publicidad
El cálculo apocalíptico de Harold Camping, un reconocido líder cristiano que vaticina que el 21 de mayo el mundo será testigo del Juicio Final, ha motivado una intensa campaña que alcanza más de 119 países con un solo mensaje: ¡Arrepiéntete!

El 21 de mayo llegará el fin del mundo, según grupo cristiano que invita a arrepentirse

El 21 de mayo llegará el fin del mundo, según grupo cristiano que invita a arrepentirse

Harold Camping, un reconocido líder religioso, asegura que llegó el momento de arrepentirse. Según él, el Día del Juicio Final será el próximo 21 de mayo, cinco meses antes del Día del Apocalipsis, pautado -según él- para el 21 de octubre.

El cálculo apocalíptico de Harold Camping, un reconocido líder cristiano...
El cálculo apocalíptico de Harold Camping, un reconocido líder cristiano que vaticina que el 21 de mayo el mundo será testigo del Juicio Final, ha motivado una intensa campaña que alcanza más de 119 países con un solo mensaje: ¡Arrepiéntete!

Un pronóstico apocalíptico

Por Iván Domínguez y Fernando Almánzar

PHOENIX, Arizona - Los que hoy pierden el sueño porque temen que en el año 2012 el mundo llegará a su fin, ya sea debido a una alineación planetaria o por la conclusión milenaria del calendario Maya, ahora tienen una nueva amenaza apocalíptica de qué preocuparse: El Día del Juicio Final, que llegará -supuestamente- el próximo 21 de mayo. Esto es al menos lo que pronostica Harold Camping, un prominente líder cristiano que se escucha en más de 150 estaciones de radio en Estados Unidos, y que asegura haber descifrado códigos cronológicos impresos en la Santa Biblia.

FOTOS: Creyentes anuncian el juicio final

publicidad

Lo peor es que, según los cálculos matemáticos de Camping, lo que ocurrirá el 21 de mayo de 2011 sería sólo el principio del fin… De acuerdo con su "interpretación bíblica", cinco meses más tarde (el 21 de octubre de 2011), el Mundo que hoy conocemos dejará de existir por completo.

Camping, sin embargo, no quiere que su nefasto "descubrimiento" se quede en secreto. Por eso el Family Radio Worldwide (la red de estaciones radiales que preside desde los años 1960s), junto con la organización cristiana EBible Fellowship, han lanzado una intensa campaña mediática que alcanza a 119 países y busca convencer a la ciudadanía a que se arrepiente en preparación para el fin, el próximo 21 de mayo.

"Es la segunda venida de Jesús, el Día del Juicio Final", explicó Tom Evans, portavoz de Family Radio Worlwide, en entrevista telefónica con Univision.com. "El señor Camping obtuvo esta fecha basado en interpretación de la Biblia".

Camping insiste que su pronóstico no fallará y que esta vez sus cálculos apocalípticos son exactos. Y es que el líder religioso de 89 años y quien vive cerca de Oakland, California, ya se equivocó en 1994 cuando pronosticó por primera vez el mundo llegaría a su fin.

Creyentes y seguidores por todo el Mundo

publicidad

Pero pese a su fallido vaticinio hace 17 años, Camping y sus seguidores no están solos. El temor apocalíptico ha hecho que en muchas ciudades de Estados Unidos se hayan colocado vallas publicitarias anunciando el fin; como la localizada en la intersección de la calle 24 y Osborn Road, en Phoenix, Arizona, entre otras.

Mientras tanto, a lo largo y ancho del país han surgido múltiples grupos religiosos (como los creadores de la página de internet WeCanKnow.com), que apoyan el esfuerzo de llevar la Palabra de Dios y avisarle al mundo que "éste ha llegado a su fin y es hora de arrepentirse".

"Ese día el mundo será testigo de un terremoto global... El sismo más grande jamás visto en la historia", enfatizó a Univision.com el activista Chris McCann, quien en julio de 2008 renunció de su trabajo como administrador de fondos mutuos para dedicarse tiempo completo al EBible Fellowship.

"La Biblia dice que ese es el Día del Juicio, el Día de la Resurrección y... los que no se hayan arrepentido, se quedarán atrás", continuó McCann, citando versos del Capítulo 16 del Apocalipsis de San Juan.

La salvación está en tus manos

McCann aclaró, sin embargo, que el 21 de mayo de 2011 no tiene que ser un día negativo: "La salvación está en manos del hombre y lo único que hay que hacer es aceptar a Jesús en el corazón".

publicidad

"Antes de ese día, hace falta establecer una buena relación con Dios", añadió el activista religioso. "Tenemos que examinar nuestra fe y en especial, darle una vista honesta a nuestro comportamiento ante el Todopoderoso".

McCann describió su misión como la de los meteorólogos: "Cuando se emite una alerta de huracán, un estado de emergencia inminente, muchas personas ignoran ese aviso y por eso nuestro mensaje de arrepentimiento es más difícil de comunicar".

"Lo que viene el 21 de mayo de 2011", aclaró el religioso, "no es algo físico como un huracán. Hay gente que sí le cree a los meteorólogos y se preparan para la tormenta, pero son pocos los que le creen a los líderes espirituales que alertan al mundo sobre el Día del Juicio Final... A pesar de nuestros esfuerzos de amor, muchos ignorarán el mensaje de la salvación".

El pronóstico de Camping señala que luego del devastador sismo augurado para el 21 de mayo, los creyentes vivos serán llevados al cielo junto con todos los fallecidos que perecieron con la fe en Cristo, en un hecho que será presenciado por todas las naciones del Mundo.

"Seremos testigo de muchos yéndose al cielo, y los que no se hayan arrepentido se quedarán atrás", destacó McCann. "Entonces empezará un largo y doloroso proceso de tribulaciones donde el sufrimiento será tan grande que todos los que permanecieron desearán estar muertos".

publicidad

Ese último comentario, señaló McCann, lo hace basándose en lo que dice en los versículos 5 y 6 del Capítulo 9 del Apocalípsis: "Se les mandó que no los matasen, sino que fuesen atormentados por cinco meses. Su tormento era como el tormento del escorpión cuando pica al hombre. En aquellos días los hombres buscarán la muerte, pero de ninguna manera la hallarán. Anhelarán morir, y la muerte huirá de ellos".

El momento para Armagedón

Allison Warden, co-creadora de WeCanKnow.com, detalló en entrevista con Univision.com, cuáles son algunas de las señales que ratifican la veracidad del pronóstico de Camping y el hecho de que el Apocalipsis está cerca.

"Primero que nada, el hecho de que todos pecan a lo grande y no les importa, es uno de los signos", aseguró Warden. "Los jóvenes son desobedientes, hay un alto índice de divorcio, y encima de todo, hasta algunas iglesias se han alejado de la Biblia misma".

Evans, el portavoz de Camping, agregó por su parte que Dios debe obedecer su propia ley. Por lo tanto, "debido a que todos los habitantes del mundo son pecadores, Él finalmente debe destruir el mundo, como lo prometió", enfatizó.

Los cálculos numéricos, en detalle…

Pero según Camping, el mayor indicador que el final será el 21 de mayo de 2011, es el hecho de que este día presuntamente se cumple el aniversario número 7 mil del "Gran Diluvio" Bíblico del Génesis.

publicidad

Para deducir la fecha exacta, Camping utilizó ciertas pistas que, según él, el Todopoderoso muestra en la Biblia en el pasaje donde le pide a Noé que construya una barca y junte a los animales de dos en dos para salvarlos de la inundación.

Según los cálculos del conocido líder religioso, Dios primero mandó el Diluvio en el decimoséptimo (17) día, del segundo mes, del año 4990 A.C. (Antes de Cristo). Le dijo a Noé que tenía siete días para advertirle a todos que "el fin" llegaría con una gran inundación.

Segundo: Dios declara, "Pero, mis amados, no ignoren esto que les digo, que para Dios un día es como mil años, y mil años es como un día". Es decir, según Camping, al mismo tiempo que Dios advertía a Noé sobre los siete días, también avisaba que regresaría una segunda vez, unos 7 mil años después.

El 21 de mayo de 2011 es, de acuerdo con las matemáticas del experto, el decimoséptimo (17) día, del segundo mes, en el calendario bíblico. Esta fecha ocurre, además, exactamente 7 mil años después de 4990 A.C.

No todos están de acuerdo con Camping

Jeffrey Kaplan, autor de "Religión Radical en América: Movimientos milenarios desde la extrema derecha hasta los hijos de Noé" (1997), asegura que no hay nada nuevo en la teoría que Camping propone.

publicidad

"Creo que la profecía que plantea [Camping] es interesante debido a la opción de textos que utiliza", afirmó Kaplan, quien es profesor de Religión en la Universidad de Wisconsin-Oshkosh. "Ellos se basan prácticamente en el Viejo Testamento y esos [textos] que dicen que el mundo está cubierto de pecado".

El académico agregó que los autores de esta premisa están tratando de "encontrar la fecha del fin", como asumiendo que la Biblia tiene significados esotéricos y exotéricos.

"Tratan de decir que existe un código que Dios inscribió en la Biblia y que plantea toda la historia del Mundo, desde la Creación hasta la Revelación del Fin de Los Tiempos", dijo el profesor.

Una obsesión por el fin…

Kaplan señaló que al igual que Camping, a lo largo de la historia ha habido otros "profetas" que han tratado de discernir el Fin del Mundo, utilizando sistemas muy similares a los que se usaron para obtener la fecha del nuevo apocalipsis. Entre ellos, William Miller, que en los 1840s tuvo una campaña prediciendo el fin del mundo, que terminó decepcionando a millones de seguidores en el siglo XIX.

Lo cierto es que para muchos, pensar en el fin del mundo es como una obsesión. Se puede decir que desde el comienzo de los tiempos, una de las preguntas recurrentes que 'el hombre' ha tenido a lo largo de la historia humana es, ¿cuándo será el final de la misma?

publicidad

Y claro, es algo que aún intriga a muchos.

El legendario médico, astrólogo y profeta francés del siglo XVI, Michel de Nostradamus, colocó el fin del mundo para el 1999 ó 2000, mientras que los sabios de la cultura Maya establecieron que el planeta llegaría a su fin el 21 de diciembre de 2012; y hasta el físico, matemático y teólogo inglés Isaac Newton, escribió que el año 2060 marcaría el fin.

A esto se le suman, entre otras profecías, la divulgada hace poco por el Web-Bot, un sofisticado un programa de computadoras creado para realizar pronósticos bursátiles y que coincide con la predicción catalítica Maya del 2012.

De hecho, el mismo Camping publicó en 1992 un libro titulado "¿1994?", en el cual vaticinó por primera vez su creencia de que Jesús regresaría el 6 de septiembre de 1994. Obviamente, esto no ocurrió.

Pero según Evans, el portavoz de Camping, "lo que aprendimos de 1994 no es que él [Camping] estaba equivocado, sino que '¿qué es la verdad? Y ¿dónde encontramos la verdad?', sólo mediante la guía de Dios y estudiando las escrituras con devoción es cómo podemos hacerlo correctamente".

Es importante recalcar que la interpretación de cada una de las profecías que conciernen a este tema son ambiguas. En otras palabras, la definición de cada una depende de la persona que las esté descifrando, y aceptar ó rechazar las predicciones como reales, es responsabilidad de cada individuo.

publicidad

Sin embargo, si se tuviera la certeza de que el mundo definitivamente tiene una fecha de caducidad, aún surgiría una nueva pregunta: ¿cuándo? Esperemos que el fatídico pronóstico de Camping, del 21 de mayo de 2011, esté tan errado como el que emitió para 1994.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad