publicidad
Después de ser la imagen de una empresa de adelgazamiento, Kirstie Alley tendrá su propia firma.

A bajar de peso con Kirstie Alley

A bajar de peso con Kirstie Alley

La popular estrella Kirstie Alley, después de ser la imagen de una empresa de dietas, tendrá su propia firma.

Después de ser la imagen de una empresa de adelgazamiento, Kirstie Alley...
Después de ser la imagen de una empresa de adelgazamiento, Kirstie Alley tendrá su propia firma.

Sus kilos de más no la han apartado de la industria cinematográfica, donde incluso ha protagonizado una serie Fat actres ("La actriz gorda") en la que ironiza sobre lo difícil que es conseguir trabajo cuando las dimensiones del cuerpo no son las convencionales y más siendo mujer.Durante tres años, Kristie Alley ha sido la imagen de una conocida empresa estadounidense de programas de adelgazamiento, aunque según informó la edición digital de la revista People dejó de serlo hace tan sólo unos días. Scott Parker, vicepresidente del departamento de marketing de la compañía, señaló a la publicación que "a pesar de que Kirstie no aparecerá en la futura publicidad de la empresa, permanecerá en el programa de mantenimiento de la firma". Parker recuerda que Alley ha perdido unos 34 kilogramos, de los alrededor de 100 kilos que llegó a pesar, y ha mantenido su peso durante un año gracias a los programas que elabora su compañía. "Ella está muy orgullosa de haber podido participar en la publicidad de la empresa y está muy agradecida por la oportunidad de haber ayudado a otras personas a adelgazar", añade el representante de la firma.Con iniciativaSin embargo, la actriz ha decidido tomar la iniciativa y ha anunciado su intención de montar su propia firma para ayudar a perder peso."Intentaré desarrollar y dirigir mi propia marca de pérdida de peso, que espero lanzar en 2009", informa Alley en un comunicado. Por su parte, Alley remarca que "no tenía ninguna intención" de dar a conocer su nuevo proyecto en este momento, pero tras el anuncio de la compañía se sintió presionada a decir algo al respecto.

Asimismo, la actriz apunta a que el campo del adelgazamiento "está abierto y no es inmune a nuevas ideas y soluciones de mejora" para los problemas de obesidad que asedian a muchos de los estadounidenses cada día. "Estoy convencida de que puedo crear algo interesante e innovador: algo que si va bien, ayudará a que la gente estadounidense obesa pase a estar en forma -añade- y ofrezca a este país el más sano, el más delicioso, el más fácil y el más efectivo de los programas de adelgazamiento que hay en el mercado". La actriz no dudó en aparecer en bikini ante las cámaras del programa de televisión The Oprah Winfrey Show, la protagonista Look Who's Talking mostró su nueva figura y dijo que a los treinta nunca tuvo el coraje de posar en bikini pese a que estaba más delgada que ahora. "Las mujeres nunca pensamos que estamos lo suficientemente bien", dijo la actriz. "Y sí lo estamos. Sí estamos bien. Y somos más que nuestros cuerpos". Le ganó a los kilosAlley aseguró que su victoria contra los kilos de más se la debe a que ahora elige mejor el menú cuando come fuera de casa. Además dejó de fumar y empezó a bailar y a realizar una tabla de entrenamiento bajo supervisión.En el comunicado, Alley también tiene buenas palabras para la empresa a la que ha representado durante tres años, con la que asegura que mantiene "una relación extraordinaria", y para las personas que han tomado ahora su batuta. "No tengo ninguna duda de que Valerie Bertinelli y Queen Latifah -sus sustitutas- dirigirán con gran éxito este barco".

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad