publicidad
Dilma Rousseff y vladimir Putin.

Los grandes emergentes crean sus alternativas al FMI y al Banco Mundial

Los grandes emergentes crean sus alternativas al FMI y al Banco Mundial

Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica pretenden fijar una nueva arquitectura financiera mundial.  

Dilma Rousseff y vladimir Putin.
Dilma Rousseff y vladimir Putin.

Pretenden fijar una nueva arquitectura financiera mundial

Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica pretenden fijar en la cumbre de los BRICS del 15 de julio próximo en la ciudad brasileña de Fortaleza una nueva arquitectura financiera mundial, con la creación de alternativas propias al FMI y al Banco Mundial.

Los líderes de las grandes economías emergentes ultimarán en su sexta cumbre los detalles para la creación de un banco de fomento propio y de un fondo de reservas, y firmarán los tratados constitutivos de los mismos, dijeron a Efe fuentes diplomáticas brasileñas.

Los BRICS negocian desde hace dos años la creación de un banco de desarrollo conjunto que pueda financiar proyectos de desarrollo en sus países y en otros emergentes.

publicidad

También la firma de un Acuerdo de Reservas de Contingencia (CRA, por sus siglas en inglés), una especie de fondo de estabilización económica que puede ofrecerle un colchón a países en crisis, con dificultades en su balanza de pagos o que sufren ataques especulativos.

Se trata de organismos financieros con los mismos fines, aunque de menor tamaño, que el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional (FMI), las instituciones multilaterales nacidas hace siete décadas y cuyo control permanece en manos de los países más ricos del mundo.

Los presidentes de Brasil, Dilma Rousseff; Rusia, Vladímir Putin; China, Xi Jinping, y Sudáfrica, Jacob Zuma, así como el primer ministro de la India, Narendra Modi, abordarán aspectos como la inclusión social y el desarrollo sostenible, precisó Efe en otro parte informativo.

Este último aspecto centrará el encuentro que los ministros de Finanzas y presidentes de los Bancos Centrales de los cinco principales países emergentes celebrarán el 14 de julio, un día después de la final del Mundial de fútbol 2014, del que Brasil también es anfitrión, y en vísperas de la cumbre.

'Crecimiento Inclusivo: soluciones sustentables'

Bajo el lema "Crecimiento Inclusivo: soluciones sustentables", los representantes de los cinco países buscarán reforzar el compromiso con la inclusión social y el desarrollo sostenible de los países sin abandonar la senda del crecimiento.

publicidad

Según el subsecretario político de la cancillería brasileña, José Alfredo Graça Lima, uno de los cometidos de la cumbre también es el de subrayar el papel que las cinco mayores potencias del mundo han desempañado para alcanzar los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) fijados por la ONU.

La expectativa de los organizadores es que cerca de tres mil personas participen en la reunión de líderes de los BRICS en Fortaleza, entre ellos unos 1,500 periodistas, 800 empresarios y miembros de las delegaciones de los cinco países.

La Cumbre entre los BRICS y Unasur será además la antesala de una primera cita entre los líderes de China y Brasil y los del llamado cuarteto de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (Celac), que integran Costa Rica, Cuba, Ecuador y Antigua y Barbuda.

Economías desaceleradas

La economista Lucia Andrade dijo a Efe que el banco que se gesta desde hace tres años puede ayudar también en el proceso de "desdolarizar" la economía mundial, como han planteado académicos de los países del BRICS durante un foro previo a la Cumbre realizado en marzo pasado en Río de Janeiro.

"Los BRICS, que soportaron la crisis mundial con solidez, pueden aportar mucho en la estabilidad financiera mundial y contribuir a que la fragilidad monetaria no sea por una dependencia exclusiva de la 'dolarización' de la economía", apuntó Andrade.

publicidad

"No hay que excluir al dólar del comercio mundial de una manera tajante, pero si se pueden fortalecer las monedas locales y los BRICS tienen la fuerza para conseguir eso", comentó a Efe el experto independiente en mercados Rafael Maraba.

Según Maraba, los BRICS deben mirar, además de su papel en el escenario mundial, los desafíos de la nueva clase media en las naciones emergentes, "que al final es la que dinamiza las economías en cualquier país".

Los países BRICS agrupan, según sus miembros, al 43% de la población mundial y en torno al 25 por ciento de la riqueza del mundo.

Shangai: la sede

El banco de desarrollo que prevén crear los países emergentes tendrá su sede en Shanghai, indicó el jueves la presidencia rusa.

El Kremlin también anunció que quiere proponer en la reunión entre Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica, los 15 y 16 de julio, la creación de una asociación energética encargada de garantizar la seguridad energética y analizar los mercados, indica por su parte la Agencia France Press.

"La sede estará en Shanghai, es lo decidido en los documentos", indicó el consejero del Kremlin encargado de relaciones internacionales, Yuri Ushakov, en declaraciones divulgadas el jueves.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad