publicidad
Hispana en EEUU. (Imagen de Archivo).

Empresa de Colorado pagará un millón de dólares por discriminar a latinas

Empresa de Colorado pagará un millón de dólares por discriminar a latinas

Dos firmas infringieron las leyes federales al permitir que el gerente de limpieza, Omar Quezada, acosara sexualmente a empleadas mexicanas.

Una conocida empresa que administra condominios en el centro de esquí de Vail, en las montañas del oeste de Colorado, accedió a pagar una multa de poco más de un millón de dólares para poner fin a una demanda federal en su contra por no haber impedido repetidos casos de acoso sexual y de discriminación de empleadas hispanas.

La Comisión de Oportunidades Laborales Equitativas (EEOC) anunció que la empresa Vail Run Community Resort Association, y la compañía que la administra, Global Hospitality Resorts, pagarán 1’020,000 dólares en respuesta a la demanda que la EEOC presentó a mediados del año pasado.

publicidad

Esa demanda indica que las empresas mencionadas infringieron las leyes federales al permitir que el gerente de limpieza, Omar Quezada, acosara sexualmente a empleadas mexicanas (incluyendo un intento de violación), algunas de las cuales luego fueron sancionadas o despedidas al denunciarlo ante sus supervisores.

En abril de 2014, Quezada fue declarado culpable por un jurado local de haber extorsionado a por lo menos dos mujeres indocumentadas a tener contactos sexuales a cambio de no denunciar antes las autoridades federales su situación inmigratoria irregular.

Mary Jo O’Neill, abogada regional de la EEOC, dijo que el comportamiento del hombre “ fue realmente atroz. Lo que pasó con estas mujeres fue horrible”, cita la web de Denver Post.

La sentencia de Quezada aún está siendo apelada.

En julio de 2015, la EEOC inició una demanda en nombre de las mujeres afectadas y en nombre de otros empleados, tanto hombres como mujeres, que fueron sancionados por haber presentado quejas ante la administración de los condominios.

Según EEOC, las quejas fueron recibidas "con enojo o indiferencia" por el gerente general de Vail Run, William Fleischer, a quien se acusa de "no haber iniciado una investigación interna" para determinar la veracidad de las denuncias y de "no haber tomado medidas para reducir los poderes de supervisor de Quezada ni haberlo sancionado".

Las víctimas iniciales buscaron ayuda de la División de Derechos Civiles de Colorado (CCRD), pero cuando los investigadores de esa agencia estatal determinaron que había más víctimas, CCRD y EEOC colaboraron para lograr una solución del caso.

publicidad

Ante la negativa de Vail Run de una posible mediación, EEOC inició acciones legales.

"Nos complace que el trabajo investigativo de CCRD haya producido un resultado importante para Colorado y para todo el país. El operar conjunto de EEOC y CCRD no sólo provee protección a todos los trabajadores, sin importar su nacionalidad, sino que se asegura que se responderá agresivamente a casos de acoso sexual de trabajadores extranjeros", dijo Rufina Hernández, directora de CCRD.

Vail Run deberá ahora entrenar a sus gerentes cada seis meses en detección y reporte de discriminación y acoso sexual y deberá entrevistar a los empleados para verificar que no hubiese ese tipo de conductas.

Además, deberá proveer material y reportes en español sobre los derechos de los trabajadores a los empleados que sólo hablan ese idioma.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad