publicidad

Los Consejos de Julie Stav...

Los Consejos de Julie Stav...

Si estás agobiado de deudas, es hora de dejar de sufrir y empezar a desarrollar un plan para pagarlas cuanto antes. Julie Stav te dice cómo.

Pide ayuda profesional

Si crees que tienes problemas con tus deudas y no encuentras cómo salir de ellas, no estás solo. Quizás sea un consuelo mínimo, pero es importante que sepas que según la Reserva Federal, cada hogar de Estados Unidos debe un promedio de alrededor de $18 mil dólares.

Si los acreedores te agobian -no importa cuánto dinero debas- y crees que no puedes crear tú solo un plan para pagar tus deudas, busca ayuda en una agencia de asesoría de crédito o de consolidación de deudas.

Las agencias recomendables son aquellas que no te presionan, que muestran un interés genuino de ayudarte y que por lo general, ofrecen planes que duran de dos a tres años.

Ten en cuenta que estas entidades no trabajan de gratis, pero sí hay diferencias en los precios que cobran por sus servicios.

Un punto importante a considerar además es que durante todo el tiempo que dure tu plan específico de pago, en tu informe de crédito aparecerá una nota que indica los detalles de tu situación.

No obstante, esa marca no deberá afectar tu puntaje crediticio ni evitará que puedas obtener préstamos en el futuro.

Tampoco son fiables los incontables mensajes electrónicos o e-mails que prometen eliminar tus deudas sin que tú tengas que hacer nada; o las empresas que te envían cartas u ofertas por correo a tu casa.

En la mayoría de los casos, estas compañías te sacan dinero a cambio de nada, pues nunca cumplen la promesa de bajar tus deudas y limpiar tu historial crediticio.

publicidad

Hay algo claro, y en eso no puedes engañarte... Lo que debes nadie lo puede eliminar por arte de magia, y parte del trabajo que esas empresas realizan lo puedes hacer tú mismo.

Lo único que debes hacer es comunicarte con los acreedores o con las agencias de cobro de tus deudas para solicitar algún tipo de arreglo de pago.

La clave para solucionar tu problema es sencilla. Mientras más pagues, más rápido se acabará la deuda. Esa, en realidad, es la única manera "mágica" de liquidar las deudas y de cuidar mejor tu bolsillo.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad