publicidad

Dos hombres fueron acusados en NY de "conspiracion" por ayudar a Al-Qaeda.

Dos hombres fueron acusados en NY de "conspiracion" por ayudar a Al-Qaeda.

Fiscal Federal de Manhattan culpó a Wesam El Hanafi y a Sabirhan Hasanoff, de "conspiración para modernizar" la tecnología al grupo terrorista.

Juraron lealtad total al grupo terrorista

NUEVA YORK - Dos estadounidenses fueron acusados en Nueva York de conspirar para proveer ayuda material al grupo terrorista Al-Qaeda, incluido en el ámbito informático, informó este viernes la fiscalía federal en Manhattan.

Los presuntos implicados son Wesam El Hanafi, de 33 años, nativo y residente en Brooklyn, y Sabirhan Hasanoff, de 34 años, que tiene también nacionalidad australiana además de la estadounidense y es vecino de ese mismo barrio neoyorquino.

El fiscal Preet Bharara manifestó, al dar a conocer la acusación, que ambos individuos "conspiraron para modernizar a Al-Qaeda con el aporte de su experiencia en sistemas informáticos y con otros bienes y servicios".

La fiscalía explicó en un comunicado de prensa que El Hanafi viajó a Yemen en febrero de 2008 y allí se reunió con dos miembros de Al-Qaeda, a la vez que juró lealtad a esa organización terrorista y recibió instrucciones sobre cómo operar con seguridad y le asignaron tareas.

Ese individuo y Hasanoff conversaron en mayo de ese mismo año en Brooklyn con otra persona, a la que las autoridades no identificaron, para que éste se incorporase también a la organización terrorista.

Por esas fechas, El Hanafi compró también una suscripción para un programa informático que le permitía mantener comunicaciones seguras a través de internet y en abril de 2009 adquirió siete relojes digitales a través de internet para Al Qaeda, que recibió en su residencia en Brooklyn, según la fiscalía.

publicidad

Hasanoff también llevó a cabo en Nueva York diversas tareas en favor de la organización terrorista.

Ambos individuos fueron acusados de un delito de conspirar para proveer apoyo material a una organización terrorista extranjera, lo que lleva asociada una pena máxima de 15 años de prisión.


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad