publicidad
La nave espacial Cassini de la NASA se deslizó en la sombra de Saturno y mostró sus siete lunas, sus anillos interiores y al fondo a nuestro planeta Tierra. Credito: NASA/JPL-Caltech/SSI

Observar estrellas en niñez despertó sueños cósmicos en Sonia Hernández

Observar estrellas en niñez despertó sueños cósmicos en Sonia Hernández

El padre de Sonia Hernández la instruyó en la observación de estrellas cuando era una niña y ahora ella diseña las trayectorias de la sonda cósmica Cassini.

La nave espacial Cassini de la NASA se deslizó en la sombra de Saturno y...
La nave espacial Cassini de la NASA se deslizó en la sombra de Saturno y mostró sus siete lunas, sus anillos interiores y al fondo a nuestro planeta Tierra. Credito: NASA/JPL-Caltech/SSI

LOS ANGELES - El padre de la española Sonia Hernández la instruyó en la observación de las estrellas cuando todavía era una niña y ahora trabaja para la NASA en el diseño de trayectorias de la sonda cósmica Cassini.

"Trabajo en el equipo de navegación diseñando maniobras de control para asegurarnos de que el satélite siempre esté lo más cerca posible de la trayectoria de referencia", dijo la ingeniera aeroespacial.

Hacemos eso porque "los científicos quieren conseguir datos específicos de lunas, por ejemplo Saturno tiene más de 60 lunas y Cassini pasa muy cerquita de estas lunas", explicó la especialista del Laboratorio de Propulsión de la Agencia Aeroespacial de Estados Unidos (JPL-NASA), en Pasadena, California.

publicidad

La nave espacial Cassini-Huygens, denominada con ese nombre en honor a los astrónomos Giovanni Cassini y Christiaan Huygens, es un vehículo a control remoto que fue lanzado el 15 de octubre de 1997 desde Cabo Cañaveral en Florida, y comenzó a realizar tareas científicas en la órbita de Saturno el 1 de julio de 2004.

El módulo de aterrizaje Huygens descendió a la superficie de la luna Titán en 2005 para enviar información científica y la sonda Cassini se encuentra en la actualidad en misiones alrededor de Saturno.

Hernández explicó acerca de la importancia de mantener el trayecto que "si en vez de pasar a 100 kilómetros de Titán pasamos a 2 mil kilómetros de Titán no podríamos tomar los datos y el satélite no serviría para nada".

Con la sonda Cassini "necesitamos estar donde exactamente los científicos quieren que estemos; pero la trayectoria se desvía poco a poco de la de referencia debido a perturbaciones que no sabemos", reveló Hernández sobre las frecuentes maniobras de corrección de ruta en la órbita de Saturno.

Para ello, "tenemos que encender los motores un cierto tiempo, por ejemplo 10 segundos o a lo mejor 1 minuto y encenderlos en cierta dirección para que la trayectoria vuelva a estar en la que habíamos diseñado previamente", detalló.

Sonia Hernández Dorán nació el 3 de abril de 1985 en Madrid, España, y comenzó a estudiar ingeniería aeroespacial en la Universidad de "Saint Louis" en su ciudad natal para luego graduarse en Estados Unidos, donde después de trabajar como asistente de profesores logró financiar su maestría en la misma especialidad en la Universidad de Maryland.

La profesional de JPL-NASA obtuvo el doctorado en ingeniería aeroespacial en 2014 de la Universidad de Texas en Austin, financiado en parte con la beca Amelia Earhart y su empleo de apoyo a catedráticos.

Hernández comenzó a trabajar para JPL-NASA hace un año y además de bregar en trayectorias de Cassini, trabaja en su especialidad en un nuevo proyecto conjunto de Estados Unidos con la agencia aeroespacial de India: un satélite para imágenes detalladas de la tierra denominado Radar de Apertura Sintética NASA-ISRO (NISAR), a ser lanzado probablemente en 2017.

"Mi inspiración en la vida fue mi padre, que es profesor de matemáticas en la Universidad Autónoma de Madrid, él desde chiquita me llevaba a ver las estrellas, los museos, y me inculcó el amor por el espacio", recordó Hernández.

"Y después de ver la película Apolo 13 comencé a soñar que podría ser uno de los astronautas o los ingenieros diseñando misiones", rememoró la ingeniera quien al trabajar diseños de trayectorias se relaja escuchando rock alternativo.

publicidad

La ingeniera aeroespacial, quien desea dedicarse a la docencia universitaria en el futuro, lleva viviendo en Estados Unidos desde hace 9 años, sin embargo confiesa que añora el jamón serrano y las tortillas de patatas españolas.

"Como mujer latina no siento que ha habido obstáculos para trabajar en lo que siempre soñé", declaró Hernández quien instó a las "mujeres latinas para que se integren a NASA a estudiar el espacio".

Hernández dijo que la mejor manera que podría aumentar la cantidad de hispanos en NASA es creando más apoyo a estudiantes con aptitud para las ciencias y matemáticas.

"Creo que deben surgir más programas de becas para estudiantes brillantes de los países latinos que desean estudiar el espacio", concluyó.

La nave Cassini descubrió desde el 2004 siete nuevas lunas alrededor de Saturno de cuyo planeta también comprobó que en el polo sur se estaciona una especie de huracán.

Además, con detección de radar descubrió lagos de metano y etano en el hemisferio norte de Titán; así como erupciones de agua con hielo y anomalías magnéticas en el polo sur de la luna Enceladus, entre otros hallazgos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad