publicidad

Blog: La calidad de los maestros, una preocupación de los padres

Blog: La calidad de los maestros, una preocupación de los padres

Es vital que los maestros tengan una educación de calidad y un apoyo profesional permanente para preparar bien a los estudiantes.

Por Rima Brusi

He tenido la suerte de compartir este espacio con excelentes blogueros. Recientemente, una de ellos, Judy Karasik, que lidió con  la relación familia-escuela. Para la mayoría de los padres, este es uno de los temas más emotivos pero más cruciales.

Vamos criando nuestros hijos para el futuro brillante y sólido que queremos para ellos, y  la relación familia-escuela nos plantea cuestiones complicadas. A menudo, la pregunta más compleja es qué deben esperar los padres de los maestros.

El pasado martes, la bloguera visitante, Melissa Tooley, me hizo pensar nuevamente acerca del tema de la calidad de los maestros, y me recordó un hecho triste, pero fácil de olvidar: La mayoría de los maestros en los salones de clases de nuestro país no recibe, y nunca ha tenido, el apoyo que necesitan para brindarles a nuestros hijos una educación de calidad. Y esto tiene consecuencias desastrosas, especialmente para los niños de bajos ingresos y minorías étnicas.

Con los años, he visto maestros fuertes y maestros inefectivos. Y cuando pienso en maestros inefectivos,  recuerdo una maestra de inglés de escuela secundaria de mi hijo que era especialmente ineficaz. Sus expectativas académicas para los estudiantes eran demasiado bajas. La lectura más larga que le asignó al grupo de undécimo grado fue un capítulo de la serie 'Twilight'. UN SOLO CAPÍTULO. Y el 'informe del libro' asignado se limitaba a tres páginas. Incluyendo las ilustraciones (opcionales). Combinaba sus bajas expectativas  académicas con una disciplina severa.

publicidad

Cuando traté de hablar con ella (yo no tenía a la mano los consejos de Judy para ese entonces) me dijo que los niños en su salón de clases tenían 'mala actitud'. Eventualmente se fue de la escuela, y los padres emitimos colectivamente un suspiro de alivio. Sin embargo, sus estudiantes aprendieron muy poco, y llegaron a donde sus maestros en el  próximo grado rezagados en la materia.

La semana pasada, luego de haber leído el blog de Melissa, me encontré pensando en esa maestra con menos resentimiento y más compasión que antes. No sé nada acerca de su educación o formación, ni nada sobre el tipo de apoyo que recibió una vez que llegó al salón de clases. Pero el blog de Melissa me llevó a sospechar que la propia maestra había sido traicionada muchas veces por el sistema educativo.

Que fue a la escuela, obtuvo un diploma, y fue certificada por el estado para enseñar en el sistema escolar público, para  ejercer la profesión docente. Y teniendo en cuenta lo inefectivos que eran sus métodos de enseñanza parece que, a pesar de que le repitieron en múltiples ocasiones que estaba lista para enseñar, lamentablemente no lo estaba. Del mismo modo, parece que una vez entró al salón de clases no recibió el apoyo que necesitaba para tener altas expectativas académicas para sí misma y para sus alumnos.

publicidad

Le pedí a Sarah Almy, directora de calidad de maestros en Education Trust, que me ayudara a entender. "Tenemos que mejorar dramáticamente los programas de preparación de maestros", me dijo. "Los programas de capacitación necesitan estándares alta de calidad y proporcionarle a los maestros aspirantes buenos modelos de enseñanza".

Los maestros en formación, subrayó, tienen que tener acceso a oportunidades para aprender las mejores prácticas en el salón de clases de los maestros más fuertes. Y los maestros en todos los niveles necesitan y merecen buenos recursos de desarrollo profesional para ofrecer una enseñanza de excelencia, anfatizó.

Como  señaló recientemente la bloguera invitada Judy Karasik, el tema de la enseñanza ineficiente se puede tornar en una conversación muy incómoda. Pero la necesidad de que los maestros tengan acceso a una educación de buena calidad, y a un apoyo profesional permanente, debe poder resultar en alianzas fructíferas entre los padres, maestros y todos los adultos que realmente quieren que nuestros niños, todos nuestros niños, aprendan y vivan a su máximo potencial.

Busque @CerrandoBrechas en  Twitter y Cerrando Brechas en Faceboook.  ¡Y comparta su historia aquí, en los comentarios!

NO OLVIDES DEJAR TUS PREGUNTAS EN EL ÁREA DE COMENTARIOS PARA QUE LAS CONTESTE LA EXPERTA.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad