publicidad
El primer ministro serbio, Aleksandar Vucic, quien es cubierto por sus guardaespaldas.

El aniversario de Srebrenica se vio ensombrecido por agresión a primer ministro serbio

El aniversario de Srebrenica se vio ensombrecido por agresión a primer ministro serbio

Aleksandar Vucic fue alcanzado por una piedra lanzada por participantes en las ceremonias del 20º aniversario de la masacre de Srebrenica.

El primer ministro serbio, Aleksandar Vucic, quien es cubierto por sus g...
El primer ministro serbio, Aleksandar Vucic, quien es cubierto por sus guardaespaldas.

El primer ministro serbio, Aleksandar Vucic, fue alcanzado este sábado por una piedra lanzada por participantes en las ceremonias del 20º aniversario de la masacre de Srebrenica celebradas en la localidad bosnia, y tuvo que huir protegido por sus guardaespaldas.

"La delegación dirigida por Aleksandar Vucic dejó la ceremonia tras un ataque durante el cual el primer ministro fue alcanzado en la cabeza por una pedrada" y se le rompieron las gafas, indicó la agencia oficial serbia Tanjug, citando a sus corresponsales en Srebrenica.

Vucic tuvo que salir corriendo del lugar, rodeado por sus guardaespaldas.

El primer ministro serbio acababa de depositar una flor ante un monumento en el que están inscritos los nombres de las más de 6,200 víctimas identificadas y enterradas en el memorial, cuando la muchedumbre empezó a gritar Alá Akbar (Dios es grande) y a lanzar piedras en su dirección.

publicidad

De acuerdo con la policía local, hasta ahora una persona ha sido detenida por el incidente.

"Dado que esperábamos algo así, infiltramos a varios agentes de paisano entre la muchedumbre y ellos reaccionaron de inmediato cuando comenzó el ataque", explicó a la prensa Dragan Lukac, ministro del Interior del ente serbio de Bosnia.

Unos 8,000 varones musulmanes fueron asesinados en julio de 1995 por tropas serbobosnias tras la caída, el 11 de julio, del enclave bosnio-musulmán de Srebrenica, protegido entonces por la ONU.

Esta masacre, por la que hasta ahora ha sido condenada una treintena de personas, es la peor vivida en Europa desde la Segunda Guerra Mundial.

Decenas de miles de personas, entre ellas personalidades de unos 90 países y organizaciones internacionales, rindieron homenaje a las víctimas de la matanza.

'Mi mano sigue tendida'

Más tarde, Vucic afirmó el sábado que su mano "sigue tendida" en pos de la reconciliación.

"Lamento lo que ha ocurrido hoy y lamento que algunos no hayan reconocido nuestra intención sincera de edificar una amistad sincera entre serbios y musulmanes. Mi mano sigue tendida y proseguiré mi política de reconciliación", declaró Vucic a la prensa en Belgrado.

Vucic afirmó que una piedra le había tocado el labio inferior, pero que no resultó herido. Sus gafas cayeron al suelo y se rompieron.

publicidad

Previamente el ministro de Relaciones Exteriores serbio calificó de "ataque a Serbia" el incidente ocurrido.

Obama pide 'llamar por su nombre' al genocidio

Por su parte, el presidente de EEUU, Barack Obama, pidió este sábado "llamar por su nombre" al "genocidio" de más de 8,000 varones musulmanes de Srebrenica a manos de las fuerzas serbobosnias, y asegurarse de que los responsables de la matanza rindan cuentas.

En un comunicado, Obama expresó sus mejores deseos a quienes se reunirán el sábado en Srebrenica para conmemorar el aniversario de la matanza e insistió en llamarla "genocidio", dos días después de que Rusia vetara una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU que describía la masacre con esa palabra.

"Solo reconociendo por completo el pasado podemos lograr un futuro de reconciliación verdadera y duradera. Solo haciendo que quienes perpetraron el genocidio rindan cuentas podremos ofrecer algún tipo de justicia para ayudar a que sus seres queridos se recuperen", aseguró Obama.

"Y solo llamando al mal por su nombre podemos encontrar la fuerza para superarlo", añadió.

Obama instó a "volver la vista hacia lo ocurrido en Srebrenica con la mirada clara, conmemorar la tragedia y aprender" de la que fue "la mayor masacre en Europa en medio siglo".

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad