publicidad
De una a otra parte del mundo, las leyes sobre el despido de los empleados cambian de formas incluso radicales.

Los países con mejor y peor protección contra el despido

Los países con mejor y peor protección contra el despido

De un país a otro, las leyes sobre el despido de los empleados cambian de maneras incluso radicales.

De una a otra parte del mundo, las leyes sobre el despido de los emplead...
De una a otra parte del mundo, las leyes sobre el despido de los empleados cambian de formas incluso radicales.

De un país a otro, las leyes sobre el despido de los empleados cambian de formas incluso radicales. Conoce algunos ejemplos.

Estados Unidos es uno de los pocos países en donde la gente puede ser despedida prácticamente sin temor a las sanciones, pues los empleados están contratados “a voluntad”, lo que significa que pueden ser despedidos sin advertencia, razón justificada o aviso previo.

Cualquier empleado puede ser llamado a la oficina del jefe y ser informado de que está despedido, por lo que debe recoger sus cosas y retirarse en ese momento. Puede parecer implacable, pero funciona también en el sentido inverso. Los empleados pueden llegar cualquier día a la oficina con la noticia de que renuncian e incluso podrían empezar un nuevo trabajo en ese momento, informa la web de la BBC.

publicidad

Los empleados acostumbran avisar con unas dos semanas de anticipación, aunque no hay ninguna ley que lo exija.

En Estados Unidos tampoco existe una ley que obligue al empleador a dar un pago por liquidación. Al final, indica el medio, todo dependerá de los contratos individuales entre el empleado y el empleador, exceptuando a los empleados sindicalizados que negocian contratos colectivos de trabajo.

Por otro lado, en buena parte de Europa se considera que los trabajadores tienen el derecho de mantener su trabajo de por vida.

Italia se caracteriza por ser uno de los países con mayores regulaciones sobre leyes laborales, según los expertos consultados por la BBC. Dichas regulaciones están mayormente destinadas a proteger a los empleados.

BBC indica que, por ejemplo, una empleada que se acaba de casar no puede ser despedida en el primer año de su matrimonio, a menos que sea por clara mala conducta: robo o violencia, indica Michael Butler, de Radius Worldwide.

Pero incluso en esos casos, el despido puede ser complicado. Andrea Huggard-Caine cuenta su experiencia al tener que despedir a un trabajador cuando laboraba en Italia.

“El tribunal señaló que le dimos la oportunidad de robar y que nuestros procedimientos no eran lo suficientemente fuertes para evitar la tentación de hacerlo, así que había sido nuestra culpa”, y aunque el empleado no volvió a su puesto, la firma que lo despidió tuvo que indemnizarlo.

publicidad

En el Reino Unido, todos los trabajadores cuentan con el derecho legal a tener un periodo de aviso previo de una semana por los dos primeros años de servicio y una semana adicional por cada año posterior, antes de ser despedidos. Sin embargo, la mayoría de los empleadores tendrán periodos de aviso previo más largos exigidos por la ley para protegerse de aquellos trabajadores que quieren abandonar el puesto rápidamente.

Los empleadores también pueden despedir a los empleados inmediatamente y pagarles el valor de su periodo de preaviso.

Por otro lado, en Brasil no se requiere una causa específica para el despido, pero existen estrictas leyes sobre el dinero que el patrón debe darle a las personas que despide.

Se trata de un mes de salario, incluyendo el tiempo de vacaciones, además de una multa que se hace con base en el tiempo de servicio. Los motivos para el despido como el robo pueden exonerarlo del pago extra, aunque esto puede implicar que sea demandado en respuesta. Las compañías optan por pagar una multa determinada para despedir a algún empleado sin motivo.

La BBC añade que las leyes en China protegen y favorecen los derechos de los empleados, cuyo contrato es difícil de darse por terminado y los tribunales tienen la posibilidad de bloquear un despido o exigir que un trabajador sea reincorporado en su puesto.

No obstante, los despidos en China, por su cultura, deben ser tomados con mucha sensibilidad, pues crear una reputación negativa sobre el maltrato a los empleados puede provocar grandes daños a la imagen de la firma.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad