publicidad
Royal Bank of Scotland ha confirmado que se registrará en Londres si gana el "sí" en el referéndum.

FMI advierte 'reacción negativa' en mercados si gana el 'sí' en Escocia

FMI advierte 'reacción negativa' en mercados si gana el 'sí' en Escocia

El FMI advierte de las posibles consecuencias de una respuesta positiva en el referendo del próximo día 18.

Royal Bank of Scotland ha confirmado que se registrará en Londres si gan...
Royal Bank of Scotland ha confirmado que se registrará en Londres si gana el "sí" en el referéndum.

El país podría quedarse sin dos importantes bancos

El Fondo Monetario Internacional (FMI) advirtió de la "incertidumbre" y "la negativa reacción de los mercados en el corto plazo" si se registra victoria del "sí" en el referéndum sobre la independencia de Escocia del Reino Unido, que se celebrará el próximo 18 de septiembre.

"El principal efecto inmediato (del triunfo del 'sí') es la probable incertidumbre sobre la transición hacia un potencialmente nuevo y diferente marco monetario, financiero y fiscal en Escocia", afirmó Bill Murray, portavoz del FMI, en la rueda de prensa quincenal del organismo, informa la agencia Efe.

En este sentido, el organismo anticipó "una reacción negativa de los mercados en el corto plazo".

publicidad

Murray matizó, no obstante, que "los efectos a largo plazo dependerían de las decisiones que se tomen durante la transición".

Los analistas plantean como principal duda lo que ocurriría con la moneda.

El gobierno autónomo escocés, encabezado por el nacionalista Alex Salmond, ha indicado que tiene intención de conservar la libra si gana la independencia, pero Londres ha descartado esa posibilidad.

Las últimas encuestas apuntan a un resultado estrecho entre los partidarios del "no" a la independencia de Escocia y los defensores del "sí".

¿Adiós al RBS y al Lloyds?

En otro parte informativo, Efe señala que el Royal Bank of Scotland y el Lloyds Banking Group, dos importantes bancos británicos, han confirmado que se registrarán en Londres si gana el "sí" en el referéndum.

El grupo Lloyds, que incluye al Halifax y al Bank of Scotland, indicó que tiene planes de contingencia para establecerse en Inglaterra ante una eventual independencia, mientras que el RBS, con registro en Escocia desde 1727, hizo lo mismo.

La decisión de estas dos importantes entidades británicas se tomó después de que numerosos clientes solicitasen una aclaración sobre la situación de sus finanzas si gana el "sí" el día 18, según ha indicado el Lloyds Banking Group.

El banco aclaró que con ese plan quiere que la entidad siga estando protegida y regulada por el Banco de Inglaterra.

publicidad

"El Lloyds Banking Group ha visto un incremento en el nivel de consultas de los clientes, colegas y partes interesadas sobre los planes (del banco) después del referéndum escocés", agregó la entidad en un comunicado.

"Mientras el alcance de los posibles cambios no está aún claro, tenemos planes de contingencia que incluye el establecimiento de nuevas entidades legales en Inglaterra", señaló el banco.

"Este es un procedimiento legal y no habría cambios inmediatos o problemas que pudieran afectar a nuestros negocios y clientes", agregó el Lloyds, cuyo 25 % está en manos del contribuyente británico tras su rescate hace unos años a raíz de la fuerte recesión económica.

The Associated Press indica que los pasos de los bancos generan interrogantes sobre la capacidad de una Escocia independiente de retener negocios, particularmente durante los meses de incertidumbre financiera que seguirían una votación para separarse. Escocia, entre otras cosas, tendría que determinar cuál moneda usa y cuánto de la deuda pública del Reino Unido tiene que asumir.

¿Qué pasará en el referendo?

La Agencia France Press subraya que un nuevo sondeo dio a los unionistas seis puntos de ventaja sobre los independentistas, dándoles aire en una semana que empezó con la primera encuesta desfavorable.

publicidad

Ese dato obligó a los grandes líderes políticos británicos a viajar a Escocia para enderezar la situación y no acabar viéndose arrastrados por el desmantelamiento del Reino Unido.

El jefe del gobierno regional y líder de la campaña independentista, Alex Salmond, daba por su parte una conferencia de prensa para medios internacionales en la que estimó que "la campaña del no está en declive terminal".

De acuerdo a la AP, los más recientes sondeos indican que una Escocia independiente " hasta hace poco desestimada como un resultado improbable " pudiera ser una posibilidad, con la campaña en favor de la separación ganando impulso antes de la consulta del 18 de septiembre.

Eso ha sacudido los mercados, haciendo que inversionistas vendan la libra. La campaña pro independencia dice que Escocia se puede sostener por sí misma económicamente, pero sus oponentes " incluyendo muchos negocios en Escocia " se han concentrado en las incertidumbres, especialmente la moneda.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad