanos le había ayudado a abrazar la cultura de la creciente población hispana de Texas.

De acuerdo con su biografía oficial, los abuelos de Cecilia Abbott emigraron de México y ella fue una de los cuatro hijos de un matrimonio de maestros que se crió en San Antonio.

“Ellos le inculcaron a Cecilia, a su hermana y a sus dos hermanos el poder de la educación”, señala el texto. “Cecilia tomó la lección a pecho y obtuvo tres títulos de la Universidad de St. Thomas en Houston: una licenciatura en Psicología, un título de Maestría en Educación y una Maestría en Teología”, precisó.

Cecilia conoció a Greg Abbott cuando ambos asistían a la Universidad de Texas en Austin y han permanecido casados desde hace 32 años.

Pocos años después de casarse, la vida de la pareja se transformó cuando Gregg Abbott sufrió un accidente que lo dejó parapléjico.

El 14 de julio de 1984 un enorme roble se quebró y cayó sobre Abbott mientras trotaba en Houston. El accidente le aplastó la espalda, dañando sus riñones y le obligó a utilizar para siempre una silla de ruedas.

Amigos y familiares de la pareja han señalado que en el momento de su accidente Cecilia fue crucial para la recuperación de su marido, y la fe católica de ella influenció a su marido para que él se convirtiera luego al catolicismo después del accidente.

publicidad

Cuando su esposo retomó su carrera como abogado, Cecilia trabajó como maestra de escuela. En 1997 la pareja decidió adoptar a una bebé, Audrey, quien actualmente tiene 17 años de edad.

Un año antes, cuando Greg Abbott estaba en la campaña para su reelección como juez de la Suprema Corte de Justicia de Texas, Cecilia Abbott asumió como directora de la Escuela Catedral de Santa María en Austin, donde trabajó hasta 2001.

El gobernador de Texas, Rick Perry, la nombró en el 2001 como integrante de la Junta Estatal de Certificación de Educadores, cargo en el que sirvió hasta 2008.

La biografía oficial de Cecilia en el sitio de internet de la campaña de su esposo destaca el amor de ella por los animales. Cecilia atendió a numerosos perros en su adolescencia y ha tenido una variedad de animales domésticos, incluida una cabra llamada Petunia.

Cecilia es también devota de la música clásica y domina el piano desde los seis años de edad.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad