publicidad
.

Ni Obama, ni Romney, el arma secreta de la campaña la tiene Michelle Oba...

Michelle Obama, que fue duramente criticada en la campaña presidencial en 2008, se ha ganado a la opinión pública a fuerza de mantenerse al margen de asuntos polémicos y centrarse en causas como la lucha contra la obesida.

Ni Obama, ni Romney, el arma secreta de la campaña la tiene Michelle Obama

Ni Obama, ni Romney, el arma secreta de la campaña la tiene Michelle Obama

Desbanca en popularidad tanto al candidato republicano como a su esposo, cuyos asesores han encontrado en ella una poderosa arma electoral.

Michelle Obama, que fue duramente criticada en la campaña presidencial e...
Michelle Obama, que fue duramente criticada en la campaña presidencial en 2008, se ha ganado a la opinión pública a fuerza de mantenerse al margen de asuntos polémicos y centrarse en causas como la lucha contra la obesida.

El índice de popularidad de la Primera Dama supera con creces a los candidatos a la presidencia de EEUU

Desbanca en popularidad tanto al candidato republicano a las presidenciales de Estados Unidos, Mitt Romney, como al demócrata, Barack Obama, su esposo, cuyos asesores han encontrado en ella una poderosa arma electoral.

Eso explica, probablemente, el papel central que la primera dama estadounidense, Michelle Obama, tendrá durante la convención demócrata a principios de septiembre, en Carolina del Norte, y su intensa gira electoral por todo el país: ha participado en ocho actos en tres estados tan solo en la última semana.

La primera dama es "una persona que nunca ha pedido estar en la escena pública y nunca aspiró a estar en la escena pública, pero ahora se encuentra cómoda", indicó David Axelrod, asesor de campaña de Obama, en una entrevista reciente.

publicidad

¿Qué opina del trabajo realizado por la Primera Dama Michelle Obama? Participe en el Foro Destino 2012.

Papel clave

Michelle Obama, que fue duramente criticada en la campaña presidencial en 2008, se ha ganado a la opinión pública a fuerza de mantenerse al margen de asuntos polémicos y centrarse en causas como la lucha contra la obesidad y la ayuda a las familias de los militares.

La opinión pública respalda su "misión", a juzgar por las encuestas que la sitúan, una y otra vez, por delante en popularidad de su esposo, el presidente de EEUU, Barack Obama.

Según la firma encuestadora Gallup, Michelle Obama ha mantenido una popularidad media del 66% desde el 2010, por encima del 47% que tendría Barack Obama y el 47% de Romney, según RealClearPolitics. Y la campaña de Obama no quiere desperdiciar ese potencial.

Embajadora del Presidente

"La primera dama puede tener un papel único como embajadora del presidente" indicó a finales del mes pasado el director de campaña de Obama, Jim Messina, a la cadena de televisión CBS.

Los republicanos lo saben y lo reconocen. "Michelle Obama es intocable en estos momentos, políticamente" dijo Matt Mackowiank, estratega del partido republicano, en declaraciones recientes al diario 'The Hill'.

Por el bando republicano, Ann Romney, de 63 años, madre de cinco hijos y abuela de 18 nietos, con microblog y Twitter propio, tampoco lo está haciendo mal, según una encuesta del Centro Pew que le da un 30% de apoyos, aunque señala que es "menos visible".

publicidad

Que salgan a votar

A los mítines en los que Michelle Obama participa por todo el país, se suma su participación en una nueva iniciativa demócrata ('It Takes One') en la que pide a quienes apoyan a Obama que recluten a un amigo, familiar o vecino en la campaña de reelección.

En un tono amable y directo, cuenta sonriente, mientras aparecen en pantalla fotos de ella y Obama de jóvenes, cómo, poco después de casados, empezaron junto con unos amigos a recabar apoyos para la primera campaña de Obama, en Chicago, para el senado de Illinois, donde vivían hasta trasladarse a la Casa Blanca.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Rescatistas socorrieron a estos preciosos cachorros ovejeros de un hotel que fue sepultado por una avalancha en la provincia de Pescara.
Además, la Casa Blanca insistió en que Donald Trump perdió el voto popular porque "millones de indocumentados" votaron por Clinton, también el presidente Trump dio luz verde a la construcción de los oleoductos, entre ellos Keystone XL y Dakota Access y Elain Chao y Ben Carson obtuvieron el visto bueno del Comité de Comercio y del Comité de Vivienda y Asuntos Urbanos.
La nueva sheriff del condado de Travis, Sally Hernández, desató una pelea con el gobernador Greg Abbott al anunciar que su condado no cumplirá ciertos 'detainers' de inmigrantes: "Nuestra cárcel no puede ser vista como un tanque de retención de ICE".
El presidente Donald Trump firmó para iniciar el retiro del propuesto Acuerdo Transpacífico, cumpliendo así con otra de sus promesas de campaña y 18 muertos es el saldo de un sistema de tormentas que han afectado al sur de Georgia y Mississippi.
publicidad