publicidad

Blog: Los padres queremos saber

Blog: Los padres queremos saber

Los padres deben estar unidos para poder luchar por la buena educación de sus hijos y todos los niños.

Herramientas educativas para los padres

Por: Rima Brusi

Carla tiene dos hijos y vive en Nevada. En la escuela, luchó para que su hija, una niña con discapacidades físicas pero no cognitivas, recibiera el desafío académico que su madre sabía que necesitaba.  Algún tiempo después, cuando tuvo la oportunidad de hablar con el equipo de trabajo de su senador estatal, usó la información que ya tenía sobre tasas de graduación y ejecución académica en su escuela para abogar no sólo por su hija, sino por todos los estudiantes.

Cuando el ayudante del senador le sugirió que cambiase de escuela, Carla negó con la cabeza: "Con todo el respeto", le dijo, "mire nuestras tasas de graduación; mire nuestros exámenes.  Necesitamos mejorar la escuela completa.  Mi vecindario lo necesita, mi distrito lo necesita, y sin embargo, en este momento, nuestra escuela enfrenta cortes presupuestarios en algunos de sus programas más importantes y necesarios."

Últimamente, todos los que hablan y escriben sobre el tema de educación en Estados Unidos parecerían estar apelando al involucramiento parental.  Y con razón.  Las madres involucradas como Carla pueden hacer una diferencia inmensa en la educación de sus propios hijos y en la capacidad de sus escuelas para educar a todos los estudiantes con el nivel académico alto que necesitamos.  No todos los padres tienen la oportunidad, o el temperamento, para ir a hablar directamente con sus líderes políticos.  Pero todos podemos trabajar para construir relaciones fuertes, genuinas, con significado, entre las familias y las escuelas, relaciones que de hecho mejoran la cultura escolar y generan resultados .

publicidad

Un nuevo folleto de The Education Trust está diseñado para ayudar a los padres a obtener e interpretar el tipo de información que necesitamos para abogar por nuestros hijos y nuestras escuelas de forma más efectiva.  Los distritos escolares tienen la obligación, por ley, de publicar parte de esta información.  Y para trabajar de forma más efectiva, y arreglar las cosas que no están funcionando, necesitamos más. 

En lenguaje sencillo, breve y directo, el folleto Parents Want to Know describe la información que está disponible al público.  También define datos que deberían ser reportados pero con frecuencia no lo son.  El documento está dividido en seis temas de gran importancia para padres y comunidades: logro académico, escuelas superiores, clima escolar, maestras/os, distritos y presupuesto. 

En la sección sobre "escuelas superiores", por ejemplo, leemos que como resultado de la Ley Que Ningún Niño Quede Rezagado (NCLB, por sus siglas en inglés), los estados y los distritos escolares tienen que reportar las tasas de graduación de las escuelas.  Como madre, yo tengo fácil acceso a la proporción de estudiantes que la escuela superior de mis hijos adolescentes gradúa cada año, y puedo saber si hay distintas tasas para distintos grupos de estudiantes (por ejemplo, los estudiantes latinos.) También puedo conocer las puntuaciones promedio que obtuvieron los estudiantes de la escuela-y subgrupos como los latinos dentro de la escuela- en las pruebas estandarizadas. 

publicidad

Esos números, y muchos otros,  se convierten en parte de lo que se llama un "school report card", un documento público muy parecido a la tarjeta de notas que recibimos para cada uno de nuestros hijos, pero con datos de la escuela completa.  Por lo general estas tarjetas están disponibles en el sitio web de la escuela, el distrito, y en ocasiones el estado, así como de forma impresa en su escuela-pídalas.  También hay herramientas en línea ( pulse aquí para ver una en inglés y acá para una en español) que resumen algunos de estos datos, y otros datos provenientes de otras fuentes.

¡Recuerda compartir tus preguntas y experiencias en los comentarios!

Padres unidos por la educación

Son muy útiles, esas tarjetas.  Pero necesitamos más datos, y el folleto Parents Want to Know los describe.  Por ejemplo:Los estudiantes en la escuela de mis hijos, ¿están tomando los cursos que los preparan para la universidad? Y esos cursos, ¿son suficientemente rigurosos para que los estudiantes salgan bien en los exámenes de AP (ubicación avanzada) que les proveen crédito universitario? ¿Que tal les va a los graduados una vez terminan la escuela superior, en sus trabajos, o en sus programas universitarios?

Otro ejemplo: presupuesto escolar.  Como madre, yo quisiera saber cuánto invierte mi escuela por estudiante, comparada con otras escuelas.  También quisiera saber si mi escuela y mi distrito reciben una asignación presupuestaria justa y suficiente. Pero la ley NCLB, tal y como existe actualmente, no le exige a los estados incluir información presupuestaria en sus "school report cards."

publicidad

Las respuestas a algunas de estas preguntas ya existen.  De hecho, hay otras leyes federales que exigen la recolección de muchos de estos datos.  El asunto no es demasiado complejo: se trata de que esos datos se hagan disponibles en formatos que los padres podamos obtener y entender.

Velar por nuestros hijos:eso es lo que hacemos.  Y para hacerlo mejor, necesitamos tener información útil sobre los hijos propios y ajenos; sobre los estudiantes de nuestras escuelas y de otras escuelas en el distrito.  ¡Padres!  Si la información no está disponible públicamente, exijamos, juntos,  que se publique.  

Visite mi blog, Cerrando Brechas, pulsando aquí. Búsquelo en Facebook (Cerrando Brechas) y sígalo en Twitter (@CerrandoBrechas.)  Puede bajar el folleto Parents Want to Know pulsando aquí.  ¡Y recuerde compartir sus preguntas y experiencias en los comentarios!

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad