publicidad

Generará unos $350 millones...

Generará unos $350 millones...

El Super Bowl XLI, la fiesta deportiva más importante de Estados Unidos, inyectó más de $463 millones a la economía del sur de Florida.

Una victoria económica

MIAMI, Florida - El Super Bowl, el mayor espectáculo deportivo de Estados Unidos, atrajo a la final de este año en Miami a 112,403 visitantes que dejaron un beneficio de $463 millones de dólares a la economía del sur de Florida.

Según un estudio divulgado esta semana por el Instituto de Investigación y Gestión del Deporte, dicho impacto económico incluye el dinero que desembolsaron los visitantes en transporte, hoteles, restaurantes y espectáculos de entretenimiento.

Sin embargo, el estudio no comprende el costo de las entradas al partido del pasado 4 de febrero, que enfrentó a los Potros (Colts) de Indianápolis con los Osos (Bears) de Chicago.

Para el análisis se entrevistó a 5,659 aficionados tanto en hoteles, festejos y aeropuertos como en el mismo partido.

El 87 por ciento de los entrevistados dijo que su impresión personal del sur de Florida era muy buena o excelente.

"El comité anfitrión del Super Bowl está entusiasmado y orgulloso de los resultados económicos que revela el estudio", dijo en un comunicado Rodney Barreto, presidente del organismo.

Barreto aseguró que el impacto total en la economía del sur del estado de Florida superó todas las expectativas marcadas y señaló que esta región se consagra así como un destino idóneo para la celebración del Super Bowl.

publicidad

El estudio destacó que el promedio de gasto por persona fue de $668.60 dólares, frente a los $145 y $245 dólares de promedio el resto del año.

Las cifras del impacto económico apuntadas este año suponen un aumento del 17 por ciento respecto a las registradas en el Super Bowl de 1999, también celebrado en Florida, que fue de $396 millones de dólares.

Está previsto que el sur de Florida vuelva a ser la sede de la edición XLIV del Super Bowl en 2010.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
La entrega del último galardón de la noche fue una verdadera confusión. Se leyó 'La la land' en vez de 'Moonlight', al parecer porque la tarjeta entregada a los presentadores no era la correcta. La película que finalmente fue reconocida con la estatuilla tomó a actores y directores por sorpresa quienes corrieron al escenario para aceptar el premio.
En 2011 Donald Trump fue blanco de las bromas del Barack Obama tras la polémica por el certificado de nacimiento del presidente y este año, en su primera cena en el cargo, el mandatario anunció que no asistirá.
En medio de su discurso en la Conferencia Conservadora de Acción Política 2017, Trump aseguró que cumplirá lo prometido sobre la construcción del muro de la frontera sur del país y que seguirá con las deportaciones.
Los dreamers dicen que con la situación en EEUU y las nuevas políticas del presidente Donald Trump, temen pedir ayuda financiera para realizar sus estudios, pues les preocupa que esto les cueste su estadía en el país.
publicidad