publicidad
Nadar junto al tiburón ballena no es peligroso: se alimenta de microorganismos. (Foto: Aldo Alvarez, Caribbean Connection).

El tiburón ballena ya tiene su día

El tiburón ballena ya tiene su día

Su tamaño y su enorme boca lo hacen inmediatamente reconocible: es el tiburón ballena, el pez más grande del mundo.

Nadar junto al tiburón ballena no es peligroso: se alimenta de microorga...
Nadar junto al tiburón ballena no es peligroso: se alimenta de microorganismos. (Foto: Aldo Alvarez, Caribbean Connection).

La Conferencia Internacional del Tiburón Ballena -formada por más de 40 países- estableció recientemente el 30 de agosto como el Día Internacional del Tiburón Ballena.El organismo consideró que la carismática especie arroja importantes beneficios ambientales y económicos, generando un impacto social positivo. México es uno de los países en que se puede disfrutar del avistamientos del tiburón ballena.Se cree que es una especie migratoria, por lo que no se sabe con exactitud de dónde vienen o a dónde van, pero sabemos que les gusta vagar en aguas templadas y mares tropicales alrededor del mundo.Tiburón con tamaño de ballenaSe le puso el nombre de "tiburón ballena" porque, aunque se trata de un tiburón, posee un tamaño comparable al de una ballena.El Director de la Región Península de Yucatán y Caribe Mexicano de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas, Alfredo Arellano, manifestó que la designación del día pretende tomar y reforzar acuerdos sobre normas que protejan a la especie y su hábitat, debido a que involucra a prestadores de servicios que se ven beneficiados económicamente con la actividad ecoturística de nado y observación del tiburón ballena.Entre los principales retos, comentó Arellano, es consolidar el nuevo decreto de la ampliación del Área de Protección de Flora y Fauna Yum Balam –lugar de avistamiento del tiburón ballena en las inmediaciones de Cancún- que pretende incluir toda la superficie de la distribución de la especie.

A 45 minutos en bote desde Cancún, la naturaleza nos brinda la

publicidad

oportunidad de vivir una experiencia inigualable: convivir con el

tiburón ballena.

Nadar junto al pez más grande del mundo se puede hacer realidad en

pocos destinos como Australia, Belice y el Caribe Mexicano. Los mejores

meses para observar y hacer snorkel con estos animales son julio y

agosto.

La presencia de esta criatura en el verano entre el norte de la isla

Contoy y Cabo Catoche se debe al agua cargada de nutrientes que genera

una gran cantidad de alimento disponible, fenómeno que los aventureros

deben aprovechar como oportunidad única para observar a través de un

recorrido en lancha la dinámica de la especie.

Acompañados de un experto, los turistas recibirán la información

necesaria para entender su comportamiento, y una vez familiarizados

pueden descender del bote acompañados de un guía para hacer snorkel y

ver de cerca al tiburón ballena que puede llegar a medir hasta 18

publicidad

metros (60 pies) pesando cerca de 15 toneladas (30,750 libras).

Pese a su aspecto feroz, nada hay que temer, ya que este tiburón se

alimenta exclusivamente de diminutos organismos -plancton- por lo que

son completamente inofensivos para los humanos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad