publicidad
Protestas en Taiwán por reunión con el presidente de China

Presidentes de China y Taiwán se reunirán luego de 75 años de distanciamiento

Presidentes de China y Taiwán se reunirán luego de 75 años de distanciamiento

Xi Jinping y Ma Ying-jeou estrecharán sus manos este sábado en Singapur, pero no firmarán acuerdos ni habrá declaración oficial.

Protestas en Taiwán por reunión con el presidente de China
Protestas en Taiwán por reunión con el presidente de China
El presidente chino, Xi Jinping
El presidente chino, Xi Jinping


Los presidentes de Taiwán, Ma Ying-jeou, y de China, Xi Jinping, se reunirán por primera vez este sábado en Singapur, informaron funcionarios taiwaneses.

publicidad

La Cumbre entre Ma y Xi será la primera entre los dirigentes de China y Taiwán desde que el triunfo de la revolución comunista estableciera la República Popular China en Pekín en 1949 y se trasladara el gobierno de la República de China a Taiwán ese mismo año.

Los dos dirigentes intercambiarán puntos de vista sobre la consolidación de la paz a través del estrecho de Taiwán y el mantenimiento del status quo, pero no se firmarán acuerdos ni emitirá comunicado conjunto, señaló la agencia CNA.

La agencia oficial china Xinhua confirmó la reunión, en un despacho en el que dijo que la reunión tendrá lugar "en nombre de los líderes de la parte continental y Taiwán", según dijo Zhang Zhijung, responsable de la Oficina de Taiwán en el Consejo de Estado.

China y Taiwán mantienen una disputa de soberanía desde 1949, cuando los comunistas dirigidos por Mao Zedong derrotaron al nacionalista Kuomintang encabezado por Chiang Kai-Chek en la guerra civil china y estos últimos se refugiaron en la isla.


Desde entonces, las tensiones son periódicas y Pekín no ha renunciado al uso de la fuerza en caso de que la isla proclamara su independencia formal.

El Gobierno taiwanés justificó la falta de aviso previo y consulta sobre la cumbre presidencial por la necesidad de consolidar los lazos y evitar tensiones con China.

publicidad


El gobierno de la isla informó  a los legisladores del encuentro, prometió una comparecencia presidencial y explicó por medio del secretario general de la Presidencia, Tseng Yung-chuan, que el encuentro busca "consolidar la paz y mantener el status quo, pero que no se firmarán acuerdos ni habrá comunicado conjunto".

El portavoz presidencial, Charles Chen, negó que el encuentro tenga objetivos partidistas o electorales y reiteró que su objetivo de "estabilizar los lazos en el estrecho de Taiwán y mantener el status quo" "no tiene relación con la campaña electoral".

La oposición, por su parte, acusa al presidente taiwanés de incumplir sus promesas de relaciones con China "sólo cuando lo exija la necesidad del país y con apoyo popular y supervisión parlamentaria", en un comunicado emitido este miércoles por el Partido Demócrata Progresista (PDP).

Los opositores también expresaron su preocupación por "el uso partidista" y "manipulación electoral" del encuentro e instaron a Ma a mantener la entrevista "en calidad de presidente" para salvaguardar "el respeto a la soberanía y dignidad nacional" y a no hacer concesiones en democracia o soberanía.

La presidenta del PDP y candidata Presidencial de ese partido, Tsai Ing-wen, acusó a Ma, en rueda de prensa, de "falta de transparencia" y de "jugar con la soberanía e independencia de la isla" por poner su nombre en la historia.

publicidad

Otros partidos opositores lanzaron protestas en el Parlamento y fuera del Palacio Presidencial acusando a Ma de "vender la Patria" y de "usar Taiwán como una ficha de negociación" para alcanzar sus objetivos personales.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad