publicidad
.

El estudiante que falta regularmente a la escuela está en peligro de dej...

El estudiante que falta regularmente a la escuela está en peligro de dejarla

El estudiante que falta regularmente a la escuela está en peligro de dejarla

Un indicio de futura deserción escolar es cuando el estudiante falta a clases, y los hispanos por lo general son quienes más abandonan la escuela en EU.

Indicios para prevenir la deserción escolar de tus hijos

Un indicio de futura deserción escolar es cuando el estudiante comienza a faltar a clases.

Inclusive estar ausente sólo algunos días a principio de curso retrasa al estudiante: Hace mal académicamente, lo desanima y lo aleja del ambiente escolar.

Para colmo, son, precisamente, los hispanos, quienes mayor peligro tienen en este país de abandonar la escuela.

Un estudio realizado por el National Research Council (Consejo Nacional de Investigación) da datos alarmantes: sólo el 58 por ciento de los estudiantes hispanos en Estados Unidos logra terminar la escuela, y de los que terminan, uno entre cinco está preparado para ingresar a la universidad.

"Los hispanos actualmente son la minoría más grande de Estados Unidos y son el segmento en nuestra población que crece con más rapidez. Aun así, tenemos el índice más alto de estudiantes que no terminan la preparatoria y el índice más bajo de estudiantes que terminan la universidad que cualquier otro grupo en el país", asegura Jesús Mena, vocero de la Hispanic Scholarship Fund, una organización dedicada a apoyar a la educación superior de los latinos.

Sin diploma de secundaria, las oportunidades laborales se reducen y las chances de entrar a la universidad son nulas. El resultado: Pobreza crónica, marginación, y posiblemente una vida proclive a conductas antisociales, como la delincuencia y el crimen.

publicidad

Un estudio del Centro Nacional de Preparatorias y del Instituto Americano de Investigaciones asegura que " la mayoría de los desertores pueden identificarse tan temprano como en el sexto grado y muchos aun antes".

Según el estudio, más de la mitad de los estudiantes de sexto grado que mostraron tan sólo tres estas características eventualmente abandonaron la escuela sin graduarse:

- Asistencia a clase menos del 80 por ciento del tiempo

- Bajas calificaciones en conducta

- Fracaso en matemáticas o inglés

Además, los estudiantes de octavo "que faltan durante cinco o más semanas a clase y fracasan en inglés o matemáticas tienen un 75 por ciento de probabilidades de abandonar la escuela".

Otras señales tempranas que pronostican la deserción escolar son:

- No pasar de grado

- Desinterés en las clases y problemas de conducta

- Fracaso en materias esenciales como: Lectura, ciencia, matemáticas, estudios sociales, inglés o artes

Según el NHSC, el momento clave para intervenir con un estudiante en riesgo y retenerlo en la escuela es la intermedia. Si no se hace algo a esa altura es muy probable que el estudiante deje la escuela en preparatoria.

"Por ejemplo, un estudio sobre la deserción determinó que el 64 por ciento de los estudiantes que repitieron un grado en la elemental y el 63 por ciento de quienes se retrasaron en intermedia dejaron la escuela sin un diploma", dice el estudio.

publicidad

Si usted, como padre, nota que su hijo es proclive a abandonar la escuela, no espere a que sea demasiado tarde para intervenir con él.

Varios programas pueden ayudarlo en la escuela, tales como:

- Vigilancia de asistencia a clase y conducta

- Tutorías y consejería

- Clases más pequeñas y personalizadas

- Clases de reposición

- Salones hogar

- Metas personalizadas

- Monitoreo de progreso académico

- Acceso igual a clases rigurosas y altas expectativas

- Orientación sobre carreras y universidades

- Programas de transición de octavo a noveno

- Actividades comunitarias

Además, usted debe inculcarle a su hijo la ética del trabajo: De la misma manera que usted no falta a su empleo porque podrían echarlo, el estudiante debe asistir todos los días a la escuela. 

Mire el ejemplo de Christina Monroe, una estudiante de Preparatoria de Hollywood, Florida, quien se graduó recientemente con una asistencia perfecta: Nunca faltó a la escuela  durante 13 años y más de 2,300 días de clase. 

publicidad

"Mis padres me inculcaron desde temprana edad que la escuela era mi trabajo y que era importante ir. Así como ellos iban a su trabajo, yo tenía que ir a hacer mi trabajo", dijo Monroe.

También usted puede ayudar a su hijo a levantar su autoestima, algo que pueder ser fundamental a la hora de retenerlo en el aula.

Recuerde que la adolescencia en sí es el período en que más inseguros se sienten nuestros jóvenes, incómodos con su cuerpo por los cambios que están experimentando, sensibles a las críticas, solitarios y vulnerables a la presión de grupo.

Además, siendo hispanos son más vulnerables a los prejuicios, si no hablan bien inglés son vulnerables al aislamiento, y los estudios así lo demuestran.

¿Cómo puede usted ayudarlo a levantar su autoestima?

- Ser hispano no es una desventaja. Recuérdele que navegar entre dos culturas y poder hablar dos idiomas le dará a su hijo una gran ventaja en el mundo profesional.

- Dele la oportunidad de que experimente lo que es lograr un objetivo importante o ser exitoso, por ejemplo uniéndose a un equipo deportivo en la escuela, a una clase de arte, de drama, de algún instrumento musical, ferias científicas o clubes de computadoras.

- Ayúdelo a sentirse seguro y a creer en sí mismo. Esto se logra demostrándole amor incondicional y ayudándole a resolver los problemas que pueda encontrar en la vida.

publicidad

- Debe crear un ambiente tranquilo en su casa, con su propio comportamiento.

- Escúchelo, Escúchelo, Escúchelo.

- Reconozca los logros de su hijo y felicítelo por estos, no destaque siempre las cosas negativas.

- Tenga mucha paciencia, es una virtud que sólo se logra en la adultez y tras años de éxitos y fracasos.


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
En su última conferencia de prensa como presidente EEUU Barack Obama prometió que de ser necesario levantará su voz en defensa de los dreamers luego de su mandato.
El agresor también se disparó a sí mismo. Se teme por la vida de varios de los heridos.
En uno de sus últimos actos antes de dejar la presidencia, Barack Obama conmutó la condena de prisión de Chelsea Manning, la responsable de la mayor filtración de información clasificada estadounidense.
El presidente venezolano dijo en un programa televisado que usaría sus "facultades presidenciales" para liberar a Leopoldo López si "me entregan a Oscar López Rivera". Este martes, el presidente Barack Obama decidió excarcelar a una de las figuras más polémicas dentro del movimiento independentista de Puerto Rico.
publicidad