publicidad

Congreso de EU logra acuerdo para la mayor reforma financiera en 70 años

Congreso de EU logra acuerdo para la mayor reforma financiera en 70 años

El Congreso de EU logró un acuerdo para sacar adelante la mayor reforma financiera de los últimos 70 años.

Congreso de EU logra acuerdo para la mayor reforma financiera en 70 años...

La mayor desde la Gran Depresión

WASHINGTON, D.C.  - El Congreso de Estados Unidos logró este viernes un acuerdo para sacar adelante la mayor reforma financiera de los últimos 70 años, un logro que representa un espaldarazo para el presidente Barack Obama en momentos de dificultades internas.

El acuerdo, obtenido después de más de veinte horas de negociaciones ininterrumpidas en el Congreso, regula por primera vez los mercados de derivados, concede mayores poderes de supervisión al Gobierno, introduce protecciones para el consumidor y limita la posibilidad de que los bancos hagan apuestas arriesgadas con sus fondos.

Antes de partir hacia Canadá para participar este fin de semana en las cumbres del G8 y del G20, que agrupan a las principales economías mundiales, Obama dio la bienvenida, en una breve alocución, al acuerdo preliminar, que ahora pasará a las dos Cámaras del Congreso para su aprobación.

publicidad

Se trata, aseguró, de la "mayor reforma financiera en nuestro país desde la Gran Depresión", necesaria por cuanto "el crecimiento económico y la prosperidad dependen de que contemos con un sector financiero firme y robusto".

El acuerdo, aseguró Obama, abarca "el 90 por ciento" de lo que él había pedido cuando hace un año reclamó al Congreso que acometiera una reforma del sistema regulador financiero.

Impedir nueva crisis

"Todos hemos visto lo que ocurre cuando no hay una supervisión adecuada y poca transparencia en Wall Street... Las reformas que acomete el Congreso harán que Wall Street tenga que responder de sus actos, de modo que podamos impedir otra crisis financiera como la que hemos vivido", explicó el presidente estadounidense.

El acuerdo, que ahora pasará a las dos Cámaras del Congreso para su aprobación, representa una victoria para el presidente Barack Obama, que llegará a Canadá con la prueba de que Estados Unidos hace algo concreto para evitar las crisis financieras con impacto global.

La Casa Blanca espera que las dos Cámaras aprueben el texto la semana próxima, con vistas a que Obama pueda firmar la ley antes del 4 de julio.

Para el presidente estadounidense representará un espaldarazo muy bienvenido, en momentos en los que su popularidad se ve perjudicada por problemas como el vertido de petróleo en el Golfo de México, la peor catástrofe ecológica en la historia de Estados Unidos.

publicidad

Wall Street y el sector financiero en general ha ejercido una dura presión para evitar que la reforma supusiera una merma importante de sus actividades, si bien ha aceptado otras limitaciones, consciente de que es necesario evitar crisis como la que se originó en 2008.

Buena negociación

Entre otros puntos, el proyecto de ley incluye la provisión "Volcker", propuesta por el ex presidente de la Reserva Federal Paul Volcker, que inicialmente iba encaminada a prohibir a los bancos que hicieran apuestas arriesgadas con sus fondos.

Los demócratas, que necesitan algún apoyo republicano en el Senado para lograr los 60 votos mínimos, hicieron una concesión al senador Scott Brown, al permitir que la banca pueda invertir en productos como los fondos de alto riesgo un máximo del 3% del capital.

La oposición republicana se ha lamentado de que la ley abarca demasiadas cosas y trata de regular aspectos que no tuvieron ningún papel en la forja de la crisis.

Por contra, los demócratas la consideran una herramienta imprescindible. Según el senador demócrata Christopher Dodd, presidente del Comité de Banca de la Cámara Alta, "hemos necesitado una crisis para llegar al punto en que pudiéramos sacar esto adelante".

Los legisladores en la Cámara de Representantes aprobaron el acuerdo preliminar por veinte votos a favor contra once, mientras que los senadores votaron siete contra cinco.

publicidad

"Ha prevalecido el sentido común", declaró la senadora demócrata Blanche Lincoln, que vio aguada una propuesta para limitar los riesgos de los bancos.

Consejo supervisor

Entre otras cosas, el acuerdo crea un consejo supervisor de 10 miembros que vigilarán los principales problemas en todo el sistema financiero.

Los reguladores tendrán más atribuciones para liquidar las compañías bancarias que hayan crecido demasiado, pero sólo si alguna de estas firmas amenaza con desestabilizar el sistema financiero.

Además, los bancos que forman "paquetes de especulación" deberán conservar un 5 por ciento del riesgo de crédito en sus propias hojas de balance.

Contenido de la reforma

- Más supervisión gubernamental: la legislación crea un consejo supervisor de 10 miembros que vigilarán los principales problemas en todo el sistema financiero. El Departamento del Tesoro tendrá atribuciones para imponer regulaciones más estrictas para las firmas más grandes.

- Liquidación de bancos: los reguladores tendrán más atribuciones para liquidar las compañías bancarias que hayan crecido demasiado, pero sólo si alguna de estas firmas amenaza con desestabilizar el sistema financiero.

- Atribuciones para liquidar las firmas financieras: la legislación otorga a la Corporación Federal de Seguro de Depósitos (FDIC por su sigla en inglés) la autoridad para liquidar las firmas financieras gigantes de la misma manera que puede hacerlo con los bancos. Las agencias reguladoras gubernamentales recuperarán cualquier pérdida incurrida por la clausura de instituciones financieras cobrándoles una tarifa a las firmas con más de $50 mil millones en activos.

publicidad

- Seguro de depósitos: la legislación hace permanente la cifra de hasta $250 mil en la garantía del Gobierno federal para los depósitos en bancos, cajas de ahorro y entidades de crédito mutuo, con retroactividad al 1 de enero de 2008. El Gobierno había incrementado la garantía desde los $125 mil a $250 mil para evitar un pánico de los ahorradores en 2008.

- Los bancos que forman "paquetes de especulación" deberán conservar un 5 por ciento del riesgo de crédito en sus propias hojas de balance.

- Auditoría de la Reserva Federal: la legislación propuesta permite que el Congreso ordene a su Oficina de Contraloría una revisión de las actividades del banco central, excepto la política monetaria. Las auditorías podrán hacerse dos años después que la Reserva haga préstamos de emergencia y otorgue ayuda financiera a las firmas en problemas.

- Incremento de las reservas: las firmas que vendan títulos respaldados por hipotecas (titulización) deben conservar al menos un 5% del riesgo del crédito, a menos que los préstamos ya cumplan con las nuevas normas para la reducción del riesgo.

- Tarifa para el sistema financiero: se impondrá un gravamen a los bancos y firmas financieras para pagar por los $19 mil millones que costará la puesta en práctica de la reforma del sistema bancario y financiero.

publicidad

Establecen límites

- Hipotecas: se establecerán normas mínimas nacionales para las hipotecas de vivienda. Los prestamistas, por primera vez, deberán asegurar que el prestatario puede pagar el préstamo verificando el historial de crédito y el empleo del solicitante.

- Regulación del mercado de derivados: la legislación intenta una mayor transparencia en las operaciones con complejos instrumentos de especulación, llamados "derivados", que formaron parte importante del colapso de 2008. Bajo esta legislación, la mayoría de los derivados deberán negociarse en cajas de compensación y mercados regulados.

- Límites a los riesgos: la legislación restringe el margen de riesgo que pueden tomar los bancos en transacciones con sus propias cuentas. La propuesta original hubiese impedido que los bancos tuvieran propiedad en fondos de especulación, pero la ley acordada permitirá que los bancos pongan hasta el 3 por ciento de su capital en estos fondos.

- Las agencias calificadoras de riesgo: bajo esta ley las agencias que califican el riesgo deberán divulgar sus métodos, y la Comisión de Valores (SEC, por sus siglas en inglés) deberá elaborar un método independiente para la vinculación de la agencia calificadora y las firmas que buscan calificación de su crédito.

- Límites a las remuneraciones de los altos directivos: la legislación impondrá nuevas reglas sobre la forma en que todas las compañías cotizadas, y no sólo los bancos y otras firmas financieras, pagan a sus directivos. Los accionistas tendrán derecho a un voto de opinión, no vinculante, acerca de la forma en que se paga a los ejecutivos, tanto en sus remuneraciones durante sus años de servicio como en los "paquetes de retiro".

publicidad

- Protección del consumidor: la legislación establece una Oficina de Protección Financiera del Consumidor, que será una agencia independiente aunque esté dentro de la Reserva Federal. Esta agencia se financiará con tarifas pagadas por los bancos, y fijará las reglas para reducir las prácticas turbias en los préstamos a los consumidores y las tarjetas de crédito.

- Calificación de crédito personal: todos los consumidores podrán obtener una vez al año un informe, gratis, de su puntuación para obtener un crédito, según las agencias de calificación del crédito.

- Tarifas de intercambio: los legisladores quieren que la Reserva Federal restrinja las tarifas que los comercios minoristas pagan a los bancos por las ventas pagadas con sus tarjetas de débito. La Reserva Federal podría poner límites a esas tarifas y hacerlas más razonables.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad