publicidad
Mientras las encuestas favorecen a Dilma Rousseff, la Bolsa de Valores de Sao Paulo registró su mayor caída en 3 años, con pérdidas de 4.52%.

Brasil anuncia más beneficios fiscales para estimular su sector industrial

Brasil anuncia más beneficios fiscales para estimular su sector industrial

A menos de un mes de las elecciones presidenciales, Brasil ofrece beneficios fiscales al sector industrial.

Mientras las encuestas favorecen a Dilma Rousseff, la Bolsa de Valores d...
Mientras las encuestas favorecen a Dilma Rousseff, la Bolsa de Valores de Sao Paulo registró su mayor caída en 3 años, con pérdidas de 4.52%.

¿A quién beneficiaría esta medida?

El ministro de Hacienda brasileño, Guido Mantega, presentó el lunes en Sao Paulo nuevos beneficios fiscales para estimular el sector industrial, un anuncio que fue realizado a menos de un mes de que se celebren las elecciones presidenciales.

Entre las medidas, el Gobierno señaló que extenderá a todos los sectores de la industria la reducción de la alícuota del Impuesto de Renta al lucro de las empresas en el extranjero del 34% actual, al 25%.

Hasta el momento, dicha medida tan sólo beneficiaba a los sectores de la construcción, servicios, alimentos y bebidas.

"Queremos dar más competitividad a la industria brasileña y reducir la inseguridad jurídica", afirmó Mantega tras un encuentro con representantes de la Confederación Nacional de Industrias (CNI).

publicidad

Para Mantega, la ampliación de dicha medida a otros sectores de la industria ayuda a mantener la competitividad de la industria brasileña en el exterior: "en la práctica, es un equilibrio entre empresas brasileñas y extranjeras".

Dilma Rousseff va por la confianza de los empresarios

El ministro también informó de que el Plan Reintegra, que concede subsidios a exportadores de bienes manufacturados, será permanente, con alícuotas definidas cada año.

Los beneficios fiscales anunciados por Mantega forman parte del paquete de medidas adoptado por la presidenta y candidata a la reelección, Dilma Rousseff, para recuperar la confianza de los empresarios tras los poco optimistas datos económicos divulgados recientemente.

La economía de Brasil, el país más industrializado de América Latina, se encuentra actualmente en "recesión técnica" después de acumular dos trimestres consecutivos de crecimiento negativo.

Luego de haber crecido un 7.5% en 2010, la economía brasileña avanzó un 2.7% en 2011, sólo el 1.0% en 2012 y un 2.3% en 2013 y los analistas del mercado financiero creen que se situará este año en torno al 0.33%.

La previsión de los expertos coincide con un informe difundido el lunes en París por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), que advierte sobre una recuperación más lenta de lo esperado en las principales economías del mundo y calcula que la expansión económica en Brasil será este año del 0.3%.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad